martes, 28 de abril de 2009

México, Euskal Herria y la Gripe Porcina

Vaya, nunca pensamos que México y Euskal Herria se iban a unir en una nota por culpa de unos estornudos y unos puerquitos, pero así es.

Esta nota que nos habla en sí de la enfermedad ha sido publicada en Gara:

El contagio persona a persona es el peligroso anticipo de una pandemia

¿Existe riesgo de pandemia? La respuesta seguramente es sí. Y riesgo real. Estamos ante una variante de virus desconocida hasta ahora, a la que por ello el ser humano no es inmune y, a expensas de saber su nivel de mortalidad, la OMS confirma el temido contagio persona a persona, algo que no ocurrió con la gripe aviaria. Pero hoy estamos mejor preparados.

Joseba VIVANCO | GASTEIZ

«En toda la historia, ninguna intervención humana ha logrado detener una pandemia una vez que ésta se ha declarado», sentenciaba en 2005 la entonces representante de la OMS para la gripe aviaria y hoy directora general del organismo, Margaret Chan. Por fortuna, matizaba, «hay una posibilidad de que podamos apagar la chispa antes de que el incendio comience. Ello dependerá de que detectemos rápidamente el brote de transmisión humana y de que actuemos rápidamente», subrayó.

Probablemente sean las dos premisas con las que debamos quedarnos a apenas unos días del inicio de esta nueva crisis sanitaria que apunta a pandemia. De la noche a la mañana, lo que el pasado viernes empezó con pequeños titulares periodísticos como «Rara influenza impone alarma», en cuestión de horas se tornó en apertura de medios de comunicación de todo el mundo. La rapidez con la que se superponen las informaciones impide un análisis sereno y la aparición de posibles casos de contagio a miles de kilómetros del lugar de origen de los primeros brotes, lo sobrepasa.

Continúa...

Esta, con respecto al vasco al que le ha sido declarada la enfermedad ha sido publicada en Agrocope:

El paciente de Bilbao con síntomas de gripe porcina evoluciona favorablemente

Aún no se ha confirmado que padezca gripe porcina, aunque presenta una "alta probabilidad" desde el punto de vista epidemiológico. El consejero vasco de Sanidad asegura que "no hay motivo de alarma", al tratarse de un caso "importado" de México.

Beatriz Ocampo

El joven de 30 años ingresado en el Hospital de Cruces (Vizcaya) con síntomas de gripe porcina se encuentra en observación en una habitación aislada y evoluciona favorablemente, según informó el Servicio Vasco de Salud.

Así, el enfermo responde bien al tratamiento que se le está suministrando, oseltamivir, un medicamento que ya se utilizó para tratar los casos de gripe aviar.

El pasado sábado este joven acudió, por su propio pie, al centro hospitalario con fiebre elevada y malestar general, tras regresar de un viaje procedente de México.

El consejero de Sanidad del País Vasco, Gabriel Inclán, confirmó ayer, tras reunirse en Vitoria con la Comisión de pandemia, que la "medicación suministrada actúa con efectividad", lanzado así un mensaje de tranquilidad. "No existe riesgo para la población ya que se trata de un caso importado", aseguró.

También precisó que la Dirección de Salud Pública se ha puesto en contacto con los pasajeros que viajaron próximos al enfermo, quien regresó a Bilbao en avión, vía Madrid, procedente de México, para facilitarles información y realizarles algunas recomendaciones.

Y esta acerca de como están afectando a la comunidad vasca en México las medidas para controlar la epidemia (posible pandemia según los agoreros) ha sido publicada en El Correo Digital:

«Tenemos que cerrar hasta nuevo aviso»

I. A.

Por mandato municipal y «hasta nuevo aviso», Iñigo Aranburu cerraba ayer el Puerto Getaria, ubicado en la delegación Benito Juárez de la capital. Es la primera vez que este zarauztarra afincado en el D.F. desde hace dieciocho años asiste a una situación semejante y está inquieto por la marcha de su restaurante. «Cuando la crisis ya estaba haciendo mella, ahora llega esto». Tampoco ha vivido una cosa igual Imanol Sistiaga, chef en el Zeru. «El viernes ordenaron cerrar a todos los establecimientos de la calle». Discotecas y bares incluidos. El Zeru tenía contratado un evento privado que pudo celebrarse porque, con las cortinas echadas, nadie se percató de ello.

Desde entonces, Sistiaga aguarda novedades. Ayer a mediodía no habían llegado aún y puso los fogones a todo gas. Especialidades de la cocina española con acentos vascos borboteaban en la cocina. Pero el restaurador asume que pasará más tiempo con su hijo, de catorce años, en casa, que en su local. El niño no tiene clase hasta el 6 de mayo. Los camareros también dedicarán más tiempo a los suyos. Habrá que apretarse el bolsillo. «Aquí se cobra por quincena. Además, donde más sacan es en las propinas y ahora no las van a tener».

Miguel Larregui, presidente del Centro Vasco en México, cree que ante todo conviene «evitar la psicosis». «El mexicano es bromista por naturaleza, y así se lo tomó al principio, pero ahora ve que es un asunto serio», advierte. En la Euskal Etxea reparten «cubre-bocas» a sus afiliados. Es un bien preciado, pues las mascarillas están agotadas en las farmacias.

El domingo por la mañana, Iñaki Ruiz, delegado del Gobierno vasco en México, salió a desayunar con su hija. Entre bocado y bocado, al hombre le dio por estornudar. Una, dos, y hasta tres veces. «Se giró todo el mundo para mirarme». Se lo tomó a risa, pero le preocupa que «gran parte de la población no tiene derecho a Seguridad Social». Ruiz acudió ayer temprano a la oficina. «Esto suele ser un bullicio constante. Sin vida en las calles, esto parece más una ciudad europea que México», dice.


Por si las dudas, ¡salú!

Barkatu, ¡osasuna!

.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario