viernes, 22 de febrero de 2019

Régimen Español Financia Pederastas

La noticia ha corrido como pólvora, en El Vaticano, epicentro del catolicismo mundial, se lleva a cabo una Cumbre sobre la Pederastia.

Euskal Herria no ha sido ajena a esta terrible lacra aunque la información acerca de los casos está saliendo a la luz a cuentagotas.

Pues bien estimados visitantes de otros rincones del mundo. ¿Sabían ustedes que el régimen borbónico franquista utiliza dinero público para financiar centros escolares propiedad de agrupaciones religiosas por medio de un subterfugio denominado "eduación concertada"?

Tal esperpento nos muestra cuan estrecha es la relación de la cúpula católica española con la oligarquía y la casta política de ese estado retrógrada. Lo hicieron durante el franquismo y lo continúan haciendo desde que al Rey Juan Carlos le pusieron como escoltas a los partidos políticos necesarios para maquillar al régimen autoritario con una mascareta democrática.

Euskal Herria no escapa al despropósito, tal como nos lo recuerda este texto dado a conocer por Naiz:


Javier Iglesias

Los casos de abuso sexual infantil cometidos por miembros de la Iglesia Católica han escandalizado, como no podía ser menos, a gran parte de nuestra sociedad. Casos de pederastia que afortunadamente ahora se destapan y salen a la luz, porque existir, han existido siempre. Es en este momento cuando existe la madurez social suficiente para que los afectados se atrevan a denunciar públicamente lo sufrido sin ser estigmatizados. Sin embargo, la crítica, la repulsa social y el desprestigio de las instituciones o grupos a los que pertenecen estos agresores sexuales está muy lejos de lo que debería cuando la Iglesia Católica está implicada. Parece que la sombra del Vaticano sigue siendo muy alargada.

Recientemente hemos conocido nuevos casos de agresiones sexuales a menores, en este caso en el colegio Salesianos de Deustu. Más de 30 casos, de momento, que se han convertido en otras tantas denuncias. Pero Salesianos de Deustu no es una excepción. Lo casos de abusos sexuales a niños y niñas por parte de miembros de centros escolares católicos se extienden por toda la geografía de Euskal Herria. Citemos como ejemplos el docente que abusaba sexualmente de un menor en el centro ultracatólico Gaztelueta de Leioa, el profesor pederasta del «prestigioso» colegio San Viator de Vitoria, etc. La eficacia y presteza de la Justicia a la hora de perseguir estos delitos no son el motivo de este artículo. Queremos ir más allá en cuanto a responsabilidades. La primera la de las direcciones de esos centros implicados y responsables directas de los docentes abusadores. Tienden a actuar con un mismo patrón que consiste primero en intentar ocultar los casos, luego, una vez que salen a la luz, negarlos (hasta 3 veces si hace falta) para, posteriormente, cuando ya es imposible ocultar los abusos, reconocerlos y cínicamente pedir perdón, mostrarse incrédulos, desconcertados…

Pues bien, estos colegios son financiados para su labor docente exclusivamente con dinero público. Con dinero de los presupuestos destinados a educación. Lo pagamos todos y todas. Y en la CAV este modelo de educación segregadora religiosa supera con creces la centena de centros escolares. Una cifra exagerada teniendo en cuenta que vivimos en un Estado aconfesional y laico. Y es ahí cuando queremos interpelar a la titular de la Consejería de Educación de Gobierno Vasco y por lo tanto máxima responsable de la financiación de estos centros, Cristina Uriarte: ¿Qué piensa hacer la señora Uriarte y su Gobierno con centros financiados con dinero público donde se han cometido delitos muy graves continuados en el tiempo y con una dirección que admite tener conocimiento de los mismos desde hace 30 años? Caso Salesianos, por ejemplo. Como tememos que Cristina Uriarte no va a contestar, ya lo hacemos nosotras: nada. Como nada hicieron sus antecesores en el cargo a lo largo de todos estos años. Bueno, algo sí. Mirar para otro lado y seguir financiando a los centros religiosos. La sociedad civil debería exigir a la Iglesia católica que deje de tapar/encubrir a delincuentes sexuales como hasta ahora, y a Cristina Uriarte que castigue a los centros cómplices dejando de financiarlos. Complicado está el asunto. Tienen a dios de su parte y sobre todo, un concierto económico con el Gobierno. En nuestra mano está que cambien las cosas.






°

Garitano | Son Injustos pero Inútiles

Desde su blog Al Tranco Manso el periodista Martín Garitano nos comparte su comentario acerca del fallo del TEDH con respecto al Caso Bateragune, mismo que ha sido declarado definitivo ya que ante el tamaño del ridículo la Madrid borbónico franquista se ha abstenido de presentar un recurso dentro del límite de tiempo legal para hacerlo:


Martín Garitano

En Euskal Herria todos -hasta los más obtusos del PP- sabían que la operación policial y judicial contra los cinco militantes de la izquierda abertzale que se reunían en Bateraguna era absolutamente injusta.

Cualquiera que se quisiera informar sabía que el suyo era un trabajo por la paz, la democracia y la soberanía popular. Lo sabía incluso Rodolfo Ares.

El PNV al completo era consciente y conocedor de los esfuerzos de Otegi y sus compañeras y compañeros para avanzar hacia la normalización política. Y qué decir de ELA, compañera de tantos viajes de Rafa Díez.

Lo más grave es que también lo sabían en Madrid, que lo sabían PSOE y PP. Y lo sabían los jueces que les juzgaron y condenaron. Lo sabía Angela Murillo mientras redactaba una sentencia previa al juicio. Todos lo sabían y ahora lo sabe Europa entera.

El daño físico está hecho. Los años de cárcel no se pueden devolver. Ahora queda por saber si van a restituir todos sus derechos a cinco personas a las que privaron de libertad de forma injusta.

Todos lo sabían todo pero a muchos no les interesaba que Otegi pudiera concurrir a las elecciones. Pero, así y todo, demostraron su inutilidad. Arnaldo Otegi es un colectivo con cientos de miles de nombres y apellidos.






°

jueves, 21 de febrero de 2019

Tres Décadas de Insumisión

Imaginen ser de izquierda y antimilitarista viviendo en un estado que recién había maquillado de grotescos tintes democráticos su vetusto rostro fascista.

Eso es lo que les tocó enfrentar a los jóvenes del estado español, incluidos los vascos.

Naiz nos trae esta nota para la nostalgia insumisa y combativa:


El 20 de febrero de hace 30 años 57 insumisos se presentaron ante diferentes gobiernos militares del Estado español; de los cuales once resultaron detenidos e ingresaron en diversas prisiones militares. En Bizkaia, 11 jóvenes se personaron en Bilbo. Tres de ellos fueron detenidos y trasladados al cuartel de Mungia.

Esta mañana personas que participaron en la campaña de insumisión -que fueron juzgadas en la mayoría de los casos; y algunas de ellas ingresaron en prisión- se han acercado hasta el acuartelamiento militar de Bilbo, antiguo Gobierno Militar.

La movilización organizada por Kakitzat se ha desarrollado con el ánimo de «seguir reafirmando la apuesta por una sociedad desmilitarizada donde no tengan cabida campos de tiro, estructuras bélicas como la OTAN, acuartelamientos e instalaciones militares, fábricas de armas con ‘Label Vasco’, maniobras del ejército, aumento de los gastos militares, exportación de armas desde el puerto de Bilbao...»

Según han recordado en una nota de prensa, el 20 de febrero de hace 30 años se presentaron ante diferentes gobiernos militares del Estado español 57 jóvenes insumisos; de los cuales once resultaron detenidos e ingresaron en diversas prisiones militares.

En concreto, ese día 11 jóvenes vizcainos se personaron ante el Gobierno Militar de Bilbo; de los cuales 3 fueron detenidos y trasladados al cuartel de Mungia, al pesar sobre ellos una orden militar de búsqueda y captura.

Desde Kakitzat han recordado en una nota de prensa que a lo largo de los 12 años que duró esta experiencia de desobediencia civil noviolenta 25.000 jóvenes del Estado español -12.000 en Euskal Herria- se declararon insumisos.

