viernes, 21 de octubre de 2016

La Violencia Institucionalizada del PP al Descubierto

Quien iba a decir que el estado actual de las cosas en el estado español iba a llevar al PSOE y al PP ha comportarse como auténticos adversarios políticos y que para mayor valor anecdótico el quid del asunto fuese el compromiso de ETA con la paz.

El PP vuelve a apostar fuerte por la violencia, "método" político heredado directamente del régimen emanado del golpe de estado militar de 1936.

Lean ustedes este reportaje publicado en Naiz:

El PP veta una declaración institucional del Congreso por el aniversario del cese de ETA

El PP ha vetado una declaración institucional en el Congreso español relativa al quinto aniversario del cese definitivo de ETA. Se trataba de un texto propuesto por el PSOE que, en un primer momento, había sido aceptado. Posteriormente, para lograr la unanimidad, el resto de formaciones ha avalado tres cambios propuestos por EH Bildu. Ha sido entonces cuando los representantes de Génova se han negado a suscribir el documento.

Alberto Pradilla
Ha estado cerca pero no ha sido posible. El Congreso español no ha aprobado una declaración institucional sobre quinto aniversario del cese definitivo de ETA después de que el PP se haya opuesto a la redacción final del texto que había sido acordada por el resto de formaciones. Tres cambios planteados por EH Bildu, que sí que se sumaba al documento, han sido la excusa esgrimida por los representantes de la formación que lidera Mariano Rajoy. Fuentes del partido justifican su ausencia por el hecho de que el texto no mencionase explícitamente a ETA. El resto de grupos han lamentado que no se haya llegado a un acuerdo después de poner en valor los «esfuerzos» planteados por los diferentes portavoces.

El documento había sido promovido por Eduardo Madina (PSOE). En un primer momento, el texto estaba redactado de la siguiente manera:

«En el 5º aniversario del fin de la violencia de ETA, el Congreso de los Diputados manifiesta su satisfacción por un presente de convivencia en el recuerdo y homenaje a todas las víctimas del terrorismo. Afirmamos nuestro compromiso por un futuro donde las ideas políticas, desde la tolerancia, puedan seguir defendiéndose en libertad y en el respeto de los principios democráticos, y el que ETA culmine su disolución».

Este documento había sido suscrito por todos los partidos salvo EH Bildu, que ha propuesto tres modificaciones. En lugar de «presente de convivencia», ha planteado hablar de «futuro». En el punto en el que se habla de «víctimas del terrorismo», proponía hablar de «víctimas», con el objetivo de visualizar a todas aquellas personas que han padecido la violencia ejercida durante el conflicto. Por último, en la última frase, donde se había escrito «ETA culmine su disolución» se proponía la expresión «desarme».

Tras unas negociaciones en las que han participado, entre otros, Eduardo Madina, Antonio Hernando (PSOE), Pablo Iglesias (Unidos Podemos), Juan Carlos Girauta (Ciudadanos), Gabriel Rufián (ERC), Aitor Esteban (PNV) y Marian Beitialarrangoitia (EH Bildu), las modificaciones han sido aceptadas por todos los grupos, quedando fuera únicamente el PP. Finalmente ha sido Soraya Sáenz de Santamaría, vicepresidenta del Gobierno español, la encargada de dar portazo a la propuesta.

El veto del PP ha impedido que la declaración fuese aprobada ya que en el Congreso español es imprescindible que estos textos se aprueben por unanimidad. Aunque posteriormente Girauta ha salido en público a cargar contra EH Bildu, fuentes presentes en la discusión confirman que Ciudadanos había dado el visto bueno a la iniciativa.

Para justificar su negativa, Rafa Hernando, portavoz del PP, ha afirmado que su partido no podía respaldar un escrito en el que no se identifica a ETA como «banda terrorista», no se habla de «victoria del Estado de Derecho ni de la derrota de la organización» y no se emplaza a su «disolución y a la entrega de las armas».

Al valorar la iniciativa, Iglesias ha reivindicado la «altura de Estado» que, a su juicio, ha mostrado Eduardo Madina, quien sufrió un atentado de ETA en 2002. A él le ha atribuido la iniciativa sobre el documento y ha considerado «muy decepcionante» la falta de acuerdo».

Agradecimiento mutuo de Beitialarrangoitia y Madina

Marian Beitialarrangoitia, por su parte, ha responsabilizado al PP del bloqueo no solo de la declaración en el Congreso español, sino del ciclo abierto tras la conferencia de Aiete y el cese decretado por ETA.

La diputada de EH Bildu ha agradecido a Madina sus esfuerzos por llegar a un consenso, a través de su cuenta de Twitter, a lo que el diputado del PSOE ha respondido que «hubiera sido un buen paso adelante».







°