viernes, 18 de diciembre de 2015

Los Frutos del Proceso de Paz en Colombia

Le estamos dando seguimiento al proceso de paz entre el régimen colombiano y las FARC.

Nos resulta alentador que un conflicto tan largo y violento por parte de un corrupto gobierno de extrema derecha en contra de su propio pueblo esté siendo solucionado gracias a la voluntad y compromiso con la paz por parte de la izquierda internacionalista en general y la izquierda colombiana en particular.

Por supuesto, también le hemos estado dando seguimiento a todo el asunto de la justicia transicional, tan necesaria para que no solo se le de oportunidad a la paz, sino también a la reconciliación.

Claro ejemplo de esto es lo que nos relata esta nota publicada en Naiz:


Primera entrega de desaparecidos en Colombia como resultado de los acuerdos de La Habana

Las familias de 29 desaparecidos por el conflicto vivido en Colombia han recibido de las autoridades los restos de sus seres queridos en la localidad de Villavicencio.
Dos meses después de que en La Habana el Gobierno y las FARC pactaran unas «medidas inmediatas humanitarias de búsqueda, ubicación, identificación y entrega digna de restos de personas dadas por desaparecidas» por el conflicto, las familias de 29 personas han recibido de la Fiscalía General de la Nación los restos de víctimas de las que llevaban sin tener noticias, incluso, desde hace diez años.

Unos doscientos familiares se han desplazado hasta Villavicencio para recibir los restos óseos de hombres y mujeres que estuvieron durante varios años enterrados como cuerpos sin identificar en diversos cementerios.

«A pesar del dolor y la angustia, tenemos tranquilidad. Dolor porque nuestros familiares ya no están. Angustia de saber quién lo hizo y por qué lo hizo. Tranquilidad porque tendremos a donde ir a llevar las plegarias. Tenemos que seguir adelante en espera de ver la pronta e inmediata reparación e investigación de los hechos de todo esto, el acompañamiento sicosocial y que ojalá se continué la búsqueda de los miles de desaparecidos que faltan (…) quiero resaltar la importancia que tiene el proceso de paz firmado en La Habana, especialmente sobre víctimas, para facilitar la búsqueda de desaparecidos en nuestra bella Colombia», ha declarado Hugo Darío Maldonado ante a los restos de su hermano Williams Arimetea Maldonado, desaparecido en septiembre de 2007 cuando tenía 37 años.

Paula Gaviria, directora de la Unidad para la Atención de las Víctimas, ha manifestado que «lamentamos que esto haya pasado a sus familias, a sus vidas y al país. Y también, honestamente, admiramos su fortaleza, su resistencia y su infinita capacidad de levantarse y ver hacia el frente. Gracias por permitirnos estar aquí con ustedes».

Sergio Jaramillo, Alto Comisionado para la Paz, ha recordado la importancia de las víctimas en los acuerdos para terminar el conflicto entre el Gobierno y las FARC en La Habana, y les ha asegurado, una vez más, que el Gobierno tiene el firme compromiso de darle una respuesta a todas las familias que han perdido a sus seres queridos en la guerra.





°