domingo, 6 de noviembre de 2016

Madrid Entorpece el DDR de ETA

Les presentamos este reportaje publicado en Gara con respecto al arresto de Mikel Irastorza en el cual le enmiendan la plana a la página Sin Embargo, mediocre medio informativo mexicano que se dedica a copiar, pegar y publicar tal cuál los comunicados de prensa por parte de los aparatos represivos del régimen español.

En el mismo queda bien claro que la apuesta por Madrid es la de descarrilar el proceso de Desarme, Desmovilización y Reinserción iniciado por ETA hace ya cinco años y ratificado hace unos días.

Aquí lo tienen:

Tres arrestos en otra redada contra los pasos anunciados por ETA

La Policía francesa, en colaboración con la Guardia Civil, detuvo ayer a tres personas en la localidad labortana de Azkaine. Entre los arrestados figura Mikel Irastorza, calificado una vez más por Madrid como «máximo dirigente» de ETA. La redada se produce una semana después de que la organización anticipara «nuevos compromisos».

Agentes de la Policía francesa, en colaboración con la Guardia Civil, detuvieron ayer en Azkaine a Mikel Irastorza y dos personas más acusadas al parecer de labores de apoyo. El Ministerio del Interior español define a Irastorza, una vez más, como «el actual máximo dirigente» de ETA. En un comunicado, afirmó que ocupaba esta responsabilidad desde la detención de David Pla e Iratxe Sorzabal, el 22 de setiembre de 2015 en Baigorri.

En una entrevista publicada por GARA el pasado mes de diciembre, Pla explicó que se encontraban en Euskal Herria para recabar las propuestas de colectivos y personas de cara a definir los pasos a dar por ETA. Y esta redada de ayer vuelve a producirse en el contexto en que la organización vasca acaba de dar a conocer, hace justo una semana, su disposición a asumir «nuevos compromisos».

Pese a esta voluntad expresa, Madrid y París insisten en la vía represiva. En esta operación, denominada ‘‘Nerin’’, en referencia al policía francés muerto en un tiroteo casual con ETA en 2010, han sido detenidas también otras dos personas a las que se acusaría de «colaboración». Distintas fuentes informaron de que se trata de Xabier Arin y de su pareja. Arin retornó en marzo de 2014 a Ataun tras pasar décadas exiliado y reside habitualmente en Azkaine.

Madrid habla de «duro golpe»

Con su habitual tono propagandístico, el Ejecutivo español afirmó que esta nueva operación «representa un duro golpe a las estructuras de ETA, ya que supone la pérdida de liderazgo y la eliminación de su estructura de dirección encargada de dirigir la gestión del arsenal armamentístico y explosivo que aún dispone en su poder». Un material del que paradójicamente ETA se quiere desprender. Inició el sellado e inventariado de su armamento a comienzos de 2014, y en 2015 apostó por un diseño compartido de desarme.

El 12 de octubre, el Día de la Hispanidad, la Policía francesa anunció el levantamiento de un zulo situado en Oise, al norte de París, dando una nueva muestra de que Madrid y París no tienen intención de colaborar ni siquiera en permitir el desarme, sino que prefieren obstaculizarlo. Los medios españoles dieron cuenta de la incautación de 145 armas. Días después, ETA envió una nota en la que confirmaba que el zulo estaba abandonado tiempo atrás y en consecuencia era utilizado por los estados como «trampa contra ETA».

La operación de ayer también se ejecutó en un día simbólico, dado que suponía el estreno de Juan Ignacio Zoido al frente del Ministerio del Interior. «La lucha contra ETA es una constante que vienen desarrollando las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, y hasta que no se produzca por parte de ETA la entrega definitiva de las armas y su disolución seguiremos desde el Gobierno luchando contra la lacra del terrorismo», declaró el nuevo ministro, en la misma línea marcada por su antecesor, Jorge Fernández Díaz.

Spektorowski lo critica

En declaraciones a “Público”, Alberto Spektorowski, uno de los integrantes del GIC, criticó la detención de Mikel Irastorza. «El mensaje es muy claro. Quieren decirle a ETA ‘nosotros no negociamos, sino que os vamos a destruir’», señaló el mediador uruguayo-israelí, quien alertó de que el «Gobierno español quiere una rendición». «Y España le va a pedir a Francia acentuar los intentos para liquidar lo que queda de ETA lo antes posible para impedir los movimientos que se tratan de hacer a favor del desarme o de una posible negociación», añadió.

La semana pasada, Raymond Kendall, otro miembro del GIC, afirmó que en la actualidad el Estado francés «constituye una esperanza para desbloquear el proceso de paz». «Parece que Francia ya no está en una dinámica de seguidismo automático de España, sobre todo cuando hay instancias europeas que están presionando a los dos estados con críticas sobre la cuestión de presos», indicó en una entrevista a Mediabask.

