lunes, 24 de octubre de 2016

Refundación del Régimen

Marianito está de plácemes pues Felipe Borbón por fin ha atado las cosas, decantándose por el bloque tradicionalista del régimen, mismo que ha mostrado en las urnas saber manipular mucho mejor que los sociatas al proletariado del estado español, lo cuál le es muy conveniente al Señor de La Zarzuela. 

Y lo ha celebrado en Catalunya, la razón por la que el monarca franquista ha decidido poner fin a la farsa electorera que vive el estado español desde hace meses.

Les presentamos esta nota publicada en Naiz:

Rajoy ve «muy razonable» la decisión del PSOE y augura «un gran futuro» al Estado español

El jefe del Ejecutivo en funciones, Mariano Rajoy, ha calificado de «muy razonable» la decisión del Comité Federal del PSOE de apostar por la abstención en la segunda votación en su investidura, y ha asegurado que el Estado español tiene «un gran futuro si hay voluntad por parte de todos».
En un desayuno informativo en el que ha presentado al líder del PP catalán, Xavier García Albiol, el presidente en funciones del Gobierno epañol, Mariano Rajoy, ha considerado «muy razonable» la decisión del PSOE que le permitirá volver a ser investido. Rajoy también ha asegurado que se pone «en el lugar del otro» y que ha leído la resolución que ayer aprobó el PSOE, en la que, según ha dicho, «hay cosas que son buenas» y «sobre las que se puede hablar».

En su presentación de Albiol, y tras hablar de la situación en Catalunya, Rajoy ha expresado su confianza en que el Estado español pueda contar pronto con un gobierno «en plenitud de funciones».

Un gobierno, ha prometido, que «estará abierto al diálogo y al entendimiento» y que «va a cumplir y hacer cumplir la ley». «Pues es el Estado de derecho que nos dimos lo que nos permite ser ciudadanos libres e iguales de una gran democracia como es la española, lo que nos ha convertido en muy pocas décadas en el gran país que somos y vamos a seguir siendo».

En dicha resolución, el PSOE apela a la «responsabilidad para desbloquear» la situación institucional, pero también cita media docena de «objetivos inaplazables» que en Ferraz se comprometen a «defender ante el Gobierno y el conjunto de las fuerzas políticas».

Entre estos objetivos, Rajoy ha subrayado la derogación de la reforma laboral y de la ley mordaza, la convocatoria del Pacto de Toledo, la apertura de un diálogo en el Congreso sobre el modelo territorial, la lucha contra la corrupción y un gran pacto de Estado contra la violencia machista.



La respuesta de Arnaldo Otegi no se ha hecho esperar:







°