«Debemos destacar que 1.670 insumisos terminaron en prisiones militares o en la cárcel mientras transcurrió esta iniciativa: desde febrero del 89 hasta el 31 de diciembre del año 2001, fecha en que se abolió el Servicio Militar Obligatorio», han señalado.






°

miércoles, 20 de febrero de 2019

Corazones Escuálidos y Sangrantes

Una vez más el cosmopaletismo se apodera de la escena internacional y los pacifistas a ultranza de siempre han convocado a un enésimo concierto por la paz, la reconciliación, en contra del hambre y quien sabe cuantas cosas más.

Lo que iniciara el chévere filantrocapitalista de alcurnia Bob Geldof ahora se reeditará en Cúcuta y no han faltado los artistas desclasados que se han apresurado a sumarse al elenco del mismo. Venezuela Live Aid es el nombre del mismo y su promotor es otro filántropo de estirpe, el muy emprendedor inglés Richard Branson.

Pues bien, aquí el comentario dado a conocer por Resumen Latinoamericano:


Joseba Pérez

¿Pero en verdad tienen el “corazón partido” quienes intervendrán en el concierto del 22 de Febrero en la ciudad de Cúcuta en espacio fronterizo, con el lema de “libertad para Venezuela” y por la “ayuda humanitaria” a ese país? ¿O en realidad, de forma reiterada, su “corazón entero” ya está decantado y ganado para un enfoque de su causa “altruista”?. Y  esta causa no es otra que el anti-chavismo y surfear en la cresta de la ola mediática así esto les lleve a ubicarse como compañeros de viaje de la ultraderecha mundial, concentrada en una operación de acoso y derribo por todos los medios del gobierno venezolano. Si se les presume de cierta cultura general sería ingenuo no considerar que esa actividad musical, por las formas y el contexto inmediato, constituye un eslabón importante de ese objetivo. El espacio y el momento elegidos se advierten como una manera de acumular “fuerza de choque” para tensar las fibras con el vecino país. ¿Recaudar fondos cuando a buen seguro el concierto en aras al objetivo de masificarlo al extremo, será gratuito?¿ Y si destinaran una parte de sus millonarias cuentas a esta “noble” causa en vez de ser varios de los protagonistas, motivo de titulares por sus contenciosos con varias inspectorías de hacienda, con cuentas en paraísos fiscales?

Un repaso al panel inicial de protagonistas del evento no dice mucho precisamente de su inclinación y predisposición a la defensa de causas nobles y altruistas. Su silencio ha sido y es sepulcral ante cuestiones como (abriendo el catálogo con el entorno más cercano): los cientos de líderes sociales desaparecidos en el país anfitrión- Colombia, bajo el gobierno de Iván Duque, promotor del acto; los 43 desaparecidos de Ayotzinapa en México, ambos fenómenos como puntas de iceberg de escándalos de gran amplitud; las caravanas del hambre de Centroamérica con el golpe en Honduras de telón de fondo; la intención de Trump de construir el muro con México y su política migratoria; el cruel bloqueo a la isla de Cuba;  más alejado también el inhumano trato al pueblo palestino; finalmente puestos a defender “ayudas humanitarias” el casi literal colapso de Haití con sus macro-penurias por el que estos artífices solidarios pasan de lado olímpicamente. Son por desgracia hechos que deliberadamente no generan grandes titulares mediáticos, en el afán de esconder las miserias del sistema global.

¿A qué viene ese inusitado y discriminatorio interés hacia Venezuela por parte de este elitesco grupo de supuestos artistas musicales?.  En la República Bolivariana de Venezuela existe instaurada una práctica en los medios (quizás también en otros países) conocida por la “payola”. Consiste esto en tener que aportar cierta cantidad de dinero para tener presencia en los medios como radios emitiendo canciones, tv, prensa y artículos. De otro modo “no existes” cuestión que limita el desarrollo y circulación de los artistas emergentes. Opinar y ubicarse “correctamente” con el tema Venezuela granjea favores, titulares y tratos exquisitos en las cadenas monopolistas del entretenimiento (MTV, Sony, HBO, 40 Pincipales…). De otro modo es condenarse a ser ignorado. Venezuela es sinónimo de riqueza petrolera y mercado musical potencial. Esta “super-payola” de Cúcuta es el tributo a rendir. Comenzando por el insigne Alejandro Sanz participante que dio a conocer la canción de este titular. Un evento muy alejado de la épica antibelicista contra la guerra de Vietnam del Festival de Woodstock en 1969 y otros muchos que se sucedieron. Por el contrario este acto de Cúcuta está marcado por el preludio a una intervención de inciertas y lamentables consecuencias. En su “humanitarismo” mediático estos bufones (figura de la Edad Media que entretenía y animaba las tardes y veladas de los señores feudales) del siglo presente ni se plantean la opción del intercambio de petróleo por alimentos y medicinas. Complacientes mientras afilan cuchillos y calientan motores. Para finalizar, valga un reconocimiento a Roger Waters como emblema de Pink Floyd  en representación de otr@s much@s artistas ha fijado ante esta cuestión una posición de dignidad a contracorriente.


Aquí el video de Roger Waters criticando la convocatoria de Branson:

.
.







°

Cronopiando | El Nobel de la Paz y Trump

Dicen los cables noticiosos que fueron dos legisladores conservadores suecos los que nominaron al CEO de Washington Donald Trump al Premio Nobel de la Paz.

Pareciera una broma macabra tomando en cuenta lo que está sucediendo en Libia, Yemen, Palestina, Siria y Venezuela bajo el auspicio del ocupante de la Casa Blanca.

Así lo hace ver nuestro amigo Koldo con esta reedición de su Cronopiando titulado 'El Nobel de la Paz no se merece a Fidel':


Koldo Campos Sagaseta

Años atrás, distintos organismos e instituciones se dieron a la tarea de promover a Fidel Castro como Nobel de la Paz. Nunca compartí semejante injuria. Era consciente de que quienes respaldaban la iniciativa no lo hacían con ánimo de ofender a Fidel Castro, pero ocurre que siendo el dirigente cubano uno de los seres humanos que más había contribuido a la paz, el Premio Nobel de la Paz no se lo merecía a él.

Fidel y el pueblo cubano llevan años ganándose el respeto de quienes en el mundo seguimos empeñados en cambiarlo, pero el premio Nobel no se creó para reconocer los esfuerzos que Cuba ha venido haciendo en materia de salud, de educación, de respeto a los derechos humanos, entre otros progresos. Y ello a pesar de bloqueos, invasiones, sabotajes y mentiras.

Alguna vez, dada la catadura moral de los homenajeados, pensé que el Nobel de la Paz no podría caer más bajo pero la siguiente ceremonia siempre acababa por desmentirme.

En Memorias del Fuego cuenta Eduardo Galeano algunos de los méritos que hizo el ex presidente estadounidense Teddy Roosevelt para obtenerlo en 1906: “Teddy cree en la grandeza del destino imperial y en la fuerza de sus puños. Aprendió a boxear en Nueva York, para salvarse de las palizas y humillaciones que de niño sufría por ser enclenque, asmático y muy miope; y de adulto cruza los guantes con los campeones, caza leones, enlaza toros, escribe libros y ruge discursos. En páginas y tribunas exalta las virtudes de las razas fuertes, nacidas para dominar, razas guerreras como la suya, y proclama que en nueve de cada diez casos no hay mejor indio que el indio muerto (y al décimo, dice, habría que mirarlo más de cerca) Voluntario de todas las guerras, adora las supremas cualidades que en la euforia de la batalla siente un lobo en el corazón, y desprecia a los generales sentimentaloides que se angustian por la pérdida de un par de miles de hombres. Este fanático devoto de un Dios que prefiere la pólvora al incienso, hace una pausa y escribe: Ningún triunfo pacífico es tan grandioso como el supremo triunfo de la guerra. Dentro de algunos años recibirá el Nobel de la Paz”.
Desde 1901, en que se creó el premio, hasta 1936, en que fue distinguido el argentino Carlos Saavedra, nunca se eligió a un latinoamericano, africano o asiático. Todos los homenajeados con tan gloriosa distinción habían sido estadounidenses o europeos, como si la paz no dispusiera de otros acentos y no fueran estos más creíbles.

