lunes, 30 de mayo de 2016

Auzolan por el Castillo

Volvemos a invitar a nuestro público a participar en el auzolan en favor de este proyecto propuesto por la Etxauzia Nafartarren Etxea.

Aquí este artículo en Noticias de Álava que puntualiza los pormenores del mismo:

Un vasco, un euro para rescatar el Castillo de Baigorri

El objetivo es crear la ‘Etxauzia Nafartarren Etxea” en un emplazamiento singular de la Bajanavarra, que atesora un largo periplo histórico, desde el que mirar al futuro como sede cultural, motor de desarrollo económico y punto de encuentro de la diáspora vasca.

Lola Cabasés Hita
Etxauzia Nafartarren Etxea es el ambicioso proyecto que impulsan las gentes de Baigorri para adquirir el Castillo de Etxauz que corona la localidad bajonavarra y abrirlo al pueblo como sede de nuestra cultura, como motor de actividad económica local y como lugar de encuentro entre los vascos de aquí y los de la diáspora. La oportunidad de adquirir este coqueto castillo que destaca en la silueta urbana de Saint Etienne de Baigorri y está impregnado en sus cuatro esquinas de historias, leyendas y cimientos que datan del siglo XI, se ha servido en bandeja. Los actuales propietarios, un matrimonio cubano con raíces en Pakistán y Errazu, anunciaron hace dos años al Ayuntamiento de Baigorri su deseo de vender el chateau. Un grupo de vecinos de Baigorri, entre ellos representantes municipales, no dudaron y han visto en la adquisición del caserón una oportunidad para contribuir al desarrollo de este municipio de 1.500 habitantes enclavado en la Bajanavara, uno de los siete herrialdes de Euskalherria, y de la zona en general. Constituyeron la Asociación Etxauzia Elkartea, y pusieron en marcha la maquinaria para adquirir el castillo y desarrollar el ambicioso proyecto: Etxauzia Nafartarren Etxea.

El primer paso fue idear el proyecto. El segundo, emprender una campaña para recaudar fondos y así se lanzó un vasco, un euro llamando a la aportación económica popular e institucional para recaudar el dinero que permita sumar los 3 millones que requiere la iniciativa para echar a andar. “Somos 3 millones de vascos que vivimos a ambos lados de la muga; si cada uno pone un euro....”, apunta Beti Bidart no sin antes precisar que “también se puede aportar más”.

El proyecto, explican los hermanos Bidart, Betti y Filipe, el historiador Antton Curutcharry y la dinamizadora cultural y de desarrollo económico local contratada por la sociedad Basaizea, Kattalin Sainté-Marie, requiere una inversión estimada en 3 millones de euros.

Casa de Navarra

Con este dinero se adquiría la propiedad del castillo y se acometería la reforma que requiere la futura Casa de Navarra. Un proyecto que gira en torno a cuatro ejes: “Queremos hacer la Casa de Navarra -señala Betti Bidart, concejal de Baigorri y gaitero-, una sede con cuatro partes. Una dedicada a la historia y a la cultura, abrir el castillo como centro cultural, lugar de exposiciones, museo de la cultura vasca, archivo, sala de conferencias. Nuestro objetivo es que sea un referente de Navarra y de su cultura. Otra parte es la de proyección económica; contactaremos con empresas para atraer actividad económica a la zona; transformar el castillo en sede de congresos. Otra parte del proyecto está dirigida a la diáspora vasca. Ofrecer un lugar de acogida y encuentro, un referente en la tierra que tuvieron que dejar. La cuarta parte se centra en el espacio social”. La idea no es hacer un hotel, como ahora está diseñado, “pero bar habrá, un espacio de encuentro como nos gusta a nosotros y como corresponde a la zona”, apuntan los representantes de la Etxauzia Elkartea. Este cuarto espacio se reserva para visitantes y, en especial la juventud, con visitas, clases de cocina, catas de vino, conciertos, seminarios bodas...

El contenido del proyecto está diseñado por escrito y sus impulsores han comenzado a trabajar. Además de la campaña “un vasco, un euro”, están manteniendo y quieren relanzar contactos con empresas y con los ayuntamientos. “Aquí hay poca empresa y la zona necesita un impulso. Como en la costa ya no hay espacio para que se asiente más actividad económica, pensamos que Etxauzia puede constituirse como sede de congresos y ferias que dinamicen la actividad económica e incluso invite a las firmas a asentarse en estos valles. Queremos que sea un polo de atracción y que la gente pueda seguir viviendo aquí sin tener que seguir emigrando por cuestiones de trabajo”. Otro campo que están explorando los socios de Etxauzia es el de la implicación institucional. “El Ayuntamiento no puede financiar el castillo, pero le interesa lo que se quiere hacer y entrar en la dinámica” señala Bidart, el concejal. También se ha implicado la asociación cultural Basaizea (que organiza cada año, el último domingo de abril, la fiesta de Nafarroaren Eguna) y les cede su sede de Baigorri para trabajar en el proyecto. Los promotores quieren llamar a todas las puertas para que la iniciativa se haga realidad. El Gobierno de Navarra, el Gobierno de la CAV, las casas y familias de la diáspora vasca.

Coyuntura favorable

La idea es bonita, no está exenta de dificultad y requiere la implicación de muchas personas e instituciones. “El proyecto es complicado y ambicioso, pero posible y a la larga muy beneficioso”, coinciden los Bidart de Baigorri. La asociación cuenta ya con 120-130 socios. “Al principio éramos los de Baigorri pero, poco a poco, se van sumado de otras zonas del valle, de Iparralde y de Euskalherria en general”. Los socios de Etxauzia Elkartea creen que la coyuntura actual les puede ser favorable porque “en Biarritz están en venta al menos dos castillos y no se venden”, dicen, pero “también corremos el riesgo de que venga aquí uno con dinero, se encapriche del castillo, lo compre y de al traste con nuestro proyecto”.

En pocas semanas, los propietarios del Castillo de Etxauz llegarán a Baigorri a disfrutar de unos días de descanso. Se han propuesto disolver en octubre la sociedad que crearon para la compra del castillo y poder traspasar el elegante caserón a una nueva propiedad. Ajit Asrani, de origen pakistaní, y su esposa María Alicia Urrutia, con posibles raíces en la vecina localidad baztanesa de Errazu y familia lejana en Bizkaia, han utilizado el castillo para sus vacaciones.

Hoy, un casero de Baigorri se encarga del cuidado, de mantener a ras la hierba de sus jardines y de abrirlo cuando, con permiso de los dueños, se ha cedido para celebrar algún evento como el reciente encuentro con Bernardo Atxaga que llenó de público el elegante e historiado sabaiao que atesora la bajocubierta de la futura Nafartarren Etxea.

La cifra

Tres millones de vascos, a un euro, los 3 millones de euros que se requieren para el proyecto.

Para asociarse o aportar. La Asociación Etxauzia Elkartea pone a disposición de los ciudadanos que quieran aportar su granito de arena el correo electrónico ‘baigorri@etxauzia.org’ y también la web ‘euskaldunbateurobat.com’.
.






°