miércoles, 4 de enero de 2017

El Foro Impulsará el Proceso

Con este artículo publicado en Gara ampliamos la información acerca de las iniciativas por parte del Foro Social Permanente en lo que respecta a lxs represaliadxs políticxs vascxs y su involucramiento en el actual proceso que se vive en Euskal Herria:


El Foro Social Permanente iniciará un proceso de contraste con distintos agentes e instituciones vascas, que tendrá como hito un encuentro el 10 y 11 de marzo en Donostia y Hendaia, en el que se pretende consensuar una hoja de ruta que persiga el retorno de presos y exiliados.

Agustín Goikoetxea

El Foro Social Permanente, en su afán por seguir impulsando contra viento y marea el proceso de paz, tiene la vista puesta en promover el retorno a casa de las personas presas, huidas y deportadas. Conscientes de que los estados español y francés mantienen una estrategia de bloqueo, buscarán en el país los acuerdos y consensos necesarios para avanzar en esta cuestión. Con ese objetivo, llevarán a cabo el viernes 10 de marzo en Donostia y al día siguiente en Hendaia un encuentro en el que abordarán este asunto.

Entre los llamados a definir y acordar esa hoja de ruta se encuentran la sociedad civil, las instituciones vascas, así como los propios colectivos de represaliados. Junto a juristas, tratarán de identificar los «problemas» que hay en la actual legalidad y plantearán salidas.

En el I Foro Social, que se desarrolló en 2013 en Bilbo e Iruñea, se apuntaron cuatro aspectos vinculados a los represaliados que permitirían avanzar en una resolución integral del conflicto. Así, se recomendó diseñar una «solución integral» para construir una convivencia estable y duradera. Consideran, tal y como los recordaron ayer Agus Hernan y Nazario Oleaga en la presentación del IV Foro Social, que «es necesario adecuar la legalidad a la realidad y aplicar una justicia de carácter transicional».

Como punto de partida, abogan por la eliminación de leyes de excepción que rigen la actual política carcelaria francesa y española, que mantiene en prisión a presos gravemente enfermos, prolonga la condena de aquellos que debieran estar en libertad y respalda la dispersión, que penaliza a las familias.

Asimismo, desde el Foro defienden que el proceso de «reintegración» se debe desarrollar «de forma individualizada, escalonada y en tiempo prudencial». «Este proceso requiere, por parte de los presos, mostrar su compromiso con el nuevo escenario de paz y renunciar a vías violentas. Además –añadieron–, en su caso, debe haber por su parte un reconocimiento del daño causado como consecuencia de su actuación».

También proponen que los prisioneros sean «actores activos» en el desarrollo del proceso de paz y normalización. De ahí que entienden «importante» que se facilite la relación y el intercambio de opiniones entre las personas presas, la ciudadanía vasca e instituciones competentes, «con el objetivo de promover una convivencia para el futuro en el que ningún tipo de violencia tenga lugar».

Encuentro con EPPK y EIPK

Pretenden contar con las aportaciones de los colectivos de presos y huidos. Con ese fin, tienen previsto reunirse con portavoces de EPPK encarcelados en el Estado francés, cursando una petición de entrevista al juez, y se entrevistarán además con refugiados.

El Foro cree que el documento para el debate hecho público el 26 de diciembre por la dirección de EPPK es un «instrumento válido». Elogian «la transparencia en el método y la virtualidad de las vías que propone». «Desde el respeto al debate de los presos, saludamos esta propuesta porque supone iniciar un camino individual y porque se trata de un proceso transparente. Es un paso y ya se verán sus frutos», señaló Hernan.

En ese documento base para el debate, la dirección de EPPK propone dar por superada la fase de resistencia para apostar con fuerza por acabar con la dispersión y vaciar las cárceles con la vista puesta en el avance del proceso de liberación. Abre puertas a opciones inéditas si son aprobadas por la mayoría de los prisioneros como solicitar redenciones, cambios de grado, permisos y libertad condicional, entre otros, con los límites del «arrepentimiento y delación», que siempre han rechazados por el colectivo.

Sobre esta cuestión fue interpelado por los periodistas Nazario Oleaga, integrante del Foro y exdecano del Colegio de Abogados de Bizkaia, quien opinó que las palabras «arrenpentimiento o delación se utilizan más en los medios de comunicación o en personas de determinada ideología que en el ámbito jurídico». «Como jurista –añadió– reclamo que los presos de ETA tengan los mismos derechos que otros reclusos, sin penas adicionales y en igualdad de condiciones».

Agus Hernan anunció un encuentro con juristas para el 24 de febrero, en la capital vizcaina, en el que harán una puesta en común de las aportaciones desarrolladas en los últimos años y tratarán de consensuar un análisis. El coordinador del Foro Social Permanente recordó que en Ipar Euskal Herria está en marcha desde el 11 de junio este grupo de juristas que trabajan a favor del proceso de paz.

Entre las citas previstas contemplan reuniones con las diferentes iniciativas y asociaciones que desde la sociedad civil han conseguido unir fuerzas y crear nuevos consensos, como es el caso de Bagoaz, Sare y Etxerat, además de con todas las fuerzas sindicales del país.

«No han sido años fáciles»

De cara a situar este nuevo hito que pretende ser el IV Foro Social, hicieron un repaso a acontecimientos que se han producido desde 2013, el último, el documento para el debate hecho público por la dirección de EPPK. Tampoco obviaron que «no han sido años fáciles» para una mayoría social y política que persigue con ahínco la resolución del conflicto.

Hernan y Oleaga citaron dificultades jurídicas, concretadas en las medidas y leyes de excepción aplicadas por los estados para sustentar su estrategia de bloqueo. También la represión que han padecido los colectivos de presos y refugiados, así como la detención y encarcelamiento de los mediadores de EPPK, y de personas de la sociedad civil que se han implicado en la solidaridad con los represaliados. No olvidaron en ese repaso la persecución contra su defensa jurídica, que se ha concretado en los arrestos de muchos de las letradas y letrados.

Desde el Foro Social Permamente son optimistas de cara al futuro, viendo la implicación de la sociedad, los agentes y las instituciones. «Precisamente, las últimas semanas han dejado patentes los resultados de un año de trabajo discreto en el eje del desarme. Hoy estamos mucho más cerca de que ETA finalice en un plazo razonable su desarme completo mediante la destrucción de sus armas. Y es precisamente –destacaron Peio Dufau y Nekane Alzelai– la implicación de la sociedad civil la que permite avances».

Cronología

Junio 2013

El colectivo de personas huidas (EiPK) realiza una aportación que busca la vuelta a casa de todos los exiliados. Algunos de ellos lo materializan.

Octubre 2013

Sentencia del TEDH de Estrasburgo que tumba la conocida como «Doctrina Parot».

Diciembre 2013

EPPK responde a las recomendaciones del Foro Social de marzo para impulsar el proceso de paz, construyendo de manera acordada el retorno a casa de las personas presas.

Junio 2014

El Foro Social plantea el papel que deben jugar las instituciones vascas y las competencias que se deben recuperar en materia de política carcelaria.

Setiembre-Noviembre 2014

Propuestas del Ejecutivo de Lakua para la reinserción de los presos políticos, que se concretan en Hitzeman y Zuzen Bidean.

Octubre 2014

Declaración de Baiona, donde se diseña una hoja de ruta con miras al Estado francés.

Octubre 2015

El Tribunal Constitucional español no acepta la acumulación de penas cumplidas en la UE.

Diciembre 2016

La dirección de EPPK da a conocer públicamente el documento para el debate en las cárceles.






°