domingo, 2 de octubre de 2016

"Un Cachito de Paz"

Sin mayores preámbulos, les compartimos esta nota publicada en Noticias de Gipuzkoa:

Sortu inicia su proceso de refundación en Navarra

Zabaleta reitera la apuesta por EH Bildu y respalda el cambio, aunque lamenta que no vaya más rápido
Sortu dio ayer inicio al proceso de su refundación en Navarra reivindicando la importancia de “preguntar a la ciudadanía navarra qué sociedad quiere construir y con qué marco legal quiere vivir”. El partido de la izquierda abertzale reunió ayer en Berriozar a unas 300 personas para poner en marcha un proceso que liderará Miren Zabaleta. También participan en esta dirección Maite Sabalza, Haritz Romeo, Maialen Etxeberria, Alberto Matxain, Lur Albizu, Joseba Compains, Saul Arangibel, Garazi Labiano, Joseba Otondo, Egoi Irisarri, Mauricio Olite, Txelui Moreno, Arantza Santesteban, Elena Urabaien, Xotero Etxandi, Floren Aoiz y Aitziber Larrea.

En la clausura de la jornada Zabaleta defendió que “el cambio institucional” producido en Navarra “no es más que un primer paso” y afirmó que “para que el cambio avance es necesario levantar las alfombras, quitarnos de encima la carcoma y las deudas que nos han dejado como herencia y, sobre todo, devolverle a la gente el poder que sigue habitando en los búnkeres del régimen”.

La dirigente de la formación independentista apuntó que “el régimen que han representado UPN y PSN hablaba de autogobierno, pero es el régimen que ha recurrido diecisiete leyes navarras en el Tribunal Constitucional” y afirmó que “la única esperanza de democratización del Estado español pasa porque tanto en Catalunya como aquí, en Euskal Herria, en Navarra, llevemos a término sendos procesos soberanistas”.

“Un cachito de paz”

Zabaleta, que reiteró el “compromiso” de Sortu con la coalición EH Bildu, también valoró el cambio en Navarra, aunque le gustaría que avanzara “con más rapidez”. “La disyuntiva entre el régimen y el avance hacia otro modelo para Navarra está hoy más presente que nunca”, remarcó la dirigente, que admitió “errores” de la izquierda abertzale, a quien sin embargo atribuyó haber traído “un cachito de paz”.

El acto concluyó con un llamamiento “a las gentes de la izquierda abertzale a participar en este debate” de la refundación de la formación independentista.






°