sábado, 19 de marzo de 2016

Tomemos la Palabra a Maroto

“Para poder darse la mano todos juntos, como un pueblo unido son necesarias medidas como la Ley de Amnistía” Maroto dixit.

Pensemos bien las cosas, mantengamos la cabeza fría y el corazón ardiendo.

Lo que Maroto acaba de declarar es exactamente lo que se ha estado reclamando desde la Conferencia de Paz en Aiete allá en octubre de 2011, y lo que ha planteado ETA para el proceso de Desarme, Desmovilización y Reinserción (DDR) desde su llamado al fin a las armas desde noviembre de ese mismo año: lanzar un proceso de paz y reconciliación.

Proceso que como hemos recalcado en numerosas ocasiones ha sido obstaculizado por Madrid y por París a cada paso desde el ya mencionado octubre de 2011.

Sí, las declaraciones de Maroto han sido especialmente duras y dolorosas para los familiares de las víctimas del 3 de marzo de 1976 en Gasteiz, pero las ha dicho un pepero y hay que aprovecharlo.

Aquí la nota al respecto publicada en Deia:

Maroto siembra el dolor en las víctimas del crimen del 3 de marzo

El dirigente del PP apela al “olvido” para descolgarse del acuerdo que exige justicia y reparación

R. Ruiz de Gauna
Han tenido que pasar cuarenta años para que el Ayuntamiento de Gasteiz dé un paso al frente y emprenda acciones judiciales para que los responsables de los sucesos del 3 de Marzo paguen por la masacre de 1976 en la que murieron cinco jóvenes trabajadores y otros muchos gasteiztarras resultaron heridos en el transcurso de una protesta obrera en Zaramaga. Asesinatos por los que nunca han pagado sus responsables y víctimas a las que los distintos gobiernos, que no la voz de la calle, han dado la espalda durante cuatro décadas a su reivindicación de ser reconocidas víctimas de terrorismo.

Acciones judiciales para llegar al fondo de los hechos y depurar responsabilidades penales si las hubiera de las que ayer se descolgó Javier Maroto que, con su voto en contra, provocó gran malestar entre las víctimas del franquismo con su declaraciones. Ante el Pleno y ante las propias víctimas y familiares defendió la Ley de Amnistía de 1977 y el olvido como forma de superar el rencor. A pesar del voto en contra del PP, Gasteiz emprenderá acciones judiciales por los cinco trabajadores que fallecieron -Pedro María Martínez Ocio, Francisco Aznar Clemente, Romualdo Barroso, José Castillo y Bienvenido Pereda- y cientos de personas que resultaron heridas por los disparos de la Policía Armada por reclamar mejoras laborales. La Ley de Amnistía de 1977, en la que se sitúa Maroto, impide la persecución judicial de numerosos delitos cometidos antes de esa fecha e impide que este tipo de sucesos sean investigados por la Justicia española. “Esto no es más que una pose política”, señaló el actual secretario de Acción Social del Gobierno de Rajoy, para lo que echó mano de unas declaraciones efectuadas en su día por el expresidente del PNV Xabier Arzalluz tras la aprobación de la Ley de Amnistía de 1977. “Olvidemos y hagamos que ese olvido cale en toda la sociedad, porque la única manera de que podamos darnos la mano sin rencor y vernos con respeto es, desgraciada o afortunadamente, esa palabra: olvido”, parafraseó repitiendo unas declaraciones de hace 39 años.

Respuesta de las víctimas 

Andoni Txasko, una de las víctimas del 3 de marzo, reprochó al PP su falta de efectividad porque es necesario evidenciar con hechos la condena a la matanza del 3 de Marzo. Nerea Martínez, familiar de una de las víctimas del 3 de Marzo, muy afectada y con la voz entrecortada por la deriva del debate nada más tomar la palabra el PP, respondió a Maroto que los allegados de los muertos y heridos en aquella fatídica jornada nunca olvidarán lo ocurrido y siempre reclamarán justicia y reparación. Sin embargo, para el exalcalde de Gasteiz, aunque el dolor no debe ser escondido, hay que saber tratarlo. “Para poder darse la mano todos juntos, como un pueblo unido son necesarias medidas como la Ley de Amnistía”, una ley de 1977.



O se deroga la Ley de Amnistía de 1977 o se procede a una nueva para el colectivo de represaliadxs políticxs vascxs como muestra de voluntad al actual proceso de paz. Tomemos la declaración de Maroto para señalar la paradoja en la que está metido el régimen borbónico franquista.




°