sábado, 13 de marzo de 2004

Mintiendo en Contubernio

Hoy en la sección Mundo de La Jornada:

Señales de que hay un operativo oficial para desinformar sobre autores de atentados

Indigna la parcialidad de tv y otros medios en torno a ataques en Madrid

JENARO VILLAMIL ENVIADO

Madrid, 12 de marzo. Un día después de la peor ola de atentados terroristas que se hayan perpetrado en España crecían la sensación y las señales de la existencia de un amplio operativo gubernamental para desinformar a los ciudadanos, por conducto de los medios informativos, en especial la televisión pública, con la intención de desestimar los indicios de que los autores de los ataques son grupos radicales islámicos vinculados a Al Qaeda; otro objetivo sería alentar de nuevo una espiral de odio en contra del pueblo vasco y todos los grupos nacionalistas, así como de la población migrante de origen árabe, al tiempo que el largo silencio de la organización armada vasca ETA, rechazada por todas las fuerzas políticas y sociales, generó durante horas una ola de rumores, incertidumbre y temores mayores.

Por lo pronto, la indignación entre ciertos círculos académicos y de activistas creció cuando se confirmó que mientras medios extranjeros como la BBC de Londres informaban sobre la hipótesis de Al Qaeda, los voceros oficiales del gobierno del derechista José María Aznar insistían en responsabilizar a ETA, sin aportar elementos claros y contundentes.

El ministro del Interior, Angel Acebes, afirmó categórico a las 13 horas del jueves que, "sin ninguna duda", los atentados eran obra de ETA, y sólo hasta las 21 horas apareció en la pantalla comentando la posible autoría de Al Qaeda.

La parcialidad de la cadena pública, TVE, se volvió a percibir por distintos observadores, pues ésta minimizó las versiones de los distintos voceros de la oposición política, maximizó y repitió varias veces la versión del candidato del Partido Popular, Mariano Rajoy, y aun difirió el mensaje del rey Juan Carlos, mientras otras cadenas televisivas internacionales lo daban en directo, entre ellas CNN.

"Es la irresponsabilidad y la desinformación lo que nos hace temer más", expresaba indignado un madrileño en uno de los bares, mientras en TVE, a las 12 del día, volvía a aparecer Aznar para justificar la posición de su ministro del Interior y evadir cualquier comentario sobre su política exterior.

Asimismo, Aznar increpó a una reportera que le volvió a preguntar sobre la información referente a Al Qaeda. "En ocho años de gobierno creo que he sido muy claro. Estamos investigando todas las pistas", afirmó con rostro molesto, observando su reloj.

Rectificación

Los editoriales de los principales periódicos españoles plantearon hoy las posibles consecuencias de cualquiera de las dos hipótesis, ETA o Al Qaeda, y rectificaron su versión unívoca contra la organización separatista vasca.

Fue el caso singular del diario El País, que en su edición vespertina del jueves tituló a ocho columnas: "Matanza de ETA en Madrid", y este viernes matizó esa posición, estableciendo en su editorial que el gobierno estaría "en una situación complicada" si se confirma que la autoría está relacionada con Al Qaeda.

Juan Luis Cebrián, consejero delegado de ese periódico, realizó un duro llamado a la responsabilidad de los medios informativos en su artículo "Terrorismo en el pozo". Recordó la resolución de 1979 del Consejo de Europa, que llama a los medios a "aceptar cierto autocontrol" para "establecer un justo equilibrio entre el derecho público a la información y el deber de evitar ayudar a los terroristas".

En tanto, El Mundo expone tres hipótesis en su editorial: la responsabilidad de ETA, de Al Qaeda o una "increíble", que "no parece plausible", alianza entre ambos grupos.

Critica al ministro Acebes por su precipitación, ya que, señala el rotativo, "cobraría fundamento la sospecha de que en alguna ocasión ha llegado a anteponer sus prejuicios a los datos objetivos que deben guiar la lucha antiterrorista". Sintetiza subrayando que en España "antes teníamos un problema con ETA y ahora tenemos dos, con la aparición de Al Qaeda".

A su vez, el periódico catalán La Vanguardia también abunda sobre las dos posibilidades -ETA o Al Qaeda- y hace un llamado a la serenidad y a que todos los ciudadanos salgan a votar el próximo domingo.

En su primera plana expone las dos posiciones: "Al Qaeda reivindica la masacre, aunque Interior señala a ETA". En páginas interiores destaca: "Interior sospecha de ETA, pero cobra fuerza la pista del terrorismo islámico".

El periódico conservador ABC no menciona en su primera página a Al Qaeda, pero deja abiertas posibilidades distintas a la organización vasca: "el gobierno atribuye a ETA los cuatro atentados, pero no descarta otras líneas de investigación". En su editorial reprocha a distintas voces que "desde los medios de comunicación de enorme influencia nos alertaron a bajar la guardia" ante la agrupación separatista.

El consenso en editoriales, análisis y declaraciones frente a los atentados es que la única posibilidad de derrotar la violencia y el miedo es ejercer el voto en los comicios del próximo domingo y demandar el fin de los grupos violentos, vengan de donde vengan.

En vísperas de la marcha

Una pertinaz lluvia, un día gris, a tono con el estado de ánimo de la mayoría de los madrileños, coronaba la víspera de la multitudinaria marcha convocada por el gobierno y todas las fuerzas políticas.

Se esperaba la asistencia de cientos de miles de personas. Era una forma no sólo de expresar dolor y solidaridad con las víctimas sino también rechazo a la violencia.

No obstante, distintos sectores también expresaron su rechazo a lo que llamaron "la instrumentalización" de las víctimas de los atentados por el gobierno y algunos medios de comunicación.

Un correo electrónico anónimo comenzó a circular en Internet para expresar: "nos sentimos víctimas del clima que se está generando". "¿Cómo pueden (las autoridades) decir que están con las víctimas? No lo estaban hoy en la madrugada. Nunca lo han estado". En la parte central del comunicado, que circuló ampliamente, se señala:

"¿Has visto la tez y escuchado el acento de la mitad de los entrevistados en televisión que sufrieron los atentados? Son inmigrantes amordazados por la ley de extranjería, que les niega los mismos derechos constitucionales que a los españoles con DNI (documento nacional de identidad). ¿Visteis a la otra mitad? Es el precariado invisible, españoles sólo de DNI. Esta clase de víctimas sólo toma cuerpo en momentos como ahora, cuando ya no pueden hablar y son hablados.

"Nos negamos a tomar la voz de los muertos. A arrogarnos su llanto. A electoralizar su dolor, capitalizándolo contra el enemigo interno (ETA) o externo (el moro). Nos negamos a desfilar, como nos negamos antes a entrar en guerra y a fijarnos como único objetivo 'derrotar al terrorismo'. A fin de cuentas, si un día vencemos, será convenciendo.

"Por lo pronto, votaremos el 14; que, por una vez (y sin reservas de precedente), rompemos con la abstención."

.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario