miércoles, 22 de enero de 2020

«La Hora de Parar el TAV»

Desde Naiz traemos a ustedes este artículo con el que damos seguimiento a una de las luchas de más largo aliento librada por el pueblo vasco en contra del neoliberalismo, la de la resistencia ante la construcción del Tren de Alta Velocidad.

Lean por favor:


Activistas de Mugitu en contra del Tren de Alta Velocidad han irrumpido durante el discurso de Eneko Goia en el Basque Railway 2020. Han exhibido pancartas y han coreado consignas como «No al tren de alta velocidad» y «herria bizirik, AHTrik ez». Después de varios minutos sobre el escenario, los miembros de seguridad los han sacado del escenario.

Ibai Azparren

Un grupo de activisas han interrumpido el discurso de Eneko Goia en el Basque Railway 2020, la IV Jornada Internacional Ferroviaria que organizan conjuntamente el departamento de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno de Lakua, el operador Eusko Trenbideak – Ferrocarriles Vascos y el gestor ferroviario Euskal Trenbide Sarea – Red Ferroviaria Vasca.

El objetivo de la jornada era «trasladar a la sociedad, entre otras cuestiones, las bondades de las redes ferroviarias de alta velocidad, su contribución al desarrollo socioeconómico de las regiones».

Nada más comenzar el acto, cuatro personas han subido al escenario con pancartas en contra del TAV y han coreado consignas como «no al tren de alta velocidad», «lurraren defentsan gogor eta tinko», «herria bizirik, AHTrik ez», y «defendamos la madre tierra».

El acto ha sido interrumpido durante varios minutos, hasta que los miembros de seguridad han sacado del escenario a los activistas mientras el público pitaba y gritaba «fuera, fuera» y «sinvergüenzas».

Goia, tras pedir perdón por «este triste suceso», ha calificado de «impresentables» a los activistas y ha señalado que «solo cuatro gatos defienden sus ideas».

Durante el discurso de Arantxa Tapia y tras desalojar del escenario a los activisas, otras dos personas se han levantado de sus asientos y han coreado «AHTrik ez», pero los miembros de seguridad se han abalanzado rápidamente, desalojándolos de la sala del Kursaal.

La Ertzaintza ha sido avisada pero para cuando han llegado los activistas ya habían sido apartados de la sala. Después de identificar a los activistas, estos se han marchado del Kursaal.

El acto ha contado con la presencia, entre otros, del ministro español de Transportes, Movilidad y Agenda Urbana, José Luis Ábalos, la consejera de Desarrollo Económico e Infraestructuras del Gobierno de Lakua, Arantxa Tapia, el alcalde de Donostia, Eneko Goia, así como los principales representantes del sector ferroviario de la CAV y de las instituciones de la Unión Europea.

Mugitu: «Ha llegado la hora de parar el TAV»

El movimiento de desobediencia civil al TAV Mugitu Mugimendua ha reivindicado la acción con la que quiere denunciar el Congreso Internacional Basque Railway organizado por el Gobierno de Lakua «como vergonzosa apología de la infraestructura más destructora, despilfarradora y antisocial de la historia de Euskal Herria».

Asimismo, ha señalado que, en todas las negociaciones con el Gobierno español, el principal objetivo del Gobierno de Lakua es «conseguir cada vez más dinero para esta infraestructura, siendo ello la clave de su agenda política».

También ha criticado «su reiterada hipocresía: mientras se llenan la boca de lucha contra la crisis climática prosiguen con las obras del TAV, generadoras de ingentes cantidades de CO2, tanto en su construcción como en su funcionamiento».

«Señor Urkullu, no se puede estar plantando un arbolito en las campas de Foronda mientras se continua con la política cementera a todo gas. Llegará el día en que los ecocidas sean juzgados en el tribunal de la historia por abocarnos al colapso civilizatorio», han añadido.

Del mismo modo, han criticado que el «enorme despilfarro de recursos públicos en esta macroinfraestructura reporta pingües beneficios tanto a la banca como a las empresas constructoras y a una clase política corrupta, mientras asistimos a continuos recortes del gasto en Educación, Sanidad, Pensiones y ayudas sociales».

A su vez, han señalado que el TAV es un «medio de transporte elitista» que retrae la inversión en el ferrocarril convencional, accesible al conjunto de la población y que da servicio a las zonas rurales.

Con todo, han afirmado que el TAV «contribuye a aumentar las desigualdades sociales y territoriales y a hundirnos en el endeudamiento y la crisis».

Por todo ello, han remarcado que «ha llegado la hora de parar el TAV y el resto de grandes infraestructuras para buscar soluciones a través de una profunda transformación del modelo social».

Para Mugitu mugimendua, es preciso «reducir el transporte motorizado fomentando un modelo socio-económico que otorgue prioridad a la creación de cercanía y a la autosuficiencia, respetando las decisiones y formas de autoorganización de los pueblos».






°

martes, 21 de enero de 2020

Falleció el GAL Planchuelo

Un terrorista de estado indultado por el criminal de guerra José María Aznar ha muerto.

Dejamos aquí la nota de Naiz para la memoria histórica:


El exjefe policial Miguel Planchuelo, que fue condenado en 1998 por el Supremo español por el secuestro en 1983 de Segundo Marey, en lo que fue considerada como primera acción atribuida a los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL), ha fallecido este lunes en Pontevedra a los 79 años.

Ibai Azparren

En los últimos años Planchuelo se trasladó a vivir a Pontevedra, de donde era natural la familia de su mujer, y donde fue diagnosticado de una enfermedad neurodegenerativa. Con anterioridad, había vivido en las dependencias policiales de Salamanca.

Planchuelo era jefe de la Brigada de Información de la Policía española en Bilbo cuando se produjo el secuestro de Marey en 1983, por el que fueron condenados, además del excomisario de policía, el exministro español José Barrionuevo, así como Rafael Vera, ex secretario de Estado de Seguridad; Julián Sancristóbal, ex gobernador civil de Bizakia, y Ricardo García Damborenea, ex secretario general del PSE-PSOE en Bizakia, entre otros.