Tuvieron, de todas formas, que pasar otros 24 años para que en 1960 el sudafricano Albert Lutuli, aportara su nombre al esfuerzo de la paz convirtiéndose en el primer africano en ser homologado como Nobel y en el segundo caso en 60 años en que los jueces no encontraron un presidente estadounidense a mano o un candidato europeo que cubriera el expediente.

Ni siquiera Mahatma Gandhi, que entre 1937 y 1948 fue nominado en cinco ocasiones, fue elegido en alguna. Y los lamentos por tan imperdonable olvido que, ante el clamor popular, años más tarde reconociera el comité de sabios que administra el premio, no sirvieron, de todas formas, para restituirle su derecho a quien, curiosamente y después de la paloma, más se ha utilizado como símbolo de la paz.

En Suecia, los responsables de elegir a los premiados, ignoran que el llamado tercer mundo, no por casualidad sino porque carece, precisamente, de la paz, la practica y valora aún con más amor y constancia que occidente. Quizás por ello, salvo algunas cuidadas y obligadas excepciones, como el vietnamita Lee Duc Tho en 1973, (compartido con Kissinger) Teresa de Calcuta en 1979, Pérez Esquivel en 1980, Mandela en 1993 o Arafat al año siguiente, los elegidos como Nobel de la Paz o han sido excelentes administradores o serviles peones del negocio de la guerra: Simón Peres, Isaac Rabin Menachen Begin, Gorbachov, Carter, Lech Walesa, Oscar Arias, Al Gore...

Barack Obama, a los pocos meses de ser presidente del país que más enarbola la violencia como conducta, la tortura como terapia, el crimen como oficio y la guerra como negocio, se convirtió en el último canalla Nobel de la Paz festejado nadie saber porqué. ¿Por mandar más tropas a Afganistán? ¿Por multiplicar sus bombardeos? ¿Por llenar de bases militares Colombia? ¿Por “torcer el brazo de países que no se avienen a razones”? ¿Por seguir reteniendo contra todo derecho Guantánamo y convertirla, además, en una inmunda cárcel? ¿Por propiciar el golpe de estado en Honduras? ¿Por celebrar tiranos con licencia?

La última nominación de esta cruel bufonada se llama Donald Trump.






°

Cumbre sobre Abuso Sexual Eclesiástico

Mientras a usted le preocupa que ya pronto llegue la ayuda humanitaria estadounidense a Venezuela y se desentiende del genocidio en Yemen, aquí, por medio de Naiz, le mostramos que en el mundo están sucediendo crímenes horripilantes en contra de niñas y niños a los que usted no pone atención:


El Vaticano acogerá a partir de mañana, jueves, una histórica cumbre sobre la pederastia en el seno de la Iglesia católica. Son miles los testimonios de abusos a menores a lo largo del mundo. Muchas de estas víctimas tendrán voz propia en Roma. Una de ellas es la jamaicana Denise Buchanan, violada por un cura y obligada a abortar hasta en dos ocasiones de forma clandestina. Su calvario lo recogió en el libro “Sins of the Father” -Pecados del padre-.

Según estimaciones de las asociaciones de víctimas, con datos de comisiones de investigación estatales y eclesiales, podrían ser entre 50.000 y 100.000 los menores que han sufrido maltrato físico y sexual en instituciones católicas en el mundo. En el Estado español, no hay datos recopilados al respecto por parte de la Conferencia Episcopal ni del Gobierno.

Las sesiones de trabajo arrancarán hoy y en todas ellas estará presente el papa Francisco. También estarán presentes diez mujeres en representación de las órdenes religiosas femeninas, además de dos funcionarias del Vaticano. En total habrá 160 participantes. Además, participarán algunas víctimas en primera persona su historia.

El sacerdote Hans Zellner, uno de los principales organizadores de la cumbre, adelantó la semana pasada que los ejes centrales de la cumbre serán la responsabilidad de los obispos, la rendición de cuentas, la mejora de procedimientos y la transparencia.

Son miles los testimonios que están aflorando con aún mayor intensidad en los últimos días. Uno de ellos es del de Denise Buchanan, jamaicana de origen, violada y obligada a abortar en dos ocasiones en clínicas clandestinas.

Tenía 17 años cuando un cura de la Congregación de la Pasión, también denominados pasionistas,la violó por primera vez. Cuarenta años después, la herida sigue sangrando. Pese al dolor, sigue su lucha para que la Iglesia católica le reconozca su estatuto de víctima.

«Ese día fue como si algo muriera dentro de mí», afirma en declaraciones a AFP. Unas semanas después descubrió que estaba embarazada. «Tenía 17 años y estaba embarazada (…) estaba destrozada», añade. El sacerdote organizó un aborto clandestino. Denise no dijo nada a sus padres por «vergüenza» y por miedo.

Los abusos siguieron. El cura le dijo que la «amaba» y le pidió que tomara anticonceptivos. «Obedecí como un robot; venía a mi habitación en la universidad para tener relaciones sexuales o me hacía ir al presbiterio de la iglesia». «Ya nada me importaba», subraya.

A los 21 años volvió a quedarse embarazada. «Me dijo que lo que más quería en el mundo era seguir siendo cura». Denise se sometió entonces a un segundo aborto en una clínica clandestina. Después de eso nunca pudo tener hijos.

A los 25 años obtuvo una visa para estudiar en Canadá. En 2013, relató su calvario en el libro “Sins of the Father” -Pecados del padre-. Cada mes, durante un año y medio, envió al Vaticano una carta, acompañada de su libro.

En 2016 recibió una carta de la arquidiócesis de Los Ángeles, que afirmaba estar «profundamente entristecida» por su historia. «El Santo Padre ora regularmente por las víctimas de abusos y lo mantendrá en sus oraciones», señalaba la misiva.

Pero en cuanto a su petición de que el sacerdote fuera cesado de su cargo, la única respuesta que obtuvo es que era ella quien debía «recabar las pruebas» para iniciar el proceso.

«Furiosa» de que le propusieran «oraciones en lugar de una verdadera ayuda», Denise presentó una demanda contra el sacerdote. En noviembre de 2017, durante una reunión en Jamaica entre Denise, el actual arzobispo de Jamaica, abogados y el cura, éste «admitió que tuvo relaciones sexuales conmigo y que me dejó embarazada, pero negó haberme violado y organizado un aborto», cuenta Denise.

Debido a la legislación en vigor en Jamaica, si demanda al sacerdote por haberla obligado a abortar, es ella y el médico quienes corren el riesgo de ser arrestados.

Continúa su lucha junto a la organización Ending Clerical Abuse (ECA), una iniciativa pionera a nivel mundial que reúne a víctimas de 21 países diferentes. Fue impulsada por Marek, que, a los 13 años, fue agredido sexualmente por un cura en Polonia. Después de una larga batalla judicial, su agresor fue «suspendido» durante tres años y condenado a «presentarle disculpas», algo que nunca hizo.

El chileno José Andrés Murillo ayudó a denunciar a un influyente sacerdote que abusó de él, un escándalo que hizo temblar a toda la Iglesia chilena.

«Es un movimiento histórico (…) para hablar con una sola voz», subraya a AFP Peter Saunders, de 61 años, también agredido sexualmente a los 12 años por dos curas jesuitas y que se ha convertido en una figura de la causa en Gran Bretaña.

«Durante años, la Iglesia católica se ha resistido a cualquier cambio, pero ha comenzado a ceder frente a la presión de las víctimas, los medios y la opinión pública», remarca Saunders, cofundador de ECA, cuyo hermano, quien murió a los 55 años tras caer en las drogas y el alcohol, fue víctima también de estos mismos curas.






°

Supremacismo Lingüístico de C's

Para quienes andan diciendo que el fascismo recién desembarcó en Andalucía de la mano de Santiago Abascal y Vox, aquí les traemos esta joya por conducto de Deia:


El presidente de C’s acusa a PP y PSOE de haberse plegado a los nacionalistas

Albert Rivera se comprometió ayer ante todos los diputados de Ciudadanos a que, si la próxima legislatura es el presidente del Gobierno, “el español será lengua vehicular en todas las escuelas públicas y concertadas de España”. Rivera presidió la penúltima reunión del Grupo Parlamentario de Ciudadanos antes de la disolución de las Cortes de cara a las elecciones generales previstas para el 28 de abril.

