miércoles, 8 de marzo de 2017

Tirar la Piedra...

... y esconder la mano.

Vía La Haine ponemos a su disposición el comunicado por medio del cuál los acólitos de Sendoa el Iluminado intentan desentenderse de su intento por incendiar la pradera traducido en una artera agresión a un integrante de Podemos.

Curioso que para exculparse a sí mismos recurran incluso a la semántica para según ellos desmontar lo declarado por Lander Martínez y decimos que es curioso porque lo que ahora achacan al Podemita fue el uso de un tipo de lenguaje que ellos mismos utilizaron cuando quisieron magnificar un rifi rafe entre un integrante de la Izquierda Abertzale Oficial - entrado en años según nos hicieron saber como sorprendidos de que un hombre de mediana edad pueda tener los arrestos para ponerle un par de hostias a un mozalbete sin disciplina de lucha y sin idiosincrasia - y uno de sus imberbes seguidores después de que a este se le ocurriera marcar un espacio gestionado por Ernai en el barrio de La Antigua en Donostia. 

Pero bueno, para no abundar más en las contradicciones de los atados y bien atados, aquí tienen el texto en cuestión:


Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión

Ante el ataque denunciado por el miembro de Podemos-Ahal Dugu Lander Martinez y del cual ha hecho responsable al “entorno” del Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión, queremos expresar lo siguiente:

El Movimiento Pro Amnistía no pone en duda que el miembro de Podemos haya sufrido una agresión física, pero no tenemos constatación alguna ni indicios para pensar que ningún miembro de nuestro movimiento haya agredido a Martínez.

Igualmente, ha dicho que el agresor es una persona del “entorno de ATA” y ha mencionado que lo sabe por fuentes fidedignas, pero tampoco nos ha quedado nada claro cuáles pueden las fuentes fidedignas capaces de afirmar con seguridad, en un bar y un sábado a la noche, que alguien es del entorno de nuestro movimiento, ni si esas supuestas fuentes pueden ser igual de fidedignas en esos momentos que un lunes al mediodía.

Tampoco nos parece que sea algo preciso el uso ambiguo que se la da a la palabra entorno, y mucho menos teniendo en cuenta el significado que se la ha dado en la historia política más reciente de Euskal Herria. ¿Qué es nuestro entorno? ¿Una persona que participa en nuestras asambleas, quien viene a nuestras manifestaciones, alguien que alguna que otra vez se ha parado en alguna de nuestras movilizaciones, quien se siente cerca de nuestro pensamiento o uno que compra nuestros pines para su colección?

Lo escuchado en algunos medios de comunicación y tertulias y de la boca de los políticos profesionales nos hace pensar que hay quien quiere pasar del “Todo es ETA” que hizo famoso Garzón al “Todo es ATA” (de paso, queremos aprovechar para recordar que nuestro nombre es Movimiento Pro Amnistía y Contra la Represión, siendo ATA el apodo inventado por quienes nos quieren criminalizar).

Por otro lado, debemos decir que nuestro movimiento no ha nacido para impulsar peleas de bar. Nuestro movimiento ha nacido para estimular la lucha por la amnistía, ya que creemos que la verdadera lucha ideológica y revolucionaria se debe dar en las calles, en clara confrontación con quienes nos oprimen, y no animados por el alcohol a altas horas de la madrugada.

No podemos dejar sin hacer mención a la lectura parcial realizada por Podemos en la nota que ha leído. En ella afirman que en Euskal Herria “sí es cierto que hay acciones y tics que pertenecen a inercias del pasado y son intolerables”. Martínez ha añadido que lo ocurrido le reafirma “en el proyecto de paz, convivencia y deslegitimación de la violencia que defendemos”.

Dejando de lado la burrada que supone comparar lo ocurrido en un bar con la actividad política llevada a cabo por miles de militantes durante décadas, estaría bien recordar que más allá de las lecturas populistas generales que ha realizado, Podemos mira hacia otro lado ante la mayoría de casos de represión y por lo tanto ante la mayoría de casos de violencia de estado. En los últimos tiempos han sido múltiples las palizas denunciadas por presos políticos, las huelgas de hambre realizadas para que no les asesinen de desasistencia médica, las detenciones de militantes entrados en años o enfermos y la imposición de grandes condenas basadas en torturas, entre otras. Ante casos así Podemos ha guardado silencio, mientras exaltaba a la Guardia Civil y a las Fuerzas Armadas españolas, mientras se solidarizaban con los guardias civiles que entraron en un bar de Altsasu a montar follón y que provocaron el encarcelamiento de siete jóvenes. La violencia no es una receta del pasado, sino la receta que los Estados nos aplican a diario.

También es de justicia traer a la memoria el papel que juega Podemos para la alienación de la clase trabajadora, tanto en Euskal Herria como en el Estado español. Cuando los trabajadores estaban en la peor de las situaciones y estaban sufriendo el robo salvaje de sus derechos, Podemos nació para amortiguar las ansias de lucha y para encaminar a las ovejas negras al redil de las instituciones fascistas, convirtiéndose así en el mayor soporte para los pilares de la violencia estructural del sistema capitalista y transformándose en elemento básico para la perpetuación del sometimiento de la clase trabajadora.

Los Estados y los poderes fácticos que llevan el mando no entienden de razones, ya que todo lo que tienen lo han conseguido mediante la fuerza y atacando a la mayoría. Igualmente, todos los derechos que estamos perdiendo ahora (salud y educación pública, condiciones de trabajo mínimamente dignas, jubilación, derecho a no morir en el trabajo…) han sido logrados a base de duras luchas, es decir, por medio de luchas como las que los de la cuerda de Podemos pretenden evitar, y ahí es donde situamos, precisamente, la lectura interesada realizada.

Para terminar, queremos denunciar el intento de criminalización que la mayoría de medios de comunicación llevando a cabo contra nuestro movimiento en este tema. Sospechamos que mediante la distorsión de nuestros mensajes y la ayuda de los políticos profesionales que son parte del sistema están tratando de facilitar que seamos reprimidos. De todas formas, seguiremos trabajando a favor de los proyectos que defendemos. Jo ta ke amnistía eta askatasuna lortu arte!

En Euskal Herria, a 7 de marzo de 2017








°