El esclarecimiento, más de diez años después, del secuestro en Ipar Euskal Herria de Marey, a quien, al parecer, confundieron con un refugiado vasco, fue la pieza clave que evindeciaría la participación de Interior en la trama de la guerra sucia entre los años 83 y 87 contra el independentismo vasco.

El excomisario fue condenado a nueve años y seis meses de prisión por el Supremo español. No obstante, se benefició, junto al resto de condenados, de un indulto parcial que le otorgó el Gobierno de José María Aznar. Quedó en libertad en diciembre de 1998.

En 1999, Planchuelo declaró como imputado ante el titular del Juzgado de Instrucción número 1 de Bilbo, José Luis González Armengo, que reabrió el sumario por la muerte del dirigente de Herri Batasuna Santi Brouard. El exjefe de la Brigada de Información de Bilbo eludió la prisión preventiva después de que el Sindicato de Comisarios de Policía pagara una fianza de cinco millones de pesetas.

En 2011, la Audiencia Nacional absolvió a Panchuelo tras el último juicio sobre acciones de los GAL al considerar que ya fue condenado por el secuestro de Marey bajo la misma acusación. Se le imputaba haber ordenado y organizado la financiación de los atentados cometidos por los GAL, a través de sicarios portugueses, en febrero de 1986 contra los bares Batzoki (Baiona) y Consolation (Donibane Lohizune), que se saldaron con un total de ocho personas heridas.

Planchuelo reconoció en aquel juicio que el Gobierno español, entonces presidido por Felipe González, autorizó la ejecución del secuestro de Marey.






°

El Gusano Javier Larrondo

Desde Cubainformación traemos a ustedes esta la más reciente denuncia de los quehaceres injerencistas por parte de Washington en contra del pueblo cubano. Este en particular cuenta con la colaboración de los europeos "de color".

Lean ustedes:


José Manzaneda | Coordinador de Cubainformación

El último informe del Institute for Crime and Justice Policy Research, con sede en Londres, concluye que EEUU es el país del mundo con más personas presas (dos millones cien mil), presentando, además, el mayor porcentaje en relación a su población.

Nada que interese a la prensa global. Que, sin embargo, ha dedicado decenas de noticias, editoriales, entrevistas y reportajes al informe de una ONG, financiada por la Casa Blanca y apadrinada por partidos de la derecha europea, que desmiente al citado Instituto inglés y coloca a Cuba como país con mayor ratio de personas en prisión.

“Cuban Prisoners Defenders” –así es su nombre, aunque su personal y sede estén en Madrid-  dice basarse en “datos oficiales” aportados por "dos fuentes del más alto nivel del Estado" cubano. Ni menciona sus nombres, ni muestra los documentos, ni presenta prueba alguna. Pero en los medios leemos que su informe es un “exhaustivo estudio”, “una detallada radiografía”, que aporta datos “abrumadores” que “no dejan lugar a dudas”, que “confirman de forma empírica”... Etc., etc.

Una nueva puesta en escena con los ya habituales elementos de guión: uno, una supuesta “organización civil” pone la cara por el Departamento de Estado; dos, políticos no estadounidenses –en este caso españoles- apoyan la denuncia; y tres, un demandante cubano; un exjuez de La Habana que –según el papel asignado- asegura que apoya a la Revolución pero, “por conciencia”, debe destapar los datos que oculta el gobierno cubano.

Pero ¿qué es “Cuban Prisoners Defenders”? Es la representación en Europa del grupo “disidente” cubano UNPACU, tal como explica su presidente: “La UNPACU es una organización espectacular (…) Y una organización que es así de espectacular en su accionar necesita a su lado un mecanismo de defensa jurídica, de acción diplomática, etc., etc. que soporte ese accionar”.

UNPACU es la facción “disidente” por la que, hoy, apuesta el gobierno de Donald Trump, que la financia a través de la Fundación Nacional Cubano-Americana. Esta, desde Miami, canaliza los fondos federales para las diferentes iniciativas de UNPACU.

Su líder en el exterior, Javier Larrondo, que se presenta como “emprendedor, inversor y filántropo”, es otro clásico del atrezzo anticubano. Procede de una familia de la burguesía cubana afectada por las leyes de la Revolución. Es un caso muy similar al de Elena Larrinaga, directora del Observatorio Cubano de Derechos Humanos, también con sede en Madrid, y también financiado por el gobierno de EEUU a través de las agencias USAID y NED.

“Cuban Prisoners Defenders” –como parte de UNPACU- apoya enfáticamente la Ley Helms-Burton y la política de bloqueo y asfixia a Cuba. Es otro peón de la guerra del Departamento de Estado contra el pueblo cubano. Al que combatir… desde Europa.


.
.







°

viernes, 17 de enero de 2020

El «Zulo Policial» Francés

En un vuelco bastante inesperado el tema del DDR de ETA vuelve a los titulares de los diarios tras hacerse saber que uno policías franceses con apetitos muy particulares se hicieron con algunas de las armas entregadas por la organización antifascista.

Y lo anterior es precisamente lo que quisieron evitar tanto ETA como el CIV cuando Madrid se negó terminantemente a cumplir sus compromisos con respecto a dicho proceso y de esa magnitud resulta ahora la irresponsabilidad de quienes apostaron por el inmovilismo.

Lean lo que nos informa Naiz:


La revista ‘Le Point’ ha sorprendido con una impactante historia sobre el devenir de una parte del arsenal del que se desprendió ETA con la colaboración de la sociedad civil el 8 de abril de 2017 en Baiona. Según esta información, unos policías robaron un lote de armas y crearon un depósito clandestino.

La revista francesa ‘Le Point’ ha publicado una rocambolesca información que pone cuanto menos en entredicho la custodia por parte de la Policía francesa del arsenal de ETA.

Mientras que la previsión era que las armas procedentes de la jornada del desarme en Baiona fueran destruidas y que algunas pudieran ser guardadas para tratar de hallar pruebas sobre su eventual uso en atentados por resolver, lo que ocurrió, según la citada revista, fue que parte del lote fue a parar a manos de policías «aficionados a las armas» que las almacenaron de forma clandestina.