El presidente de la formación naranja aseguró que él no hará “como Rajoy”, que “pedía perdón porque en Catalunya no había escuelas públicas donde se enseñe en español”. En su argumentación, culpó alternativamente al PP y al PSOE de haber permitido que la inmersión lingüística arrincone la enseñanza en castellano en las comunidades bilingües. Así, Ciudadanos entiende que en este terreno puede poner tanto en evidencia al PSOE como al PP, formación de la que recuerda siempre el Pacto del Majestic que en 1996 suscribieron Jordi Pujol y José María Aznar. “Yo no voy a pedir perdón como hacía Rajoy porque en Cataluña no hay escuelas públicas donde se enseñe en español. Los ciudadanos no se merecen un gobierno que no tenga el coraje de defender el español en todo el territorio”, declaró.

Según señaló Rivera ante los suyos, Ciudadanos tiene “la trayectoria y la autoridad moral” para defender esta medida porque desde el nacimiento de su partido en Catalunya ha apostado por acabar con “ese modelo de exclusión”, muchas veces en solitario y otras veces también en contraposición a la postura mantenida por el PSOE y el PP. “Los españoles no se merecen un Gobierno que no tenga el coraje de defender el uso del español en todo el territorio”, aseguró Rivera.

Hace un año, en febrero de 2018, con Mariano Rajoy instalado en La Moncloa, Albert Rivera ya advirtió de que Ciudadanos se desmarcaría del Pacto por la Educación que los grupos parlamentarios estaban ultimando en el Congreso, si no se garantizaba que el castellano sería lengua vehicular en las escuelas junto a las lenguas cooficiales. Al final, este Pacto por la Educación no salió adelante porque PSOE y Podemos se desvincularon del mismo.

Echar a Sánchez

En la reunión del grupo parlamentario de C’s, Rivera defendió la decisión de la Ejecutiva de su partido de negarse a pactar con el presidente del Gobierno español y líder del PSOE, Pedro Sánchez, tras las elecciones generales del 28 de abril, afirmando que en la próxima legislatura Sánchez pretende “reeditar el acuerdo con los golpistas”, en alusión a los partidos independentistas catalanes.

El presidente de Ciudadanos señaló que el objetivo es evitar “otro Gobierno Frankenstein”. “Sánchez, si puede, lo resucitará, ya que está dispuesto a reeditar un acuerdo con los golpistas, los que han intentado romper nuestro país y han dividido a la sociedad catalana”, advirtió. Según Rivera, esto es lo que hace que “cada vez más españoles estén convencidos de que Sánchez es parte del problema”, porque lo ven como “el aliado” de “los que quieren liquidar España”. “Por tanto, hay que echar a Sánchez para que España tenga un Gobierno, un presidente y una mayoría que defiendan la Constitución y la igualdad entre españoles”, subrayó, asegurando que “cada voto a Ciudadanos va a ser un voto para que Sánchez se vaya a la oposición”.

Distancias con el PP

Asimismo, el máximo dirigente de la formación naranja marcó distancias con el PP, al destacar que “no es lo mismo ser liberal que conservador y no es lo mismo estar limpio de corrupción que tener casos de corrupción”.

Tras expresar su convencimiento de que Ciudadanos va a gobernar España, Rivera aseguró que cuando eso ocurra, “los golpistas [en alusión sobre todo a los soberanistas catalanes] nunca más van a mandar sobre el resto de los españoles” ni se les va a permitir “mofarse” de ellos. “A los españoles se les respeta;y si soy presidente del Gobierno, los nacionalistas tienen que saber que no van a poder hacer lo que han hecho estos 40 años con el PP y el PSOE”, que es “seguir chantajeando electoral o aritméticamente al pueblo español, porque vamos a tejer alianzas entre los que defendemos España”, recalcó el presidente de Ciudadanos.






°

Declaran Definitivo Fallo de Bateragune

Naiz trae a nosotros esta nota acerca del Caso Bateragune y delinea el escenario que se abre para Arnaldo Otegi y los demás afectados.

Aquí la información:
 

El Estado español no ha recurrido la sentencia europea que declaró injusto el juicio a Arnaldo Otegi y sus compañeros, de modo que Estrasburgo ya la ha declarado definitiva. Se anuncia ahora un recurso de revisión que pueda anular la sentencia dictada por la Audiencia Nacional en 2011. Aunque las penas de cárcel ya se cumplieron, por esta segunda vía (hay otra ante el TC) puede levantarse la inhabilitación al líder independentista.

Ramón Sola

El pasado 6 de febrero, el Tribunal Europeo de Derechos Humanos declaró definitiva la sentencia sobre el llamado «caso Bateragune», dictada en noviembre pasado. Dado que el Estado español ha dejado pasar el plazo de tres meses sin presentar recurso (la Abogacía estatal daba la derrota por segura), ya es firme esa resolución, que establece que se vulneró el derecho a un juicio justo de Arnaldo Otegi, Sonia Jacinto, Miren Zabaleta, Arkaitz Rodríguez y Rafa Díez Usabiaga.

Además de certificarse con ello que los seis años y seis años y medio que pasaron en prisión fueron aplicados injustamente, y el consiguiente impacto político, esta decisión abre una segunda puerta a levantar la inhabilitación que pesa contra Arnaldo Otegi hasta el año 2021 y que le impidió ya ser candidato a lehendakari en 2016. A la espera de cómo se resuelve el recurso contra esa inhabilitación admitido ya a trámite por el Tribunal Constitucional español, el fallo de Estrasburgo permite presentar un recurso de revisión ante el Tribunal Supremo que acabe anulando la sentencia condenatoria inicial de la Audiencia Nacional, y con ello este efecto todavía vigente.

Las defensas de los líderes independentistas injustamente condenados analizarán el asunto en los próximos días, pero ya dan por seguro a NAIZ que presentarán ese recurso de revisión, para lo que disponen de un año de plazo máximo, en dos fases diferentes: primero deben solicitar permiso para hacerlo y después materializar el recurso, en ambos casos en el Supremo. A partir de ahí, la Ley de Enjuiciamiento Criminal establece desde 2015 que se aceptará la revisión en caso de que haya medidas vigentes (léase inhabilitación) que no se pueden corregir más que de este modo. Anteriormente a 2015 hay un cierto vacío legal, pero la práctica del Supremo ha sido anular los pronunciamientos judiciales al completo cuando se ha pedido la revisión.

Habrá que ver si antes de completar ese recorrido en el Supremo, derivado de la sentencia de Estrasburgo, es el Constitucional quien decide sobre el recurso contra la inhabilitación, para lo que tiene algunas etapas recorridas. Recientemente se ha acabado el plazo de alegaciones concedido a la Fiscalía y cuyo contenido no se conoce por el momento. Esta segunda línea (cronológicamente primera) para habilitar a Otegi responde al litigio técnico de qué consideración tiene la inhabilitación especial para sufragio pasivo. Si bien en 2016 todas las instancias electorales y judiciales (incluido el TC) cerraron filas a prisa y corriendo para sacar a Otegi de la carrera electoral, en el pasado diciembre el Constitucional sí admitió a trámite el recurso, aparentemente con una mayor apertura de miras. Para entonces, Estrasburgo ya había calificado de injusto el juicio.






°

Machismo Institucional Español

Les presentamos el comentario editorial publicado por Gara con respecto a la puesta en libertad del agresor de Izar, la pequeña hija de la represaliada política vasca Sara Majarenas, quien todavía se pregunta cuando es que a ellas les toca estar vivas:


Si alguien busca hoy un ejemplo patente de Justicia patriarcalizada, junto a casos como el de «La Manada» podrá traer a colación la puesta en libertad antes de juicio de un hombre que acuchilló a su hija de dos años en Valencia (pensó de hecho que la había matado) para vengarse de su madre en un proceso de separación. Y si alguien busca hoy un ejemplo patente de política de excepción contra los presos y presas vascas, junto a otros episodios podrá contar que la madre de una niña de dos años gravemente herida no fue liberada para cuidarla pese a cumplir todos los requisitos, sino que se le obligó a cumplir su condena hasta el último día (lo que de hecho terminó suponiendo que la pequeña estuvo «presa» también, más allá del tope legal que obliga a separarlas cuando cumplen tres años).