Desde estas instancias y otras fuentes bien informadas se asegura que en el Estado francés hay dos posiciones diferentes sobre cómo afrontar este proceso, pero de momento es la línea dura la que se impone con redadas como esta o las anteriores de Biarritz y Baigorri.

Otegi remarca que la mayoría vasca quiere la resolución y el PP «va hacia la marginalidad»

Arnaldo Otegi enmarcó la detención de Mikel Irastorza en la «lógica de guerra» del Estado español, al que acusó de no estar «interesado en la paz». «Probablemente porque sigan considerando que las lógicas de guerra les dan mayores réditos electorales que las de paz», señaló el líder de EH Bildu, que comparecía en rueda de prensa, convocada previamente, justo para hablar de paz y convivencia.

Otegi constató que Madrid «trata de obstaculizar» todos los avances que se puedan dar hacia la resolución del conflicto, pero apostilló que esta cuenta con el apoyo de la «inmensa mayoría de este país», tal como se pudo comprobar en los resultados de las recientes autonómicas en la CAV. El líder abertzale recordó que el PP, la formación que «sostiene las lógicas de guerra», cuenta con nueve parlamentarios en Gasteiz, lo que le convierte en «un partido decreciente que va a la marginalidad política».

«Si ellos siguen en esa lógica, no nos vamos a poner nerviosos ni a desviar del camino. Nos vamos a reafirmar en trabajar en las vías que conduzcan a la paz en nuestro país», destacó Otegi, que apostó por desarrollar la Declaración de Aiete durante esta legislatura. A su juicio, el texto acordado en 2011 es una «hoja de ruta» válida.

EH Bai también criticó las detenciones, que dijo que ponen de manifesto que la única vía planteada por los estados español y francés es la de la «represión». La coalición recordó que en Aiete se instó al Estado francés a que diera pasos hacia la resolución, por lo que ayer pidió al Gobierno de Hollande que deje a un lado las medidas represivas.

En cuanto a Sortu, tildó la redada de «carta de presentación» del nuevo Ministerio de Interior y trajo a colación que «no hay otro ejemplo en el mundo entero de un gobierno que responde con detenciones y con una actitud de boicot permanente ante una organización que hace cinco años abandonó la lucha armada y está haciendo todo lo que está en sus manos para culminar un desarme ordenado».

El portavoz de Sare, Joseba Azkarraga, señaló por su parte que las detenciones de ayer «son una agresión contra la resolución y la paz». Y LAB subrayó que es necesaria una «respuesta unitaria y contundente por parte de los agentes sociales y sindicales que estamos dispuestos a colaborar en la construcción de la paz» y, por ello, realizó un llamamiento a su afiliación y a la clase trabajadora vasca en general a participar en las movilizaciones contra la detención de Irastorza «y a llevar la denuncia este lunes a los centros de trabajo».

Por su parte, el Gobierno de Gasteiz dio validez a la actuación policial, aunque alertó de que esa acción no es suficiente para lograr la «definitiva desaparición» de ETA. A su parecer, es «sumamente conveniente que se dé una decisión de autodisolución». «La desaparición por convicción, voluntad y anuncio de la propia ETA es el mecanismo que mejor cierra la puerta de la violencia y del pasado. Es a esto a lo que el Gobierno Vasco ha denominado un ‘final ordenado de la violencia’», precisó el Ejecutivo de Iñigo Urkullu.

En similar línea se pronunció el portavoz del PNV en el Parlamento autonómico, Joseba Egibar, que enmarcó la operación policial de Azkaine dentro de la estrategia de escenificar una «derrota policial» de ETA.

Lander Martínez (Elkarrekin Podemos) lamentó que se den «polarizaciones» que impidan «dar este pequeño salto que hace falta para que ETA empiece a ser algo del pasado y desaparezca».

La portavoz del PP de la CAV, Laura Garrido, fue la única portavoz vasca que calificó la redada de «absolutamente positiva. Evidencia que el Estado de Derecho funciona».

Reacciones

«El Estado de Derecho funciona, no se detiene y no está en tregua» | LAURA GARRIDO | Portavoz del PP de la CAV

«Está fuera de lugar, hay que abandonar este sinsentido permanente» | JOSEBA AZKARRAGA | Portavoz de Sare

«Todavía se producen detenciones y ETA no está desarmada y disuelta» | LANDER MARTÍNEZ |Portavoz de Elkarrekin Podemos

«En el Estado no hay ningún interés en consolidar un escenario de paz» | ARNALDO OTEGI | Portavoz de EH Bildu






°