En febrero de 2018, el fiscal de Baiona, Samuel Vuelta Simon, aseguró que las armas de ETA encontradas en los zulos dispuestos por la organización vasca para desarmarse habían sido destruidas, aunque pudiera haberse guardado alguna por si fuese necesaria para alguna investigación.

De acuerdo a la última revelación periodística, una parte de ese armamento fue en realidad sustraída mientras estaba custodiada por la Policía francesa y quedó almacenada en un depósito prefabricado del centro de Arras, especializado en la neutralización de explosivos.

Un artificiero de la Policía habría transferido las armas a su comandante que las almacenó en dicho depósito, del que era responsable. Las armas no fueron destruidas según el protocolo, y también se rompió la cadena de custodia.

Así, siempre según esta información, los agentes amigos de los ajeno se hicieron con un generoso lote que incluía un buen surtido de armas –el periodista cita pistolas Magnum 357, subfusiles M4 y hasta un kalachnikov–, municiones y cerca de 80 detonadores,

No conformes con esa captura, sumaron al depósito clandestino otras armas «aprehendidas en operaciones contra bandas de delincuentes», según detalla ‘Le Point’.

Una fuente anónima fue la que puso sobre la pista a la Policía Judicial de Lille y a la «policía de policías», la IGPN.

La investigación sobre lo ocurrido empezó en setiembre del año pasado, cuando se destapó la existencia de ese «arsenal policial» nutrido en buena parte a partir del desarme de ETA.

La cámara que vigilaba el «zulo policial»

Afirma la publicación francesa que la cámara de vigilancia de la instalación prefabricada se averió sospechosamente. Los encargados del particular «zulo» no contaban, sin embargo, con que una segunda cámara de cuya existencia no tenían conocimiento registrara la inutilización de la primera.

Los implicados optaron por reconocer los hechos. La defensa de los policías se basó en remarcar que sentían «pasión por las armas» y trató de sostener que actuaron cegados por esa «vocación del coleccionista».

La investigación se cerró después de que los policías asumieran la acusación de «desvío de materiales precintados», con lo que evitaron que se les acusara de «tráfico de armas».

No sin cierto tono de humor, el periodista que firma la pieza sobre el teatral robo concluye confesando que «lo que desconocíamos es que pudieran existir personas que sintieran pasión por los detonadores de ETA».



No se espanten mucho, lo más seguro es que policías españoles hayan hecho lo mismo.







°

La Batalla de Las Ardenas

Desde El Diario traemos a ustedes esta otra pieza del rompecabezas que con meticulosidad ha estado armando la Asociación Sancho de Beurko.

En esta ocasión se nos habla de los vascos que por una u otra circunstancia terminaron participando en una de las grandes batallas del frente occidental en contra de los nazis.

Lean por favor:


Asociación Sancho de Beurko

El 14 de diciembre de 1944, dos días antes de iniciarse una ofensiva alemana a gran escala en las Ardenas y a cuatro de su 33 cumpleaños, el soldado vasco-californiano Alfred Starr Etcheverry escribió la que sería su última carta a su esposa Marion Hazard y a sus dos niños:

Dentro de unos días, o incluso unas pocas horas, entraré en acción. Nunca está lejos de mis pensamientos, el que no pueda volver a verte […] Si yo muriese, no sería responsabilidad de nadie más que de mí. Esta es mi elección, mi ejército […] Por confusa que sea nuestra imagen del mundo de hoy, sin embargo, por borrosa que sean las líneas del conflicto, estoy convencido que lucho en el lado de los hombres de buena voluntad repartidos por todo el mundo. Nada más que eso. Porque los hombres de mala voluntad no nacieron así, y puede que con el paso del tiempo y por la buena gracia de Dios sean redimidos. Es por los hombres de todas partes, quienes quieran que sean, dondequiera que estén, por lo que yo estoy luchando.

Etcheverry, nacido el 18 de diciembre de 1912 en Alameda (California), fue herido de muerte el 13 de enero de 1945 en Goesdorf (Luxemburgo). Era un reputado actor de Broadway, en Nueva York, cuando fue llamado a filas en 1944. Sirvió en la 80ª División de Infantería con la que combatió en los ríos Mosela y Seille y posteriormente en la Batalla de las Ardenas, dónde encontró la muerte. Su historia nos permite humanizar una batalla que nadie esperaba en un momento, al final de la guerra, en que la llegada de la Navidad permitía alumbrar la esperanza de volver pronto a casa.

Pero, a diferencia del alto al fuego de la Gran Guerra durante los días de Nochebuena y Navidad de 1914 en el Frente Occidental, la batalla que tuvo lugar en el denso bosque de las Ardenas —situado entre Bélgica, Francia y Luxemburgo- durante el crudo invierno de los meses de diciembre de 1944 y enero de 1945 no dio tregua a los Aliados. Lo que vino a conocerse como la Batalla de las Ardenas (o la de Bulge [joroba], para la historiografía anglosajona, mientras que los alemanes la llamaron pomposamente 'Operación Wacht am Rhein') del 16 de diciembre de 1944 al 25 de enero de 1945, fue la que se convertiría en la última gran contraofensiva alemana, en un intento desesperado por romper la marcha imparable de las fuerzas aliadas hacia Alemania (la primera ciudad alemana, Aquisgrán, había sido capturada en octubre), con el afán de separar estratégicamente a las tropas británicas y canadienses, situadas en el norte, de las estadounidenses en el sur, y el ulterior objetivo de capturar Amberes, el puerto logístico clave para los Aliados, rompiendo las líneas de suministros y embolsando cuatro ejércitos aliados. La sorpresa sería total.