En el caso de la pequeña Izar y su ama, Sara Majarenas, confluyen y se multiplican dos injusticias estructurales de máximo nivel: la que padecen las mujeres víctimas de violencia machista por parte de muchas instancias judiciales y las que sufren todos los presos y presas vascas por el hecho de serlo. La excarcelación del hombre que estuvo a punto de acabar con la vida de esta niña hubiera sido ayer probablemente un escándalo en cualquier telediario estatal y un motivo de intervención de instancias garantes de derechos de mujeres y menores si no fuera por la adscripción política de su madre. Y escuchar cómo esa liberación se justifica en que la prisión provisional es una medida «excepcionalísima» constituye una broma macabra para cualquier preso vasco –o familiar– sometido a condenas interminables y en destinos remotos del mapa.

El despropósito tiene tantas aristas que este editorial se queda muy corto para denunciarlas. La imposición añadida a Sara Majarenas de una pulsera telemática y a Izar de un control policial para evitarles cualquier riesgo es un caso inaceptable de revictimización, y a otro nivel incluso de despilfarro de recursos públicos. Ni un día más.


En el mismo tenor, les compartimos este comentario publicado por Joseba Permach en su cuenta de Facebook:

El juzgado de Picassent ha puesto en libertad a quien apuñaló a la hija de la presa vasca Sara Majarenas. Ha pasado dos años en prisión provisional y la jueza ha optado por ponerle en libertad aludiendo que la prisión provisional es una "medida excepcionalisima".

Pues bien, en primer lugar os voy a contar mi caso: me detuvieron en el 2007, no por apuñalar o intentar matar a nadie, no, simplemente por ser miembro de la Mesa Nacional hacer reuniones y/o manifestaciones

A los dos años, tal y cómo exige la ley y al igual que en el caso del excompañero de Majarenas, tuve una vista en la que se me negó la libertad y se prologó la prisión provisional por otros dos años. Esa medida "excepcionalísima" no debe ser tanto para algunos pero si para otros.

Afortunadamente salí a los dos años y medio y cuando fuí condenado fue con una condena inferior a la que había cumplido. Si habeis leido bien, me condenaron por más tiempo del que había cumplido. ¿Escándalo? Si, pero muy inferior al de muchos otr@s pres@s vasc@s.

Son muchos l@s vasc@s que han cumplido no dos años en prisión provisional sin juicio, sino cuatro años. Para l@s pres@s vasc@s, cuatro años en la cárcel a la espera de juicio no ha sido desgraciadamente medida de excepción alguna, al contrario, la excepcíón era salir antes.

Por eso, la puesta en libertad de quien apuñaló a la hija de Sara Majarenas vuelve a demostrar que hay dos varas de medir en la justicia española. Una pone en libertad a la manada o al excompañero de Sara y la otra, sin rubor alguno, se aplica contra la disidencia vasca.

Si como en el caso de Sara Majarenas eres mujer y vasca, la justicia española patriarcal, lejos de darte la razón, deja en libertad a quién intentó matar a tu hija y, además, te dice que no se puede alargar la prisión provisional como se ha hecho siempre con la gran mayoría de l@s pres@s vasc@s.

Una injusticia más. Muxu bat Sara!






°

martes, 19 de febrero de 2019

¿Cuándo Toca Estar Viva?

Les compartimos este vital texto que hace sus rondas por los muros de Feisbú:

¿Cuándo?

Patricia Karina Vergara Sánchez

¿Por qué las mujeres tenemos que ser sobrevivientes de todo?

Sobrevivir al desencanto de papá
cuando supo que no serías varón.
Sobrevivir al tío, al primo, al vecino
que te tocaba la vulva cuando tenías cuatro años.
Sobrevivir al pedófilo que te acechaba camino al colegio.
Sobrevivir al susto de ver al primero que se masturbó
en la calle frente a ti, cuando tenías 9 años.
Sobrevivir al que te violó y sigue impune
habitando en la misma calle que tú, desde siempre.
Sobrevivir al maestro de educación física
que miraba tus nalgas en la secundaria.
Sobrevivir a todos los que han hablado de tu cuerpo,
tocado tu cuerpo porque sí, porque pueden hacerlo.
Y no matarse por el dolor que causa algo de ello o por todo junto.
Y lograr no ser asesinada por alguno de ellos.
¿Por qué las mujeres tenemos que ser sobrevivientes de todo?

Del médico que te manoseo los senos.
Del otro médico que te manoseo toda y te quedaste quieta
porque iba a realizarte un aborto.
Del aborto clandestino.
Del acoso laboral.
De las regalonas del patriarcado
compitiendo por la aprobación de un macho.
Y no matarse por el dolor que causa algo de ello o por todo junto.
Y lograr no ser asesinada por alguno de ellos.
Y no dejar que te mate tanto peso.

¿Por qué las mujeres tenemos que ser sobrevivientes de todo?

De la violencia obstétrica que casi acaba contigo cuando pariste.
De las cicatrices que te dejaron por todo el cuerpo.
De la violencia obstétrica que casi mata a tu cría.
De la soledad a que te obliga la vida contemporánea.
De los salarios injustos y las triples jornadas de trabajo.
De los salarios desiguales y de las montañas de platos sucios
y de las montañas de ropa por lavar.
De los salarios miserables y del jefe que exige uses tacones
y te pintes los labios.
Del macho desleal
que usa la infidelidad como una forma más de herir.
Del macho poliamoroso,
que discursa bonito, pero sólo traiciona confianzas.
Del marido que vuelve borracho, del que pega,
del que no pega, pero insulta.
Del monstruo que te tomó por el cuello y no te dejaba respirar.

Del despecho convertido en ácido que te arrojaron al rostro.
Y no matarse por el dolor que causa algo de ello o por todo junto.
Y, de milagro, no ser asesinada por alguno de ellos.
Y no dejar que te mate tanto peso, que no te mate tanto.

¿Por qué las mujeres tenemos que sobrevivir a todo?

Sobrevivir a las pisadas que vienen detrás de ti
en las calles oscuras
Sobrevivir a los amigos borrachos,
que se olvidan de que eres su amiga.
Sobrevivir al novio que no se detuvo cuando dijiste no,
ni cuando lloraste.
Sobrevivir al asaltante y al secuestrador,
a sus armas, a sus gritos, al miedo.
Sobrevivir a la académica soberbia que te acosa
porque no le rindes culto.
Sobrevivir a la droga vertida en tu copa
el día en que te sentías en confianza.
Sobrevivir a la lesbiana que te viola
y al silenciamiento cómplice de otras feministas.
Sobrevivir al desempleo
porque eres demasiado joven y no tienes experiencia.
Y no matarse por el dolor que causa algo de ello o por todo junto.
Y lograr no ser asesinada por algune de elles.
Y no dejar que te mate tanto peso, que no te mate tanto.

¿Por qué las mujeres tenemos que ser sobrevivientes de todo?

Del despido laboral
porque ya no eres la joven de cuerpo deseable.
Del abandono por ser la vieja bruja.
Del abandono por ser pobre o no ser blanca
o por ambas cosas.
De la imagen en el espejo arrugada, calva, desdentada.
De cambiarle los pañales al marido que volvió a casa
cuando necesitó niñera.
De la amiga que traiciona, por tres pesos o por nada.
De tener a los hijos secuestrados por el patriarcado
y que estén en otro lugar, lejos, a saber dónde.
Del hijo que repite sobre ti, o sobre otra, el lenguaje de golpes
que le enseñó el padre.

Del marido-exmarido que te prendió fuego mientras dormías.
De la hipoteca vencida y que te rematen la casa,
de quedarse sin nada.
De tener que usar andadera
porque los tacones que exigía el jefe destrozaron tu espalda.
De no poder respirar
porque los químicos del trabajo en fábrica acabaron con tus pulmones.
De los sueños que no fueron, del tiempo que se acaba.
Y no matarse por el dolor que causa algo de ello o por todo junto.
Y lograr no ser asesinada por alguno de ellos.
Y no dejar que te mate tanto peso, que no te mate tanto.

¿Por qué tenemos que estar siempre sobreviviendo?
¿Cuándo, en qué era, a qué hora te toca estar viva?






°

¿Es Misógino el Franquismo?

