sábado, 24 de noviembre de 2018

Altsasu y la Verdad Silenciada

Algún día algún estudiante de derecho en algún rincón del mundo se enterará del Caso Altsasu y se preguntará como es que la Europa de los Derechos Humanos permitió tal aberración en pleno siglo XXI, permitiendo que un estado con una obvia inclinación fascista aniquilase los más básicos derechos de  ocho jóvenes vascos con el cinismo que lo hizo.

Es por eso que la edición y lanzamiento de un libro de investigación periodística al respecto se hace más que necesario.

Vean lo que nos reportan desde Naiz:


Los testimonios de los ocho jóvenes de Altsasu condenados, sus madres y padres, el dueño del bar Koxka o llamadas de Moncloa a la prensa internacional conforman el libro ‘Altsasu. El caso Alsasua’, que viene a completar el relato de uno de los casos más mediáticos de los últimos años y que han presentado en la localidad de Sakana los periodistas de NAIZ y GARA Aritz Intxusta y Aitor Agirrezabal.

Aritz Intxusta y Aitor Agirrezabal, periodistas de GARA y NAIZ, han presentado en el centro cultural Iortia de Altsasu su trabajo ‘Altsasu. El caso Alsasua’, editado por Txalaparta. «El libro viene a explicar cómo es posible que una pelea de bar de apenas unos minutos se convierta, precisamente, en un libro», ha apuntado Agirrezabal. Para ello, los autores, en una crónica periodística, rescatan la parte silenciada por los grandes medios con cantidad de entrevistas, entre las que destacan, por primera vez, las realizadas a los jóvenes implicados en el caso. «Hemos intentado, a través de cartas y visitas a las prisiones de Aranjuez y Zaballa, explicar cómo unos jóvenes, de la noche a la mañana, se ven inmersos en este tornado».

Tal y como destaca Agirrezabal, «cada uno ha vivido de un modo muy personal este caso, con lecturas políticas y, también, muy íntimas». En ese punto, ha narrado uno de los relatos que más le ha marcado, por su simbolismo. Julen Goikoetxea, portero del equipo del pueblo, cuenta cómo fue detenido dos días después de un partido de fútbol contra el C.D. Amigó. En una estirada se hizo varias heridas que todavía estaban frescas cuando ingresó en prisión. Mirándoselas comprendió cómo había cambiado su vida en pocos días. El libro se cierra con una visita a Adur Ramírez de Alda a la prisión de Aranjuez.

Intxusta, por su parte, ha insistido en que el libro hace una lectura periodísticamente rigurosa sobre lo que ocurrió esa noche y, sobre todo, de lo que se desencadenó a partir de ese día sobre doce jóvenes, sus familias y todo un pueblo. «El caso pone de relevancia que algo funciona mal en el sistema judicial, en la desmesurada intromisión política y retrata un momento histórico muy concreto de la historia de Euskal Herria».

El periodista, que ya publicó ‘El Banquete. Expolio y desaparición de la CAN’ junto con los otros dos miembros del equipo de investigación de Kontuz, ha asegurado que ambos libros se parecen en la forma de tratar a las personas que participan. «Es importante poner rostros concretos a quienes están detrás de cada acción, las decisiones las toman personas. Y los jueces navarros, sobre los mismos hechos y con las mismas leyes, tomaron decisiones muy diferentes», ha señalado. Además, ha alertado sobre quedarse en la crítica genérica de la Justicia española. «Las leyes cada vez castigan con más dureza la disidencia política, la falta de independencia judicial es cada vez más preocupante. Hay que estar vigilantes ante esta deriva».

Termina con una visita a Aranjuez y arranca con otra al bar Koxka, donde su dueño, Iosu Muñoa, se abre a explicar, también por primera vez, qué vio durante la madrugada del 15 de octubre de 2016 y cómo vivió la declaración ante la Policía Foral, famosa a la postre durante el juicio, donde Muñoa observó que la declaración que le atribuían contenía frases que él no había pronunciado y su firma no estaba.

Altsasu Gurasoak y Ainara Urkijo, los primeros en recibir el libro

El acto de puesta de largo del libro ha finalizado con un gesto hacia los verdaderos protagonistas de la historia. Hasta el escenario se han acercado Ainara Urkijo, la única joven condenada que no se encuentra en prisión, y miembros de Altsasu Gurasoak, que han sido los primeros en recibir el libro, así como un ejemplar para cada uno de los siete que se encuentran en la prisión de Zaballa.

Bel Pozueta, madre de Adur Ramírez de Alda, ha destacado que este trabajo servirá para ofrecer un relato completo de lo acontecido.

El libro ya se puede adquirir en las librerías y en la página web de Txalaparta. Del mismo modo, también se puede conseguir en 948 Merkatua, colocado hasta el domingo en el Paseo Sarasate de Iruñea.






°

No hay comentarios.:

Publicar un comentario