Si inicialmente, la ofensiva alemana, liderada por las Waffen-Schutzstaffel (SS), contaba con 19 divisiones y cerca de 400.000 hombres y los Aliados tan solo con 8 divisiones y unos 230.000 soldados, la situación se vio invertida hacia el final del conflicto. Para entonces, los Aliados lideraban unas 30 divisiones con casi 700.000 efectivos y una superioridad en armamento sin igual: 2.400 tanques, 3.200 piezas de artillería y 6.000 aviones. A pesar de que el mermado y debilitado ejército alemán llegó a contar con 24 divisiones formado por unos 380.00 soldados, su capacidad para reemplazar el armamento era extremadamente difícil. Los alemanes con 200 tanques, 3.200 piezas de artillería y unos 2.400 aviones se vieron desbordados por el empuje Aliado. La dificultad orográfica, la inclemencia climática (temperaturas bajo cero y copiosas nevadas), los asesinatos de soldados capturados por las SS, las represalias contra estos asesinatos por parte de soldados estadounidenses, la infiltración de tropas alemanas con uniformes norteamericanos y las escaramuzas de unos y otros detrás de las líneas enemigas son historias que conforman la memoria épica de la Batalla de las Ardenas, la cual se convirtió en la batalla individual más grande y sangrienta librada por los Estados Unidos (EEUU) en la Segunda Guerra Mundial (SGM) y que resultó en 1 de cada 10 bajas de combate estadounidenses durante toda la guerra.

En el momento de la publicación de este artículo se habían identificado una veintena de soldados de origen vasco entre las fuerzas de EEUU que lucharon en la Batalla de las Ardenas —cifra que previsiblemente aumentará a medida que avance el proyecto de investigación “Fighting Basques”-. Por ejemplo, en la 90ª División de Infantería, encontramos a los navarros Frank Aristu Garde (nacido en Iruñea, 1915) y Ernest Uhalde Borda (Auritz/Burguete, 1921) y al suletino André Sallaberry Baratçabal (Bildoze-Onizepea, 1917). Tanto Aristu como Sallaberry sirvieron en el 345º Batallón de Artillería de Campaña, mientras que Ernest luchó con el 357º Regimiento de Infantería, recibiendo dos Estrellas de Bronce.

En la 2ª División Blindada hemos identificado a Saturnino Peruchena Sánchez (San Francisco, California, 1917) y a John Arrillaga Jayo (Mountain Home, Idaho, 1918). Saturnino formaba parte de la Batería “A” del 195º Batallón de Artillería Antiaérea mientras que Arrillaga sirvió en el 78° Batallón de Artillería Blindada de Campaña. En una entrevista sobre su tiempo en la guerra, Arrillaga confesó: “Se llegó al punto de que realmente no importaba si te mataban o no. Nunca te acostumbras a la muerte ni a matar, pero lo aceptas”. Falleció en 1993 en Boise (Idaho), a la edad de 74. Peruchena murió en 1987 en San Leandro, California. En la mítica 82ª División Aerotransportada hallamos al vasco-filipino Luis Mendieta Larrea (Manapla, 1915), y a los vasco-estadounidenses Francisco “Frank” Aguerrebere Ilizaliturri (Los Ángeles, California, 1925) y Pete Etchepare Arriaga (Elko, Nevada, 1921). Mendieta y Aguerrebere sirvieron en el 505º Regimiento de Infantería Paracaidista (PIR en su acrónimo inglés), y tras participar en la invasión de Normandía el Día-D, tomaron parte en la fallida “Operación Market Garden” (17-25 de septiembre de 1944) en Holanda, y finalmente fueron enviados a las Ardenas con el objetivo de romper la resistencia en Bastoña. En palabras de Mendieta —recogidas en la pionera obra de José Miguel Romaña, La Segunda Guerra Mundial y Los Vascos-, “Fue un momento muy difícil, porque tuvimos que enfrentarnos a grandes concentraciones de tanques alemanes [...] Otro terrible enemigo fue el frío”. Un hecho que Aguerrebere recordaba vívidamente como “el amargo frío del largo mes de la Batalla de las Ardenas […] con munición limitada y con una ropa que no era adecuada para el frío” (1). El 5 de enero de 1944, a 40 Km de Bastoña, en Vaux Chavanne, encontró la muerte Etchepare del 325º Regimiento de Infantería de Planeadores de la 82ª División —otro veterano del Día-D y de la “Operación Market Garden”-. Su posición avanzada fue sorprendida por un contraataque alemán con un carro de combate Tiger.

Dentro del cerco de Bastoña, se encontraba el sargento del 506º PIR de la 101ª División Aerotransportada Frank Solaegui Mugartegui, nacido en Fallon (Nevada) en 1921 de padres vizcaínos. (Era hermano de Daniel, marino mercante del SS Melville E. Stone, hundido por el U-516 en 1943). Su situación no era para nada halagüeña, hasta el punto de que los alemanes llegaron a solicitar la rendición de la división, pero los “maltrechos bastardos” de Bastoña resistieron todos los envites y su gesta se hizo tremendamente popular, llegando hasta nuestros días a través de la serie “Hermanos de Sangre” (Band of Brothers, 2001) de los productores Steven Spielberg y Tom Hanks. Precisamente, Solaegui, que llegaría a teniente por méritos de guerra, estuvo con el mayor Richard Winters cuando este se hizo cargo del mando del 2º Batallón del 506º.

En un periodo de algo más de un mes, unos 19.000 soldados estadounidenses y unos 200 británicos habían fallecido, mientras que en el bando alemán habían muerto unos 11.000. Entre los primeros, el soldado de primera clase Miguel “Mike” Etchart León, nacido el 21 de octubre de 1924 en Bakersfield (California), sirvió en la Compañía “A” del 705° Batallón de Cazacarros. Mike, falleció en Bélgica recién cumplidos los 20 años por el fuego de ametralladoras alemanas durante un combate el día de Nochebuena.