Justo cuando pensábamos que el infierno de Sara e Izar había llegado a su fin el estado español nos da una muestra más del grado de encono que tiene en contra de los represaliados políticos vascos. Desdén, que como en el caso de los israelíes hacia el pueblo palestino, no excluye a los niños.

Aquí lo que se denuncia desde las páginas de Naiz:


El pasado viernes Sara Majarenas recibió el auto del Juzgado de Instrucción de Picassent que decreta la libertad provisional de su expareja y agresor confeso de su hija Izar. A la espera de que mañana se celebre una vista para notificar el auto de procesamiento y decidir si el acusado sigue en libertad o ingresa en prisión hasta que concluya el proceso judicial contra él, el Juzgado tilda de «excepcionalísima» la prisión provisional y deja libre a quien intentara acabar con la vida de Izar en enero de 2017.

@iraiaoiarzabal

Desde el pasado viernes 15 de febrero Stytianos Messinezis, expareja de la expresa vasca Sara Majarenas y agresor de Ia pequeña Izar, hija de ambos, permanece en libertad. Así lo decidió el Juzgado de Instrucción de Picassent alegando que «la instrucción se ha excedido en el tiempo» y a la falta de unos informes médicos periciales de ambas afectadas. Considera la juez que la prisión provisional es una «medida excepcionalísima», por lo que decreta la libertad del agresor de Izar a la espera de que mañana se celebre una vista para notificar el auto de procesamiento y decidir si el acusado sigue en libertad o vuelve a ingresar en prisión hasta que culmine el proceso en su contra.

El auto, al que ha tenido acceso NAIZ, sostiene que «la instrucción se ha excedido en el tiempo por causas no imputables a este Juzgado por cuanto se acordó la práctica de sendos informes periciales que hasta la fecha y a pesar de los recordatorios efectuados a los organismos e instituciones competentes no se han recibido, se considera dado el tiempo transcurrido que procede la puesta en libertad del investigado».

Asimismo, se establece una serie de medidas cautelares y de protección a las víctimas. El acusado debe comparecer diariamente ante la Guardia Civil de Picassent y semanalmente todos los lunes en sede judicial. Se le prohíbe la entrada, estancia o residencia en la CAV al tiempo que se le impone la prohibición de aproximarse a Majarenas e Izar a menos de 2.000 metros de su domicilio, lugar de trabajo, centro escolar o domicilio de los progenitores de Sara Majarenas. Para garantizar el cumplimiento de esta medida se ha colocado al acusado y a la propia Majarenas una pulsera de control telemático. Además, agentes de la Ertzaintza mantienen vigilancia policial sobre la pequeña Izar.

Messinezis ingresó en prisión el 17 de enero de 2017, dos días después de la brutal agresión que dejó a Izar entre la vida y la muerte. En mayo de 2018 se acordó la prórroga de la instrucción porque estaban pendientes informes médicos periciales de Majarenas y su hija. Tras la vista que tendrá lugar mañana, en la que se decidirá si Messinezis vuelve o no a ingresar en prisión, quedaría por notificar el auto de conclusión de sumario. La causa se elevará entonces a la Audiencia Provincial, que será quien juzgue al acusado. Este proceso podría llevar meses, con lo que supondría para Majarenas e Izar en caso de tener que permanecer bajo control telemático y policial.

Una agresión atendida en la excepcionalidad

La situación abierta con la puesta en libertad de Messinezis y las medidas impuestas a Sara Majarenas e Izar se suman al calvario vivido por ambas tras la agresión a la pequeña en enero de 2017. Izar, que tenía entonces dos años y residía junto a su madre en la prisión de Picassent, fue acuchillada por su padre, un expreso social, durante un permiso de fin de semana. El agresor creyó haberla matado pero tras haber notificado él mismo a Majarenas lo que había hecho, la Guardia Civil y profesionales sanitarios lograron rescatar a Izar de la vivienda donde sucedieron los hechos.

A partir de ahí comenzó un largo periplo hospitalario. Izar estuvo en estado muy crítico los primeros días, entre la vida y la muerte, y los obstáculos para que la presa donostiarra pudiera estar junto a su hija fueron constantes. En un principio, Majarenas solo podía acudir  a visitar a su hija cada dos días durante unas horas. Pasaron tres semanas hasta que el juez de Vigilancia Penitenciaria autorizó el traslado permanente de Majarenas al hospital, lo que generó un enorme sufrimiento en la la pequeña y su madre.

A su vez, Majarenas y su entorno debieron afrontar la lucha para evitar la separación de madre e hija. Izar estaba a punto de cumplir tres años, la edad límite para que una niña pueda vivir en prisión junto a su madre. Finalmente consiguieron permanecer juntas en un piso de acogida gestionado por la prisión en Madrid. Pese a la difícil situación de ambas y entre importantes movilizaciones que reclamaban la libertad de Majarenas, que contaba con los tres cuartas partes de la condena cumplidos, allí permanecieron hasta que cumplió íntegramente la pena y fuera puesta en libertad en marzo del pasado año.

Tras recuperar la libertad, Majarenas relató en entrevista con GARA lo vivido desde la agresión a Izar. Cómo se sintió de alguna manera desatendida como víctima de la violencia machista a la vez que denunciaba la excepcionalidad a la que fue sometida por parte de la justicia española.






°

lunes, 18 de febrero de 2019

La CAV al Natural

Y bueno, ya que Greta Thunberg nos ha hecho el favor de reavivar la flama del ambientalismo aprovechamos para compartir con ustedes este texto en los blogs alojados en Deia:


Julen Rekondo

En 2013, durante su sexagésimo octavo período de sesiones, la Asamblea General de las Naciones Unidas decidió proclamar el 3 de marzo, día de la aprobación de la Convención sobre el Comercio Internacional de Especies Amenazadas de Fauna y Flora Silvestres (CITES), Día Mundial de la Naturaleza, para celebrar la fauna y flora y para sensibilizar al público sobre su importancia.

En el caso de Euskadi, y a pesar de ser un territorio pequeño, densamente poblado y con un alto grado de intervención, acoge a más de 700 especies de animales vertebrados, 1.780 invertebrados y unas 7.600 especies de plantas. De ellas, 46 especies faunísticas vertebradas se encuentran amenazadas y 21 especies en peligro de extinción. Se trata de aquellas cuya supervivencia es poco probable si los factores que causan su situación actual siguen actuando. Entre ellas, se encuentran el quebrantahuesos, el visón europeo, nutria común, águila perdicera, buscarla unicolor, cangrejo autóctono, desmán ibérico, avetoro común, milano real, cinco especies de murciélagos, anguila, pez espinoso, entre otros.

Por otra parte, Gorbeia, Urkiola, Valderejo, Aitzkorri, Urdaibai, Haiko Harria, Aralar, humedal de Salburua y un largo etcétera, son algunos de esos 55 espacios que forman parte de la Red Natura 2000 en Euskadi. Ello supone formar parte de las referencias principales de la biodiversidad de la Unión Europea. Es una distinción a la cual Euskadi responde por encima de la media europea, ya que el 23% de nuestro territorio forma parte de dicha red. Pero también es una apuesta a futuro y un claro compromiso de la sociedad vasca con la biodiversidad y con el reto europeo.

La ciudadanía vasca disfruta de una relación ancestral con la Naturaleza. Durante siglos han perdurado costumbres y usos que, integrados en la cultura vasca, han dado sentido a muchas de nuestras tradiciones. Numerosas leyendas y mitos asociados con la Naturaleza y sus elementos como Mari, Basajaun o las lamiak son parte de las llamadas Zonas Especiales de Conservación en nuestros barrancos, ríos y fuentes. Veneramos árboles e incluso algunos animales del mundo rural como los murciélagos o las abejas cuentan con un espiritual significado. Todavía perduran costumbres asociadas a los elementos, como las relacionadas con las cosechas o los solsticios y ahí están los levantamientos del mayo para contarlo. Hasta hace poco más de un siglo nuestro pueblo ha sido rural y marinero.

