martes, 31 de enero de 2017

Iruñea y Chrysallis EH

Ahondando en el tema tratado en nuestra publicación anterior, nos complace compartir con ustedes este comunicado por parte del Ayuntamiento de Iruñea con respecto a los derechos de las personas transexuales, el respeto por parte de las instituciones a su identidad y el apoyo a la campaña "Hablemos de ello" -paradójicamente ahora más conocida como "hay niñas con pene y niños con vulva"- por los ataques que ha sufrido desde que fuera lanzada hace unas semanas.


El Ayuntamiento reafirma su compromiso para promover el respeto de la diversidad, la no discriminación y la comprensión de la realidad transexual

La Comisión de Presidencia del Ayuntamiento de Pamplona ha aprobado por unanimidad una declaración institucional que reitera el "apoyo y reconocimiento de los derechos de las personas transexuales, incidiendo especialmente en los menores transexuales y su derecho a la no discriminación y a la comprensión de su realidad". El texto reafirma el compromiso del Ayuntamiento "para promover el respeto de la diversidad sexual y de género, con especial incidencia en lo relativo a menores de edad".

Asimismo, el Ayuntamiento ha acordado "mostrar su apoyo a las familias de menores transexuales y rechazar y/o condena los ataques realizados a la campaña que la asociación Chrysallis ha puesto en marcha para dar a la conocer la realidad de estas niñas y niños". El pasado 10 de enero la asociación inició una campaña sobre menores transexuales que bajo el lema "Hay niñas con pene y niños con vulva" pretende visibilizar esa realidad. La campaña ha sufrido diversos intentos de censura mediante pintadas realizadas en sus carteles y otros ataques.

Chrysallis es una asociación que ocho familias crearon en 2015, y que ahora cuenta con 40. Su labor es atender, asesorar y formar a las familias de menores transexuales y establecer una red de apoyo mutuo. Además, trabaja en la defensa de los derechos de estos menores en todos los ámbitos y en la visibilización de su realidad, tal y como informaron al propio Ayuntamiento en una sesión de trabajo celebrada en enero de este año.

Pamplona, 30 de enero de 2017





°