A pesar del elevado número de muertos y heridos (unos 45.000 estadounidenses y unos 1.000 británicos) y desaparecidos o capturados (cerca de 23.000 estadounidenses y unos 200 británicos) de las fuerzas aliadas, las Ardenas supuso una victoria estratégica definitiva. Entre los capturados se encontraba el vizcaíno Santiago “Santy” Mendieta Telleria. Nacido en 1914, se crió con sus doce hermanos y hermanas en el rancho familiar de ovejas en Jordan Valley (Oregón). Santiago se alistó en 1942 y fue asignado a la 2ª División Blindada como artillero. Su división fue enviada al campo de batalla del Norte de África en noviembre y de allí a Sicilia (Italia) en julio de 1943. Finalmente, Santiago y sus camaradas desembarcaron el 9 de junio de 1944 en Normandía, luchando a través de Francia hasta llegar a Bélgica. La 2ª División Blindada ayudó a contener los fuertes ataques alemanes durante la contraofensiva de las Ardenas. Sin embargo, en un momento dado Santiago quedó atrapado detrás de las líneas enemigas, dándose por desaparecido el 21 de diciembre de 1944. En un primer lugar, una familia belga lo ocultó en su granja y luego en un bosque cercano durante diecisiete días. Desafortunadamente, Santiago finalmente fue arrestado por los alemanes y enviado al campo de prisioneros de guerra Stalag IX-B en las inmediaciones de Bad Orb en Hesse, Alemania, donde estuvo durante 95 días hasta que fue liberado por el ejército estadounidense.

La derrota alemana, a costa de consumir sus últimos y más valiosos recursos humanos y materiales, solo retraso temporalmente el avance Aliado hacia Alemania, y aceleró la inexorable victoria del ejército soviético en el Frente del Este. Tras la victoria aliada, la ruptura de la “Línea Sigfrido” —el muro de defensa alemán del Oeste que se extendía desde Holanda a Suiza- fue cuestión de tiempo. En el 75 aniversario de la Batalla de las Ardenas recordamos a aquellos soldados que nos regalaron su Navidad (la última de la guerra) para que fuésemos libres, tomando parte en una de las últimas grandes batallas de Europa.

(1) Historia Oral de Frank Aguerrebere. Entrevistado por Vicki Torres para Voces Oral History Project (The University of Texas Libraries, Austin) el 7 de enero de 2011.






°

jueves, 16 de enero de 2020

Un Español "de Color"

Los medios de comunicación estadounidenses le han pegado un varapalo épico a los españoles y le han atinado justo en donde más les duele: su supremacismo racial.

Y es que resulta que a Antonio Banderas, es pésimo actor a quien Hollywood importó desde las españas para agregarle un ingrediente exótico a sus películas, lo han catalogado como "persona de color".

Trago amargo en el dulce elixir de una nominación al Oscar.

Y es que vamos, ¿a cuántos personajes identificados como mexicanos ha personificado Banderas en el celuloide yanki?

Y si a los mexicanos los consideran "personas de color", en este caso "brown" ¿por qué entonces Banderas, quien por cierto en el proceso le quitó oportunidades a actores mexicanos de representar a personajes mexicanos, no va a ser caracterizado como "persona de color"?

O sea, para que quede claro, en el pecado ha llevado la penitencia.

Y solo por meter el dedo en la llaga y ante el eurocentrismo desplegado por quienes se han manifestado ofendidos por la caracterización que se ha hecho de Banderas, no olvidemos que para muchos europeos... África inicia al sur de los Pirineos.

Así que adelante, aquí la información provista por El País:
 

‘Vanity Fair’ y ‘Deadline’ rectifican tras describir al actor malagueño como el único nominado al Oscar "de color"

Antonia Laborde

Mientras la Academia de Hollywood (68% hombres; 84% blancos) recibía palos este lunes por la falta de diversidad en los nominados a los premios Oscar de 2020, algunos medios estadounidenses señalaron que Antonio Banderas era el único actor “de color” que competirá por la estatuilla. Entonces los dardos cambiaron de dirección. En España, sorprendió la etiqueta, y en las redes sociales se tachó a la prensa anglosajona de “racista” y “paleta” por no considerar que el protagonista de Dolor y Gloria es un intérprete europeo y blanco.

Deadline —que publicó en Twitter que solo dos actores “de color” habían sido nominados, refiriéndose a Banderas y a la actriz afroamericana Cynthia Erivo—, eliminó el mensaje tras el alud de críticas. Vanity Fair —que mencionaba a los dos artistas como miembros de una misma comunidad, aclarando que “los españoles no son técnicamente considerados personas de color”— eliminó la frase unas horas después. En septiembre Rosalía, calificada como latina, hispana y europea, protagonizó una polémica similar en los premios MTV.

En Estados Unidos, las etiquetas étnicas tienen desde hace décadas un peso político, ya que han sido utilizadas para luchar contra la discriminación y a favor de la visibilidad de distintas comunidades. En los setenta el censo incluyó la clasificación “hispano” para agrupar a todas las personas que procedían de países hispanohablantes: México, Puerto Rico, Cuba... Anteriormente los mexicano-americanos por ejemplo, debían marcar que eran blancos, pero estaban en desacuerdo porque querían reivindicar sus orígenes y aparecieron grupos de activistas que lucharon para tener una categoría propia. El término hispano tampoco contentó a quienes no se sentían identificados con la herencia colonial española con la que resonaba el término. Entonces surgió “latino”, que además incluía a indígenas y brasileños.

La socióloga Clara Rodríguez, especialista en temas de clasificaciones raciales y étnicas, lo primero que le pregunta a sus alumnos de la Universidad de Fordham (Nueva York) es “¿Qué son?”. A veces un dominicano con la piel muy oscura no dice que es negro y otras veces una afroamericana se define como mestiza. “La raza es una construcción social que varía según dónde crece la persona y el país en el que vive. Yo en Puerto Rico soy blanca y en EE UU no”, comenta. Sobre si Antonio Banderas es una persona de color su respuesta es simple: “Hay que preguntarle a él”.“Ricky Martin no es moreno y se identifica como persona de color por su origen puertorriqueño”, concluye.

El escritor Ed Morales, autor de Latinx: la nueva fuerza en política y cultura, aclara que el lenguaje también es un determinante racial muy importante en EE UU. “Si te detiene un policía y tienes un acento español muy marcado, su percepción sobre tu raza, independiente de cómo te veas, puede cambiar”, comenta por teléfono. Añade que antes de la Segunda Guerra Mundial ningún estadounidense hubiese considerado blanco a Antonio Banderas, ni a ningún europeo del sur: “Cuando lucharon con nosotros, la definición de blanco cambió”.

Una herramienta clave para entender cómo ha evolucionado la relación de EE UU con la raza o la etnia es el censo. La encuesta arrancó en torno a 1800 con solo tres opciones: blanco libre, otras personas libres o esclavos. La última versión, de 2010 permite distinguir entre hispanos, latinos o de origen español, y después especifica mexicanos, puertorriqueños, cubanos, de un origen distinto... “Hace 30 años la mayoría pensaba que era obvio de qué raza era cada uno y que era algo genético y biológico; ahora mucha más gente piensa que es una construcción social. Y eso es progreso. Ahora se entiende mejor la idea compleja de que la raza depende de la percepción que tiene cada uno de sí mismo”, explica Morales, colaborador de The New York Times y The Washington Post.

A Ramón A. Gutiérrez, profesor de Historia de la Universidad de Chicago, le hace gracia la polémica. “Algunos medios usaron la foto de Banderas como ejemplo de que Hollywood no es racista, pero el resultado fue racismo y exclusión”. Como la mayoría de los especialistas en el tema, defiende que la raza es subjetiva y cita al activista afroamericano Malcolm X: “La idea de raza en Estados Unidos es como la marca Cadillac, hay un nuevo modelo cada año, pero la discriminación continúa”.



Y a todo esto ¿qué pensará Bertrand Ndongo del asunto?






°

miércoles, 15 de enero de 2020

«Cambio de Concepto»

El artículo de Naiz que aquí les compartimos aborda el tema pendiente de la repatriación de los presos políticos vascos.

Pedro Sánchez inicia un nuevo ciclo en el estado español, de como reciba esta propuesta por parte de Lakua podremos deducir con que talante estará gestionando los grandes retos como habitante de La Moncloa.

Lean ustedes:


El secretario general de Derechos Humanos de Lakua, Jonan Fernández, ha avanzado hoy en ETB que trasladarán al Gobierno de Pedro Sánchez una propuesta «actualizada» para traer a todos los presos vascos a siete cárceles vascas o muy cercanas e iniciar desde ahí un «proceso de reinserción», lo que ha definido como «un cambio de concepto».

El Gobierno Urkullu trasladará al nuevo Gobierno español una propuesta actualizada para traer a los 210 presos y presas vascos ahora alejados sistemáticamente a las cuatro cárceles de Hego Euskal Herria y otras tres colindantes: El Dueso (Cantabria), Logroño y Burgos.

Así lo ha anunciado este miércoles Jonan Fernández, secretario general de Derechos Humanos, Convivencia y Cooperación del Gobierno de Lakua, en declaraciones a ETB.

Fernández ha añadido que ello conlleva un «cambio de concepto», puesto que si hasta ahora el acercamiento se presentaba como una consecuencia del recorrido legal de estas personas presas (aunque luego se concede realmente a muy pocas), ahora se trata de traer a todas para facilitar que puedan avanzar en ese camino desde aquí.

«El concepto debe ser que, para comenzar el proceso de reinserción, deben estar cerca», ha insistido Fernández. En numerosas ocasiones Euskal Preso Politikoen Kolektiboa ha denunciado las dificultades que conlleva el alejamiento para sus debates internos, además obviamente de las afecciones enormes para sus allegados.

Ante eventuales críticas de la derecha española, Jonan Fernández ha querido matizar que esto no es «un regalo» a las personas presas, sino una cuestión de «justicia» para sus familias.

Hoy, apenas once en esos siete puntos

El Gobierno Urkullu ya presentó anteriormente al Ejecutivo de Rajoy un plan para acercar a presos vascos a cárceles distantes unos 250 kilómetros, pero no fue atendido.

Por lo que respecta al de Sánchez, si bien a su llegada al poder en junio de 2018 habló de cambiar la política penitenciaria, los movimientos han sido muy escasos (ninguno a Euskal Herria) y se interrumpieron en la primavera pasada, alegando la provisionalidad del Ejecutivo en funciones.

Así, a día de hoy en las siete cárceles citadas por Jonan Fernández en esta propuesta solo hay ahora once presos y presas vascas, es decir un 5% del total de los encarcelados en el Estado español (210 según las cifras de Lakua): cinco en Logroño, dos en Burgos y uno en El Dueso, Iruñea, Zaballa y un centro de acogida de Gasteiz (estos dos últimos por enfermedad).






°

Extorsión por Tuitear

Que dice cierto jeltzale que la peor corrupción en la historia contemporánea de la CAV  ha sido el cobro del impuesto revolucionario de ETA.

Pues bien, aquí un ejemplo más de lo que por décadas ha sido el cobro del impuesto territorial constitucionalista con el que el españolismo ha sofocado todo tipo de expresiones de la ciudadanía vasca.

Lean lo que nos reporta Kaos en la Red:


El joven gasteiztarra usuario de Twitter @ikerbest, tendrá que hacer frente a un juicio por injurias. La fiscalía pide para el una multa diaria de 20 euros durante 16 meses.

Hala Bedi

El usuario de Twitter @ikerbest, recibió el pasado mes de octubre una citación judicial en la que era llamado a declarar ante la Audiencia Provincial de Álava por escribir en la red social. El propio joven gasteiztarra explico a Hala Bedi que la denuncia, interpuesta por la fiscalía, recogía delitos de odio y atentado contra el sentimiento religioso.

Los tweets a los que hacia referencia la denuncia contra el joven eran  mensajes relacionados con el movimiento “Alde Hemendik” por la marcha de las fuerzas de seguridad del Estado de Euskal Herria, en apoyo de los jóvenes de Altsasu  y en contra de las cargas policiales tras el referéndum del 1 de octubre.

El propio @ikerbest denunciaba el caso en Twitter, denuncia que obtuvo una gran repercusión. Por ello, el grupo BGD Abogados accedidó a llevar el caso del joven Gasteiztarra de manera gratuita. Se trata de los mismos abogados que llevaron el caso de Cassandra Vera, una de las primeras personas juzgadas y condenadas por la Audiencia Nacional por escribir en Twitter chistes sobre Carrero Blanco.

Petición fiscal sobre la mesa y juicio oral a la vista

Tras dos llamamientos a declarar a los que no se presentó, @ikerbest tendrá que hacer frente a un juicio oral por injurias los próximos meses, todavía no ha recibido fecha. Lo que si ha recibido es la petición fiscal. La fiscalía pide para el joven una multa de 20 euros al día durante 16 meses, lo que suma un total de 9.700 euros.






°

Ertzaintza al Servicio de Vox

El PNV, especialmente bajo la dirección del tandem Urkullu-Ortuzar, ha implementado desde siempre una retorcida estrategia para colocar un cerco alrededor de la izquierda abertzale, la misma consisten en darle en las instituciones de la CAV un peso a los partidos españolistas que los mismos no obtienen en las urnas. 

Lo ha hecho a favor lo mismo del PSOE que del PP o de UPyD.

Por eso no nos debe extrañar que ahora estén poniendo a la Ertzaintza al servicio de Santiago Abascal cuyo partido acaba de demostrar cuán débil es en Euskal Herria.

Es así que, gracias a esta sumisión de Urkullu ante Abascal, un ciudadano vasco ha visto sus derechos convertirse en añicos por haber mostrado su rechazo a la presencia de fascistas en suelo de Euskal Herria.

Aquí lo que nos reporta Naiz:


En la concentración celebrada este domingo en Bilbo por Vox, la Ertzaintza detuvo a un vecino y terminó encarcelándolo pese a ser avisada de que la condena llevaba ocho años prescrita y seis años definitivamente extinguida. El Juzgado lo corrigió al día siguiente.

Ramón Sola

Un ciudadano vasco que había sido condenado por la manifestación de 1997 en que la Ertzaintza disparó fuego real en la calle Autonomía de Bilbo terminó este pasado domingo tarde en prisión, casi 23 años más tarde, por una requisitoria prescrita hace ocho años.

No ha habido explicación oficial alguna de esta actuación, ni siquiera notificación del arresto el domingo, contrariamente a la norma habitual. Fue el Juzgado de Bilbo quien revocó el envío a prisión, ya el lunes.

Esta detención y el posterior encarcelamiento, debidos cuando menos a un exceso de celo policial, se desencadenaron el domingo a mediodía, en la concentración realizada en Bilbo por Vox al igual que en otras muchas capitales del Estado. Iñaki O.S. fue identificado por un simple rifirrafe verbal con los ultras unionistas, sin mayor trascendencia. Pero cuando sus datos fueron enviados a la base y al parecer apareció allí una orden de detención, se le detuvo y trasladó a la comisaría de Deustua.

Prescrito en 2012, extinguido en 2014

Tanto el afectado primero como su abogado posteriormente hicieron ver a la Ertzaintza que se trataba de un asunto antiguo y ya prescrito. Exactamente desde el 12 de enero de 2012, tras lo que se dictó además un archivo definitivo que incluía «declarar extinguida la responsabilidad criminal del procesado» el 8 de abril de 2014.

Sin embargo, según explica a NAIZ su letrado, la Policía autonómica hizo caso omiso de la advertencia y envió a Iñaki O.S. a la prisión de Basauri, pese a indicarle inicialmente que no haría tal cosa y que en el peor de los casos pernoctaría en comisaría.

Ya el lunes, su abogado acudió al Juzgado de lo Penal número 7 de Bilbo (que había dictado esos autos) para certificar la prescripción y conseguir la puesta en libertad. La Audiencia lo hizo de modo inmediato, pero no se produjo explicación ni disculpa alguna por parte de la Ertzaintza.

El origen, también la Ertzaintza en 1997

Quizás el motivo de la pena impuesta en su día pueda arrojar alguna luz sobre ello. Iñaki O.S. fue condenado junto a otros cuatro manifestantes abertzales por los incidentes producidos en la masiva manifestación de 1997 contra los encarcelamientos de miembros de la Mesa Nacional de Herri Batasuna. Fue aquella tarde del sábado 15 de febrero en la que la Ertzaintza disparó fuego real en la calle Autonomía de Bilbo, provocando una veintena de heridos, dos de ellos de bala.

Por la refriega fueron condenados en sentencia firme, allá por 2001, cinco manifestantes. A Iñaki O.S. se le impusieron tres años y nueve meses de cárcel por «atentado a agentes de la autoridad». Pero para entonces ya residía en el exterior, por lo que no cumplió el castigo, que tras pasar el plazo preceptivo de prescripción quedó extinguido finalmente en 2014.

Así pues, este vecino de Bilbo acabó en prisión en la noche del domingo 23 años después de los hechos, 19 después de la condena firme, 8 después de la declaración de prescripción y 6 después de la «extinción de la responsabilidad criminal». Y, lo que es menos comprensible aún, pese a la advertencia directa a la Ertzaintza de todo ello. Así que la defensa de Iñaki O.S. estudia ahora la posibilidad de emprender acciones legales por esta intervención.

Minúscula concentración, amplio despliegue

La concentración de Vox, bajo el lema ‘España existe’, fue por cierto minúscula: apenas medio centenar de participantes ante el Ayuntamiento de Bilbo, lo que contrastó con el potente dispositivo de la Ertzaintza, que incluyó varias patrullas y hasta un helicóptero. Sus agentes identificaron a varios antifascistas, abriendo expedientes al amparo de la Ley Mordaza, hasta llegar a este encarcelamiento.






°

martes, 14 de enero de 2020

Cuadra | Acuerdo PSOE-UP

Sabino Cuadra llama a la mesura en lo referente al acuerdo alcanzado por el PSOE, Podemos e IU que ha logrado la investidura de Pedro Sánchez invitándonos a hacer un simple ejercicio de memoria.