Los paisajes que ahora asociamos como nuestros son fruto de siglos de convivencia de la naturaleza con esos usos y tradiciones. Somos herederos del legado que nos dejaron nuestros ancestros y es nuestra responsabilidad mantenerlo para las generaciones futuras. Tal vez, con la llegada del progreso insostenible, en las últimas décadas hemos relegado a un segundo plano ese patrimonio dando la espalda al mundo rural y a la biodiversidad, y se han producido no pocos desastres medioambientales. Hay quien ha confrontando progreso con conservación del medio y ello ha podido desligar la conexión secular del pueblo vasco con la naturaleza y su entorno.

Un dicho popular dice que “para amar algo hay que conocerlo”. Por eso animo a la ciudadanía a que vuelva a la naturaleza y contacte con su entorno y con las tradiciones asociadas al mismo, conociendo los espacios de la Red europea Natura 2000 de Euskadi. Son territorios vivos, en los que el ser humano cohabita sin romper los equilibrios. Ahora es un buen momento, muy cerca de la primavera.







°

Otegi ante el Adelanto Electoral

Este es le análisis que Arnaldo Otegi ha dado a conocer en su blog con respecto a la huida hacia adelante protagonizada por el sociata Pedro Sánchez quien terminó haciendo en casa lo que exigía en Venezuela.

Aquí el texto:


Arnaldo Otegi

​Para EH Bildu, el anuncio por parte de Pedro Sanchez de un adelanto electoral no ha supuesto una sorpresa. Estábamos persuadidos de que esta situación era más que previsible. Teníamos la certeza de que era plausible y en esta ocasión tampoco nos hemos equivocado.

​Este anuncio y esta convocatoria a las urnas no puede ni debe ser analizado sin tomar en consideración la grave crisis de Régimen que atraviesa el Estado Español. Desde EH Bildu llevamos tiempo advirtiendo de que estamos inmersos en una coyuntura histórica caracterizada por el desenmascaramiento fascista, parálisis y caída del Régimen del 78.

​Desde EH Bildu hemos insistido en estos últimos años que el origen de esta crisis estructural hay que situarla, entre otros, en los siguientes factores:

​–​La crisis económica y financiera dejó en evidencia la extrema debilidad de la economía y del tejido productivo en el Estado. El Estado español no dispone de un sistema productivo ni de un tejido económico competitivo. Este no dispone de una economía solvente, ni tampoco tiene recursos para hacer frente a una nueva crisis económica y financiera que se puede vislumbrar en un horizonte más o menos próximo. En definitiva, no es solvente en términos económicos; no hay horizonte de prosperidad, ni de desarrollo de una sociedad avanzada en términos sociales dentro de las estructuras del Estado.

​– El proceso democrático de construcción de la República Catalana, o la persistencia de mayorías soberanistas en Euskal Herria han hecho saltar todas las costuras del modelo territorial diseñado en el 78. El Estado ha renunciado a la persuasión democrática y no dispone de oferta política para resolver de manera democrática las aspiraciones nacionales de catalanes, vascos, gallegos, canarios… No hay mejor muestra de ello que el juicio que comenzó el pasado martes en el Supremo contra las y los dirigentes independentistas catalanes. A la falta de solvencia económica se suma la inestabilidad política e institucional derivada de la crisis territorial.

​– Es en este contexto donde empiezan a tomar cuerpo las tesis más reaccionarias y más autoritarias dentro de las élites económicas y políticas españolas. Son ellas las que han decidido poner en marcha una contrarreformaautoritaria como respuesta a esa grave crisis de Régimen. Estamos hablando de un bloque reaccionario que va desde la Monarquía de Felipe VI hasta el IBEX 35, pasando por la casta judicial o los sectores instalados en los aparatos de Estado. El brazo político de este bloque reaccionario y autoritario está compuesto por  PP, Ciudadanos y Vox.

​El programa de la contrarreforma pasa por una dura aplicación del 155, la recuperación de competencias y la recentralización, el recorte de derechos a trabajadores y trabajadoras, mujeres, emigrantes o la ilegalización de fuerzas independentistas. Nada nuevo en la historia de la derecha española.

​Así pues, el escenario de suma de este bloque en términos electorales nos situaría en una coyuntura que podríamos definir como de auténtica urgencia nacional.

​Frente a este bloque reaccionario nos encontramos a un PSOE que ni puede ni quiere afrontar una verdadera democratización del Estado. Un PSOE que no debemos de olvidar, fue cómplice de la aplicación del artículo 155 en Cataluña. Los vascos no podemos esperar de un nuevo gobierno del PSOE otra cosa que no sea el rechazo al derecho de autodeterminacion o la negativa al reconocimiento de nuestra soberanía nacional. Los vascos no podemos esperar de un gobierno del PSOE políticas económicas o sociales orientadas a defender los intereses de la sociedad asalariada.

​A los vascos peninsulares nos quiere encerrar otra vez entre dos opciones: o la deriva autoritaria del PP-Vox-Cs o el mantenimiento de un status quo que niega nuestros derechos nacionales y sociales. No podemos resignarnos a tener que elegir entre lo malo y lo peor. No podemos caer en la resignación ni en el miedo.

​Para EH Bildu existe alternativa tanto para frenar a la derecha autoritaria como para condicionar de manera firme e inteligente algunas de las políticas de un nuevo Gobierno. Para ello es necesaria la suma de fuerzas, la sincronización política entre nuestras viejas naciones sin Estado, garantizando la presencia decisiva del soberanismo progresista en el Congreso Español. Para nosotras y nosotros, la suma de fuerzas electoral y política de todos los soberanistas, republicanos y progresistas es la única garantía para frenar a la derecha reaccionaria y para condicionar la acción de gobierno en la dirección de una necesaria democratización del Estado.

​EH Bildu ha sido capaz de conformar una candidatura con ERC, BNG y formaciones de canarias, asturianas, aragonésas… para las elecciones europeas. Ahora necesitamos hacer el mismo ejercicio de suma para las elecciones al Congreso y al Senado de Madrid, con el firme propósito de frenar a la derecha autoritaria y con el objetivo de impulsar mediante el diálogo, la negociación y el acuerdo la democratización del Estado.

Para EH Bildu la suma de todas las fuerzas republicanas, progresistas y soberanistas en el contexto de las elecciones y el compromiso en la defensa de un programa político de mínimos es la única garantía de hacer frente en esta coyuntura histórica al autoritarismo y a la falta de una democracia de calidad para nuestros pueblos.

​La defensa del derecho a la autodeterminación, una hoja de ruta para la vuelta a casa de presos y exiliados y el compromiso en la defensa de políticas que hagan frente al neoliberalismo y el austericidio deben de conformar los ejes de este programa común. Lo vuelvo a reiterar: es elmomento de sumar, es el momento de ser decisivos y eficaces.

​Porque el 28 de abril es una oportunidad única para conformar un bloque histórico entre todas las naciones y pueblos del Estado que hagan frente al neofascismo abriendo las puertas a nuestra libertad como pueblos soberanos. A nosotras y nosotros nos toca trabajar, sumar, acordar y construir con paciencia, inteligencia y generosidad en esta auténtica oportunidad histórica.

Después tocará convencer, argumentar, escuchar, atender, sonreír, votar y, si lo hacemos bien, ganar!

​Aukerak baliatzera goaz.






°

La Rebelión Verde de Greta Thunberg

De pronto, esa juventud europea -existe la que siempre ha resistido-, amodorrada por la Flauta de Hamlin de la suntuosa globalización y las redes sociales, despertó. La joven sueca Greta Thunberg y su mensaje recorrieron los mismos caminos de los memes y las ofertas en Amazon. Inició la movilización. Que si los popotes, que si las bolsas de plástico, que si el nylon y el poliester en las ropa, que si los famélicos osos polares, que si los orangutanes de Nutella.

Veremos cuanto dura y si solo se trata de una llamarada o si Greta ha incendiado la pradera y pasada la algarabía todo vuelve al maravilloso paraíso de la gratificación instantánea y Greta, como el Sinsajo, termine pariendo los niños de algún hipster vegano.

El caso es que con miras a la cita ambientalista del 15 de marzo los jóvenes europeos han decidido tomar las calles y Público nos hace un corte de caja de lo que ha sucedido al sol de hoy:


Siguiendo el ejemplo belga, las manifestaciones llegan ahora a Francia y Reino Unido, con la mirada puesta en la jornada de movilización mundial del 15 de marzo. Una marea verde inspirada en el ejemplo de la adolescente sueca Greta Thunberg.

