miércoles, 2 de octubre de 2019

Cervezas y Armas Largas

Desde el portal de La Información traemos a ustedes la "historia oficial" del bonito espectáculo de fuerza militar brindado por el régimen español en territorio catalán.

Justo a unos días de la redada en contra de los militantes de los CDR.

En vísperas del segundo aniversario del referendum independentista del 1° de octubre de 2017.

Lean ustedes:


La imagen de los soldados en una terraza que se hizo viral este fin de semana no muestra situaciones que vulneren el código militar.

Fernando H. Valls, Jesús Travieso

La imagen viral de una columna de legionarios sentados, con sus armas la lado, en la terraza de un bar en Cataluña ha desatado todo tipo de reacciones. Las más enconadas han surgido desde el independentismo, donde se ha clamado por el hecho de que los soldados fueran con el uniforme y portando sus armas mientras, supuestamente, consumían bebidas alcohólicas en un lugar público. El Ministerio de Defensa ya ha admitido que se trata de una imagen real (desmintiendo que fuese una reunión de amigos o una despedida de soltero) de militares que ha motivado la apertura de una investigación. Y que, como ha podido saber La Información de fuentes del Ejército de Tierra, no acarreará sanciones para los protagonistas de la fotografía.

Las acusaciones contra el grupo de legionarios abarcan las situaciones antes descritas, como que bebían cerveza mientras portaban fusiles reglamentarios o que incluso se expusieron en un local abierto al público para "provocar". Las mismas fuentes del Ejército de Tierra desmienten que esto sea así, añadiendo que no existe base alguna para tomar medidas disciplinarias contra ellos. El motivo de que parasen justo en Vilafranca del Penedés se encuentra en el tacógrafo que marca el tiempo de trabajo del conductor que les transportaba. El instrumento señaló que el trabajador debía descansar tras pasarse un tiempo determinado al volante. Lo que obligó a que se parase un trayecto que había comenzado en el norte de Francia, donde esta columna había realizado unas maniobras.

El análisis de las imágenes tampoco indica que se pueda presentar como prueba contra los militares que estaban bebiendo alcohol. Es cierto que en la imagen se pueden ver claramente varios botellines de cerveza, pero las mismas fuentes señalan que esto no es suficiente para asegurar que fueran consumidas por los legionarios. Además, para sancionarles por este motivo habría que haberse practicado una prueba de alcohol. No existió.

Además, todo el armamento que llevaban consigo estaba descargado, ya que la munición permaneció en su transporte. Aún así, llevaron consigo los fusiles a la terraza del bar porque cada militar debe portar siempre el arma que tenga asignada, añaden.

La fotografía también muestra que entre los que estaban sentados a la mesa había un mando militar. En concreto, se trata de un teniente, que lideraba la columna. El avance de la investigación tampoco prevé sanciones contra este mando aunque tuviera más responsabilidad de lo ocurrido que sus subordinados soldados.

De esta manera, la investigación descarta, por el momento, que quienes aparecen en la foto hayan infringido varios artículos del Régimen Disciplinario de las Fuerzas Armadas. En base a lo anterior, solo quedan dudas sobre que no hayan cumplido el apartado 27 del artículo 6, que establece como falta leve "acudir de uniforme a lugares o establecimientos incompatibles con la condición militar, comportarse de forma escandalosa o realizar actos contrarios al decoro exigible". Sí parece descartado que se hayan violado los artículos que consideran falta grave o muy grave el "estar embriagado o consumir bebidas alcohólicas" en entrenamientos o en medio de un servicio respectivamente.

Petición para que Robles comparezca

El eco de la fotografía de los legionarios ya ha llegado a la poca actividad parlamentaria que permanece tras la disolución de las Cortes. El grupo de ERC en el Congreso ha registrado una petición para que la ministra de Defensa en funciones, Margarita Robles, comparezca ante la Diputación Permanente del Congreso para que informe sobre "los militares del Ejército de Tierra vistos tomando cervezas, con el uniforme reglamentario y armas largas en el suelo". Una solicitud que han firmado, además de Gabriel Rufián, los portavoces de JxCat y EH Bildu, Laura Borràs y Mertxe Aizpurua.

Rufián, que publicó la imagen en su Twitter y contribuyó a que se hiciera viral, ha insistido este lunes en exigir explicaciones al Gobierno y al PSC por una situación que considera muy grave. El diputado catalán ha exigido al Ejecutivo y a los socialistas catalanes una condena contra la "presencia probada de militares armados bebiendo en bares de Catalunya", debido a que esto conlleva un "riesgo de violencia extrema evidente".

Fuentes del Ministerio de Defensa consultadas por La Información han apuntado a que la investigación del Ejército de Tierra se completará en los próximos días. Por el momento también se desconoce si Robles comparecerá ante la polémica generada.






°

No hay comentarios.:

Publicar un comentario