martes, 26 de marzo de 2019

Apologista del Genocidio Pérez-Reverte

Más tardó en darse a conocer la noticia de que el presidente mexicano Andrés Manuel López Obrador había enviado sendas cartas al monarca borbónico franquista y al Papa solicitando se ofreciera disculpas a los pueblos originarios de México por el exterminio llevado a cabo durante la conquista y la colonia que el ultra españolista y machirulo Arturo Pérez Reverte en proceder a insultar abiertamente a un mandatario de una nación soberana.

No olvidemos que no hace mucho el mismo Pérez Reverte puso el grito en el cielo al enterarse que la ciudad de Los Ángeles había mandado retirar la estatua dedicada a Cristobal Colón. Y es que ante todo, el cuentista es en realidad un propagandista del eurocentrismo en su vertiente carpetovetónica

Y es que tampoco se le puede insultar llamándolo erudito, baste con tomar como ejemplo el argumento que utiliza en contra del presidente mexicano. Dice Pérez Reverte que AMLO no puede opinar lo que opina porque tiene apellidos españoles. Tal cual usted lo leyó, porque tiene apellidos españoles.

Olvida, convenencieramente, que los habitantes de América, África y Asia que portan apellidos europeos lo hacen por razones bastante poco humanistas. Durante la colonia, la forma más común de terminar portando un apellido originario de alguna de las potencias colonialistas consistía en que al momento de serles entregadas tierras a los conquistadores estas venían con un agregado, también pasaban a ser posesión del beneficiario de la generosidad monárquica todos los habitantes de dichas tierras y era uso y costumbre la obligación de ponerle su apellido a todos aquellos que pasaban a ser de su propiedad. Era una forma de etiquetarlos. Es más, cuentan las crónicas que algunos amos incluso marcaban sus iniciales a fuego en las mejillas de sus esclavos.

Así que tomando en cuenta eso, para una persona de América, Asia o África no es ninguna gracia portar un apellido europeo si fue por esa vía.

Si a eso sumamos que hay quienes terminaron con esos apellidos por haber sido concebidos tras una violación por parte de un soldado a una sobreviviente de una campaña militar - la mujer como botín de guerra - o de un amo a una esclava - el Derecho de Pernada - pues entonces el asunto adquiere tintes aún más denigrantes. 

Dicho lo anterior tampoco se puede negar que las migraciones europeas hacia los continentes colonizados han continuado y que existen hoy en día personas que descienden de migrantes más recientes y que llevan esos apellidos por herencia, pero esos son los menos. 

Así que no, aquí el imbécil es precisamente quien emitió el epíteto.

Aquí la nota por conducto de SDP:


El escritor acusó de imbécil, o sinvergüenza, al presidente mexicano por exigir una disculpa de España por los abusos y violaciones en la Conquista.

Alexis Pavón

El escritor español Arturo Pérez-Reverte se lanzó en contra del presidente Andrés Manuel López Obrador por su exigencia al Rey de España, Felipe VI, de emitir una disculpa pública por los abusos y violaciones cometidos durante la llamada Conquista de México.

En un mensaje en su cuenta de Twitter, el autor de El Capitán Alatriste y La Reina del Sur replicó la nota de la carta enviada por el mandatario mexicano y lo señaló por tener "apellidos españoles". Además, señaló que si de verdad cree todo lo que dijo, "es un imbécil" y si no, un "sinvergüenza".

Esta tarde, durante un evento en Centla, Tabasco, López Obrador reiteró que la solicitud de disculpa forma parte de un proceso de reconciliación entre México y España que debería concretarse en el año 2021. Además, indicó que la reflexión también debe llegar por parte de El Vaticano, debido a que Conquista se hizo con "espada y cruz".

En cuanto a la responsabilidad del Estado mexicano en los recientes abusos perpetrados contra los pueblos originarios, el titular del Ejecutivo adelantó que se disculpará por los abusos cometidos e incluso sugirió cambiar el nombre del episodio histórico conocido como "La noche triste" por "La noche alegre". 






°

No hay comentarios.:

Publicar un comentario