jueves, 4 de mayo de 2006

Saltapatrás

Increiblemente kafkiano.

Por algún motivo, oscuro y difícil de entender, el gobierno de la Comunidad Autonómica Vasca ha decidido seguirle el juego a las nefastas "asociaciones de víctimas" y ha declarado hoy que se le cambiaran los nombres a las calles y plazas que resulten ofensivos para las supuestas víctimas.

He aquí la nota que apareció en Gara:

Lakua propone cambiar los nombres de calles que ofendan a «las víctimas»
Tras su remisión al Parlamento, ayer se conoció en su integridad el Plan de Paz y Convivencia elaborado por el Gobierno de Lakua. En el amplio catálogo de medidas se ha desarrollado especialmente el eje referido a la «solidaridad con las víctimas del terrorismo». Entre las propuestas figura el cambio de nombre a calles y plazas.

Gazteiz

Con la justificación de «preservar la dignidad de las víctimas» y «evitar ensalzamientos y reconocimientos públicos por parte de nuestras instituciones a personas que pertenecen a una organización que practica el terrorismo», el plan remitido ayer al Parlamento contempla que «el Gobierno vasco se compromete a promover ante Eudel la reconsideración de aquellas denominaciones de calles y plazas públicas que resulten ofensivas y atentatorias a la dignidad de las víctimas».

Aunque no se indica cuáles pueden ser esos nombres, en el punto anterior, referido a la eliminación de pintadas y carteles, el Ejecutivo de Lakua delimita muy bien el ámbito de su medida, nombrando a una única «organización terrorista»: ETA.

El Plan contempla que «la Dirección de Atención a las Víctimas del Terrorismo» atenderá «cuantas denuncias se le presenten en este sentido», trasladando las mismas a los ayuntamientos afectados e instando a éstos a actuar conforme a lo acordado.

El Ejecutivo de Lakua, en colaboración con Eudel, anuncia que promoverá «una alerta permanente» para detectar y eliminar todo tipo de actos que considere «ofensivos a las víctimas del terrorismo», o que contengan mensajes de homenaje o apoyo a militantes de ETA.

Esto incluye ­haciendo suyas las medidas fijadas en su día por el llamado «Pacto Antiterrorista» compuesto por PSOEy PP­ «la prohibición de cualquier acto público cuyo contenido pudiera resultar igualmente atentatorio contra la dignidad de las víctimas».

En la práctica, el Departamento de Interior del Gobierno autonómico ya viene aplicando esta medida con todos sus medios, como quedó demostrado en las intervenciones de la Ertzaintza tras las muertes en prisión de Igor Angulo y Roberto Sáinz.

El Plan de Paz y Convivencia quedó ayer registrado en el Parlamento para que los grupos decidan la fórmula para su debate, enmienda y posterior aprobación o rechazo.


Lo siguiente va a ser que esas calles y plazas comenzarán a llevar nombres como Boulevard Generalísimo Francisco Franco, Calzada Fraga Iribarne, Avenida Valle de los Caídos, Calle Melitón Manzanas, Aeropuerto Legión Kondor, Malecón Almirante Carrero Blanco, Plaza José María Aznar y Parque Mariano Rajoy.

En que cabeza cabe seguirle el juego a estos lobos franquistas sedientos de sangre y poder, disfrazados de inermes y victimadas ovejas.

.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario