sábado, 8 de diciembre de 2007

La Pasarela de Calatrava

Esta nota nos llega vía Vascos México:

Calatrava pierde su órdago en la ría de Bilbao [Santiago Calatrava]

El Ayuntamiento de Bilbao modificó una -obra artística singular- sin consultar con su autor, pero el derecho de éste a su propiedad intelectual cede ante el interés superior de los ciudadanos.

Con este argumento, el titular del Juzgado de lo Mercantil número 1 de la capital vizcaína, Edmundo Rodríguez Achútegui, desestima en una sentencia la demanda que el arquitecto Santiago Calatrava presentó contra el Ayuntamiento y dos constructoras por la ampliación de su puente sobre la Ría, el Zubi Zuri. En apenas un mes, el juez ha resuelto el primer pleito en España sobre la vulneración de la integridad de una obra de ingeniería y que también enfrentaba por vez primera en Europa a dos arquitectos de prestigio: Calatrava y el japonés Arata Isozaki.

No habrá, por tanto, al menos en la primera instancia judicial -la defensa de Calatrava anunció que recurrirá-, derribo de la pasarela de Isozaki, que conecta con el puente de Calatrava, ni el pago de una indemnización de tres millones de euros como reclamaba el valenciano. El profesional cobró por el Zubi Zuri un total de 320,000 euros.

El fallo censura al Consistorio por no haber realizado -el mínimo esfuerzo- para encargar a Calatrava la ampliación de su pasarela, una decisión que juzga -incomprensible-.

El estudio de Calatrava opina que el fallo reconoce claramente los derechos de autor y, pese a la desestimación, supone una satisfacción moral por admitir que es una obra artística, que la pasarela de Isozaki altera su unidad y que el Ayuntamiento no pidió permiso a Calatrava.


Un comentario al respecto por parte de un miembro de la lista de correos de Vascos México:

Así es, pero el abogado de Calatrava va a recurrir, pues opinan que la sentencia reconoce la propiedad intelectual.

La verdad es que no se ha modificado en absoluto la obra de Calatrava, un puente que además es muy controvertido para el uso de los ciudadanos, solo se ha conectado el extremo de la margen izquierda con una obra de Isozaki, cuyo curriculum como arquitecto está, según tengo entendido,muy por encima, en reconocimineto de premios, del de Calatrava, parece ser que uno tiene el similar a lo que sería el Nobel de Arquitectura y el otro todavía no.


En lo personal, me resulta por demás curioso que alguien que cobró 320,000 euros por un diseño ahora exija tres millones de euros para resarcir "el daño". Una cosa debo dejar en claro, a mí me gustan mucho las propuestas arquitectónicas de Calatrava.


~ ~ ~

No hay comentarios.:

Publicar un comentario