Enric Bonet

Una incipiente marea verde emerge entre los jóvenes occidentales. Primero, fueron los belgas, luego se les unieron suizos, holandeses, alemanes… Y el pasado viernes las movilizaciones estudiantiles contra el cambio climático empezaron en Francia y Reino Unido. Siguiendo la llamada de la adolescente sueca Greta Thunberg, de 16 años, las manifestaciones de jóvenes contra el cambio climático se multiplican por Europa con la mirada puesta en la convocatoria de una huelga estudiantil mundial del 15 de marzo. Un movimiento que revela el hartazgo de las nuevas generaciones ante las medidas insuficientes contra el cambio climático.

“Los jóvenes deben reaccionar por el clima ante la inacción de los políticos”, asegura Elie Souciet, de 21 años, presente en la concentración parisina del pasado viernes delante del Ministerio de la Transición Ecológica, donde se manifestaron varios centenares de estudiantes. “Cada viernes volveremos aquí delante”, añade este estudiante de un master en desarrollo sostenible en la Universidad París-Dauphine, quien confía que la movilización no deje de crecer en Francia, como sucedió en Bélgica, hasta la jornada mundial a mediados de marzo. Otras acciones tuvieron lugar en diversas ciudades francesas, como Estrasburgo, Nantes o Valence.

“Ministerio de la traición ecológica”, “Somos la naturaleza que se defiende”, “No hay un planeta B”… Eran algunos de los mensajes escritos en las pancartas de los manifestantes en París. De entre 13 y 25 años, muchos de ellos llevaban brazaletes verdes, como símbolo distintivo, inspirándose en el ahora icónico chaleco amarillo. Pese a un gran despliegue policial, un ambiente desenfadado predominó a lo largo de la concentración. Así lo reflejaron eslóganes como “solo queremos estar a 1.000 °C en nuestras fiestas”. También hicieron proclamas de “A-anti-anticapitalismo”. “Hace falta cuestionar el liberalismo, no sirve de nada subir un impuesto u otro. Debemos cuestionar todo el modelo económico”, explica Anoucha Bardet, de 24 años, estudiante de agrónomos en la escuela universitaria AgroParisTech.

“Nosotros, los jóvenes hemos nacido en una sociedad globalizada responsable de la actual catástrofe ecológica y social, es nuestro futuro el que está desapareciendo delante de nuestros ojos”, asegura el manifiesto escrito por los estudiantes franceses movilizados en la lucha contra el cambio climático. En él, exigen al gobierno francés que “desbloquee medios excepcionales para adoptar el camino que permita una reducción anual del 4% de las emisiones de dióxido de carbono”. Una exigencia bastante más ambiciosa de la que suelen hacer las oenegés y los verdes franceses. También invitan a todos los estudiantes a unirse a las manifestaciones de los chalecos amarillos. “El viernes verde y el sábado amarillo”, reivindican.
Siguiendo la estela de Greta Thunberg

Con más fuerza que en Francia, las huelgas estudiantiles por el cambio climático también empezaron este viernes en Reino Unido. Miles de jóvenes participaron en manifestaciones en decenas de ciudades británicas, como Brighton, Oxford, Leeds, Manchester o Londres. Delante del Parlamento británico, centenares de adolescentes lanzaron gritos de “Save our planet” (“Salvad nuestro planeta”). Y exigieron al gobierno medidas valientes contra el calentamiento global.

De esta forma, los estudiantes franceses y británicos se unen a la causa de Greta Thunberg, que hace tan solo seis meses parecía clamar en medio del desierto. Esta adolescente sueca dejó de ir a clase cada viernes en septiembre para manifestarse sola delante del Parlamento en Estocolmo. Con ello, pretendía denunciar la inacción climática de los dirigentes de su país en plena campaña electoral. Estas acciones tuvieron un gran éxito mediático. Lo que la llevó a la Conferencia del Clima de la ONU en Katowice (Polonia), donde pronunció un emotivo discurso. A finales de enero también asistió al Foro de Davos. Allí sermoneó a los oligarcas mundiales por haber acudido a la cumbre en jet privado.

“Thunberg ha sido la chispa que encendió la llama de este movimiento”, reconoce Souciet. Los estudiantes que siguieron con más ímpetu su ejemplo fueron los belgas. Desde principios de enero, cada jueves miles de jóvenes llenan las calles de Bruselas, pero también de Lieja, Amberes, Lovaina… El pasado 24 de enero, llegaron a los 35.000 en todo el país. Este movimiento, impulsado por el colectivo Rise for Climate Belgium, ya se ha consumado su primera víctima: la ministra flamenca de Medio Ambiente, Joke Schauvliege, que tuvo que dimitir tras afirmar que los estudiantes “estaban manipulados”. Conocidas como #Fridaysforfuture, estas iniciativas también se han repetido en Holanda, Suiza o Alemania.

Según un recuento a nivel mundial del diario británico The Guardian, unos 70.000 estudiantes han participado en estas huelgas estudiantiles en unas 270 ciudades. Más allá del viejo continente, estas movilizaciones también se repiten en Canadá o Australia. De hecho, fue en Sidney donde el 30 de noviembre se celebró la primera manifestación juvenil por el cambio climático. Miles de jóvenes protestaron contra la explotación de una mina de carbón por la empresa local Adani. En España, se están preparando convocatorias incipientes en Barcelona, Madrid o Girona.
“Se trata de nuestro futuro”

Hasta ahora, las autoridades han acogido estas protestas de forma positiva, pero también condescendiente. “Estoy contenta de vuestra movilización, esto significa que hemos superado una etapa. Detrás de las puertas de este Ministerio solo tenéis a aliados, no somos vuestros adversarios”, declaró la secretaria de Estado francesa del Ministerio de Transición Ecológica, Brune Poirson, que salió a saludar a los manifestantes. Una reacción casi calcada tuvo la ministra de Energía británica, Claire Perry. “Estoy increíblemente orgullosa de que los jóvenes defiendan con fuerza que debemos pasar a la acción”, afirmó.

Estas muestras de afecto, sin embargo, no se ven correspondidas entre los manifestantes. Al menos en el caso de París. “Tenemos que abandonar el greenwashing —barniz ecologista de algunos gobiernos neoliberales —“, defiende Souciet. “Macron pronuncia bonitas frases sobre el clima, pero no hace nada en la lucha contra el cambio climático”, asegura Anna V., 20 años, estudiante de Ciencias de la Tierra.

Debido a la política de “pequeños pasos” del presidente francés, Emmanuel Macron, el reputado activista Nicolas Hulot abandonó en septiembre su cargo de ministro de la Transición Ecológica. Esta dimisión supuso un electrochoque en la sociedad francesa. Más de 130.000 personas protestaron el pasado 8 de septiembre en una de las movilizaciones ecologistas más importantes en la historia de Francia. Desde entonces, estas marchas por el clima se repiten con regularidad. “Los menores de 26 años representan la población más determinada a manifestar contra el cambio climático”, explica en declaraciones al diario Libération el sociólogo Maxime Gaborit, que forma parte del colectivo Quantité critique, que analizó el perfil sociológico de estos manifestantes.

“La lucha contra el cambio climática es fundamental para nosotros, ya que se trata de nuestro futuro”, explica Anna V. Los jóvenes no dudan en manifestarse por el clima, pero tampoco en llevar a las autoridades delante de los tribunales. Con el apoyo de la oenegé Our Children Trust, 21 adolescentes estadounidenses denunciaron el gobierno de su país por inacción climática. En Colombia, la mayor instancia judicial del país exigió el año pasado al ejecutivo que terminara con la desforestación, tras una denuncia presentada por 25 adolescentes con la ayuda de la oenegé Desjusticia. Y siete menores portugueses también han presentado un recurso en el Tribunal Europeo de Derechos Humanos por los devastadores incendios del pasado verano.

En el caso de Francia, cuatro oenegés quieren llevar al Estado ante la justicia por la inacción climática. Tienen previsto presentar su denuncia durante las próximas semanas, después de que su petición lanzada a finales de diciembre lograra más de dos millones de firmas, una cifra récord en este país. Quizás las autoridades deberían tomas más en serio los anhelos ecologistas de las nuevas generaciones.






°