miércoles, 29 de abril de 2009

Contra La Educación

Ahora que ya han cerrado la pinza con el pacto PP-PSOE en Nafarroa y el pacto PSOE-PP en la Comunidad Autónoma Vasca los movimientos de reacomodo comienzan a presentarse. Como siempre sucede cuando un gobierno autoritario es apuntalado los embates más severos son dirigidos en contra del sistema educativo. A las amenazas del gobierno de Patxi en contra del euskara ahora hay que sumar lo que relata esta nota publicada en Gara:

La UPV no matriculará a los presos políticos y anuncia que recurrirá

La UPV-EHU no matriculará a más presos, acatando así la sentencia del Tribunal Supremo español que declara «nulo de pleno derecho» el protocolo por el que cincuenta ciudadanos vascos encarcelados en el Estado francés cursan todavía sus estudios superiores en esta institución. El rector, Iñaki Goirizelaia, avanzó ayer en la capital vizcaina que analizan recurrir esta resolución porque estiman que atenta contra la esencia de «la propia autonomía universitaria».

Agustín GOIKOETXEA |

La UPV-EHU acata la sentencia de la Sala de lo Contencioso-Administrativo del Tribunal Supremo español que anula el Protocolo para la Atención a Personas Internas en Centros Penitenciarios. Gracias al mismo, cincuenta ciudadanos vascos encarcelados en prisiones del Estado francés lograron matricularse en esta universidad pública; los que se encuentran en el Estado español no tuvieron esta oportunidad al impedírselo Instituciones Penitenciarias.

El rector, Iñaki Goirizelaia, compareció ayer ante los medios de comunicación en Bilbo para valorar la resolución judicial. Allí, aclaró que los magistrados no se refieren expresamente al medio centenar de expedientes de presos que tienen. Éstos serán sus últimos alumnos por el momento.

Goirizelaia mostró «respeto institucional» a la sentencia, aunque aclaró que «no estamos en absoluto conformes y nos proponemos recurrirla por los cauces establecidos». «Hay motivos suficientes para la interposición de un recurso», añadió, antes de mencionar que los servicios jurídicos de la UPV-EHU estiman que el pronunciamiento del Supremo «supone una grave vulneración de derechos fundamentales, entre ellos, el de la autonomía universitaria».

El rector defendió que el protocolo anulado no vulnera la Ley General Penitenciaria española, tal y como le achacan los magistrados. Este acatamiento, puntualizó, es el que mueve a la mayor universidad pública vasca a no matricular a ningún vasco preso en el Estado español.

Incidiendo en la hipotética línea argumental de su recurso, Goirizelaia reiteró que se vulneran derechos fundamentales como la propia autonomía universitaria, «al argumentar la necesidad de un convenio con instituciones penitenciarias por entender -citó- que, si se excluye de la aplicación del precepto a los internos en centros penitenciarios extranjeros, -como en el caso del Estado francés-, se está excluyendo a éstos de la aplicación de unas garantías legalmente previstas para asegurar la calidad de la enseñanza a la que aspiran».

«No son las instituciones penitenciarias españolas, como sostiene el Tribunal Supremo, las que deben velar por la calidad de la enseñanza a internos en centros extranjeros», argumentó en su defensa.

ARGUMENTO

«Hay motivos suficientes para la interposición de recurso», defendió el rector de la UPV-EHU. Goirizelaia argumentó que «vulnera derechos fundamentales como la propia autonomía universitaria».
Sin competencias

«No son las instituciones penitenciarias españolas, como sostiene el Tribunal Supremo, las que deben velar por la calidad de la enseñanza a internos en centros extranjeros», manifestó.

Goirizelaia buscará el acuerdo con el Gobierno español

El rector de la UPV-EHU, Iñaki Goirizelaia, expresó ayer su voluntad de llegar a acuerdos con el Gobierno español para que la universidad e Instituciones Penitenciarias firmen un convenio «siguiendo los cauces establecidos», que ratifica la sentencia del Supremo. Reconoció que anteriores emplazamientos de otros equipos rectorales no han recibido respuesta. «Ha habido numerosas peticiones», recordó a los periodistas.

Goirizelaia manifestó que tratará de que ambas instituciones rubriquen un convenio de colaboración y así los presos vascos en cárceles españolas se puedan matricular en la mayor universidad pública de Euskal Herria. El artículo 56 de la Ley Orgánica General Penitenciaria (LOGP) española establece que para que los presos puedan cursar estudios universitarios debe existir un convenio entre la institución que dirige Mercedes Gallizo y la universidad correspondiente.

En la reciente sentencia del Supremo se declara «nulo» el protocolo de la UPV-EHU hacia las personas presas porque no hay ese acuerdo a pesar de que los anteriores equipos rectorales y el actual han tratado de suscribirlo con el Ejecutivo español. A.G.


Y claro, con Sarkozy apoyando a Zapatero en eso de darle una salida represiva a un conflicto político pues que más podía esperarse.

.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario