sábado, 9 de abril de 2016

El Caso de Ester Quintana

Es el cuarto aniversario del asesinato de Íñigo Cabacas por parte de la Ertzaintza. Le mataron con una pelota de goma de las que acostumbran usar los cuerpos represivos de los diferentes estados para disolver manifestaciones en calles y plazas. El régimen borbónico franquista no es la excepción, de hecho, es uno de los que más recurren a esta brutal práctica y por tanto, a ella recurren también las diferentes policías autonómicas, como la ya mencionada Ertzaintza en Euskal Herria o los Mossos d'Esquadra en Catalunya.

Hoy mismo, en la página de Ojocontuojo publican una actualización acerca del caso de Ester Quintana, lean ustedes:

El juicio contra dos Mossos acusados de vaciar un ojo a Ester Quintana comenzará el 11 de abril

Ester Quintana pide nueve años de prisión por un delito de lesiones de miembro principal por un subinspector y un escopetero de los Mossos
El juicio contra los dos Mossos acusados de vaciar un ojo a Ester Quintana comenzará el próximo lunes 11 de abril, con la formulación de las cuestiones previas. El martes testificará Quintana y el miércoles 27 de abril declararán los dos agentes acusados. Entre estas dos fechas declararán otros testigos, Mossos y se presentarán las diferentes pruebas periciales.

Ester Quintana pide nueve años de prisión por un delito de lesiones de miembro principal para el subinspector y el escopetero de los Mossos que irán a juicio acusados de haberle vaciado un ojo por el impacto de una bala de goma durante la huelga general del 14 de noviembre de 2012. También pide su inhabilitación por nueve años.

La petición de Quintana se suma a la que ya planteó la Fiscalía, que solicitó una pena de dos años de prisión y cuatro de inhabilitación, en su caso por un delito de lesiones por imprudencia grave.

El pasado mes de septiembre la aseguradora de la Generalitat indemnizó a Ester Quintana con 260.931 euros por el impacto de una bala de goma que le hizo perder un ojo. Con este pago, que cuenta con el acuerdo de Quintana, se abrió la puerta a la asunción de culpa por parte de la Administración.





°