Aquí lo tienen, por cortesía de Gara:


Sabino Cuadra Lasarte | Abogado

Fumata blanca: Habemus papam. Y habemus también vicepapas, cardenales y arzobispos varios. La francoderechona brama y se revuelve. El cambio galopa y corta el viento. Punto de inflexión, dicen. Tras suscribir el acuerdo de gobierno, Pablo Iglesias afirmó vehemente que este era una «referencia en el mundo en modernidad, progreso social y feminismo». Y lo dijo así, como si nada, sin coger aire siquiera, como si todo el mundo mundial, empezando por Bolivia, India y Sudáfrica, pasando por Portugal, Ecuador y Reino Unido y terminando por Noruega, Argelia y Japón, se asombrara de ver por fin descubierta para la izquierda la cuadratura del círculo.

Se habla también de que estamos ante «el Gobierno con el perfil más progresista desde la II República». Lo que pasa es que, en muchas ocasiones, mirar las cosas de perfil y no de frente, engaña mucho. Así por ejemplo, en 1982, el perfil electoral del PSOE hablaba de nacionalizar bancos en crisis, impulsar el sector y las empresas públicas, crear 800.000 puestos de trabajo, salir de la OTAN, impulsar la planificación democrática de la economía, reducir la edad de jubilación… No estaba tan mal, ¿no?

Pero luego, el PSOE comenzó a sacarse las fotos de frente y mostró su verdadera cara. Donde dijo digo, pasó a decir Diego. Y así fue que nos metió en la OTAN, privatizó la banca estatal (Argentaria), vendió las empresas públicas (Repsol, Telefónica, Endesa), en vez de crear 800.000 puestos de trabajo, destruyó otros tantos más, favoreció la precariedad laboral, aumentó la edad de jubilación. Del GAL y Filesa, mejor no hablar. Por eso, sin pretender ser pájaro de mal agüero, es obligado preguntar: ¿a santo de qué viene cantar gratuitas loas y adornar con inmerecidos laureles este Acuerdo («referencia mundial», «perfil progresista» histórico…), a quien cuenta con semejante pedigrí?

Quien esto firma no es partidario del «cuanto peor, mejor». He defendido la abstención en el debate de investidura, para evitar así la entrada en tromba de la derechona y el facherío en el Gobierno, pero ahí se acaba todo. Me encantaría que Pedro Sánchez pudiera convertirse en algo parecido al Jeremy Corbyn laborista, pero mucho me temo que ni en él ni en el PSOE hay mimbres que permitan hacer un cesto de ese pelo. Me apunto pues a la de San Mateo: cuando vea, creeré, pero mientras tanto me abstendré de hacer alabanzas vacías y, mucho menos aún, de dar cheque en blanco alguno.

Hacer de la necesidad virtud no es algo recomendable. Algunas veces, obligados por las circunstancias, tomamos decisiones en nuestra vida que no nos terminan de gustar ni agradar. Pero ahí debe quedar todo, sin elevar al capítulo de virtudes teologales lo que no es más que un trágala impuesto. Me lo dijo un viejo comunista vallecano, en Madrid, allá por el año 1968: «Mira, Sabino, peor aún que tragar sapos, pues hay ocasiones en que no hay más remedio –él sabía de algo de esto por haber tenido que pasar por la cárcel y por batallones disciplinarios–, es decir que están buenos». Pues eso.

Jugando al mus, como en cualquier juego, hay siempre posibilidades de ganar o de perder. Las cartas que te vienen no las elige uno y es con ellas con las que hay que jugar. Ahora bien, partiendo de ahí hay dos tipos de jugadores que siempre suelen perder: los que juegan a la pequeña y los que van siempre a órdagos. Peores son aún los que con aires prepotentes, teniendo solo cartas para la pequeña, tratan de esconder su escaso juego liándose a dar órdagos a la grande. Suelen salir siempre trasquilados.

En una situación como la actual, las grandilocuencias que afirman haber conseguido logros nunca hasta ahora conocidos, a lo único que conducen es a fomentar la pasividad entre la gente. Porque, ¿para qué movilizarse ni preocuparse si contamos con líderes que son capaces, en un plis-plas, de conseguir unos acuerdos y conformar un gobierno que será la admiración del mundo? ¿No sería mejor afirmar que no, que no son tan buenos, que tienen muchas cosas mejorables, que otras importantes ni siquiera aparecen y que, por último, algunos puntos firmados no son sino puros sapos que se han tenido que tragar? ¿No sería mejor decir lo anterior y llamar a la gente a movilizarse y a seguir exigiendo sus reivindicaciones con mayor fuerza aún, a fin de conseguir que la actual correlación de fuerzas social, política e institucional cambie a favor de las mujeres, la juventud, la clase trabajadora y los pueblos?

La abstención ha servido para cerrar el paso al gobierno a la derecha franquista, pero a partir de ahora comienza la partida de verdad. La investidura ha terminado y existe ya un nuevo Gobierno PSOE-UP. No hay mus. Comienza la partida con nuevas cartas. El Gobierno presentará pronto su proyecto de Presupuestos. Con toda seguridad, incluirá en ellos algunas zanahorias y pretenderá así, sobredimensionando su importancia, ocultar todos los rotos y descosidos políticos, sociales e institucionales derivados de los anteriores gobiernos del PP… y también del PSOE: reformas laborales y de las pensiones, privatizaciones generalizadas, política cementera, fortalecimiento del Estado policial y securitario, criminalización de la disidencia social e independentista, condescendencia con el auge fascio-franquista…

Hoy más que nunca es evidente que el Estado español está impregnado de franquismo hasta el tuétano (monarquía, judicatura, estamento militar y policial, jerarquía eclesiástica…) y que sus políticas económicas y sociales están supeditadas a los antojos e intereses del IBEX-35 y el Banco Central Europeo. El enemigo es fuerte y las cartas que tenemos no son las mejores, pero son más que suficientes (feminismo no domesticado, juventud inconformista, sindicalismo de pelea, pensionistas de dignidad, nacionalismos de izquierdas…), para jugar una buena partida. Mientras tanto, no dejemos que nos distraigan ni engañen con paralizantes cantos de sirena institucionales. Lo dicho, no hay mus. Para empezar, el 30 de enero, huelga general en Euskal Herria en defensa de nuestros derechos sociales.






°