miércoles, 4 de noviembre de 2009

Euskal Herria se Esfuma

Así, de un día para otro el término Euskal Herria ha sido modificado por el gobierno de Francisco López para ceñirlo al objetivo de Madrid por hacer desaparecer de la faz de la tierra al pueblo vasco. Dicen los españolistas que todo lo que han hecho es quitarle el (suponemos equívoco) significado político para ajustarlo al puramente cultural. Lo curioso es que al mismo tiempo le han cerrado espacios al euskera, dejando bien en claro que a ellos lo "cultural" les viene de sobra.

He aquí una recopilación de notas periodísticas al respecto cortesía de inSurGente y Kaos en la Red:

El Gobierno de la Comunidad Autónoma Vasca del PPSOE elimina el término "Euskal Herria" sin respetar siquiera el estatuto de autonomía

inSurGente.- Volverán banderas victoriosas al paso alegre de la paz y traerán prendidas cinco rosas: las flechas de su haz (de Pachi López). Volverá a reír la primavera, que por cielo, tierra y mar se espera. Arriba escuadras a vencer que en las Vascongadas empieza a amanecer.


El euskera deja de ser la ‘lengua principal’ en los colegios del País Vasco

Educación modifica el currículo escolar y preserva las aulas donde sólo se enseña en castellano.

También elimina el perfil político de ‘Euskal Herria’.

Unai Etxebarria | 20minutos

El Departamento de Educación ha metido la mano en el currículo escolar vasco para lograr tres objetivos: vaciar de sentido político el término Euskal Herria, eliminar la valoración del euskera como lengua principal en la enseñanza y trabajar en el aula el rechazo a ETA. Educación espera aprobar el nuevo documento en dos meses.

El currículo fue aprobado por el anterior Gobierno vasco y recoge todos los conocimientos que un escolar debe adquirir. La Consejería de Isabel Celaá ha peinado el texto para sustituir o quitar las partes que no le convencían. Espera aprobar el nuevo documento en dos meses.

De este modo, se ha amputado la parte donde se leía: «El euskera será lengua principal». Celaá ve ilógico este estatus, cuando el 80% de la población vasca es castellanohablante. Sostiene que las modificaciones garantizan que las dos lenguas oficiales «estarán en pie de igualdad» y que los alumnos serán bilingües.

También se abre la mano a las exenciones al estudio de euskera para los alumnos que se incorporan tarde al sistema escolar vasco.

En la práctica, estos cambios se traducirán en que el euskera tendrá menos peso en la enseñanza vasca, con más modelo A, más exentos de estudiar esta lengua, etc.

Por lo demás, Educación sólo ha mantenido el término Euskal Herria para designar a un ente lingüístico y cultural. Cuando el contexto se refiere a una realidad política, ya no pone Euskal Herria, sino Euskadi. «Se ha hecho adoctrinamiento nacionalista en la escuela», dice Celaá. Se ha hecho adoctrinamiento nacionalista en la escuela

Además, se añaden artículos para rechazar a ETA. Se obligará al alumno a conocer los derechos de la Constitución española y se recordará a las víctimas del terrorismo.


Celaá "limpia" del currículum el "sectarismo" del euskera y el "adoctrinamiento nacionalista"

"No podemos tolerar que nuestros conciudadanos sean tratados como extranjeros", advierte el nuevo "currículum del cambio" se aprobará en enero

Mientras UPyD aplaude la reforma, desde EA tachan de "insulto" las alusiones de la consejera a la asimilación

Idoia Alonso | DEIA

Bilbao. En diez meses el cambio llegará a las aulas. En enero, el Ejecutivo López aprobará finalmente su revisión del Currículum vasco, que define los contenidos y objetivos de la etapa Obligatoria, después de que el Departamento de Educación remitiera el nuevo texto ayer al Consejo Escolar de Euskadi para su análisis. Gracias a los socialistas, a partir del próximo curso el sistema educativo quedará libre del "adoctrinamiento nacionalista" que -en su opinión- se ha venido practicando en las escuelas y del "modo reduccionista y sectario" que -a su juicio- recibe el tratamiento de las lenguas en el ámbito de la enseñanza. Todo ello, con el objetivo de evitar "toda pretensión de asimilacionismo o distorsión de nuestra propia realidad". En su lugar, la enseñanza del cambio promete "tomar a la sociedad vasca en su pluralidad, lo que significa trabajar por su cohesión social y equidad".

La consejera de Educación, Isabel Celaá, explicaba con estas palabras el resultado del proceso de modificación de los decretos de Infantil, Secundaria y Bachillerato que forman la piedra angular de la enseñanza vasca. Lo que encierra la dialéctica empleada por la consejera no es más que los cambios que se han venido avanzado desde verano. El término Euskal Herria sólo se empleará para referirse a una realidad lingüística y cultural; y el euskera dejará de ser la principal lengua vehicular de la enseñanza. Al margen de la valoración política de Celaá, cabe destacar que desaparece del currículum la referencia a los objetivos lingüísticos, una medida de consecuencias impredecibles. En cambio, el nuevo texto sólo alude al "bilingüismo equilibrado e integrador", asegurando, "la igualdad" de las dos lenguas oficiales de Euskadi.

Además, los alumnos que hayan iniciado sus estudios en un sistema educativo que no incluya la lengua y literatura vascas, o que justifique debidamente su residencia no habitual en la CAV, podrá ser declarado eximido de la evaluación de estas asignaturas. Pero recibirán las clases. Nadie quedará excluido, ni los centros extranjeros. Esta norma afectará al alumnado que se incorpore a partir de 3º y 4º de la ESO. En la actualidad, hay cerca de 8.000 estudiantes en esa situación, en su mayoría inmigrantes o hijos de funcionarios del Estado.

Por otro lado, a partir del próximo curso se modificarán tanto el contenido como los criterios de evaluación de la asignatura de Educación para la Ciudadanía para adecuarlos al rechazo explícito de la violencia y así fomentar la empatía hacia las víctimas del terrorismo, "y no se eluda la situación que sufre nuestro país, caracterizándolo sin ambages como un caso de violencia ilegítima desde todos los puntos de vista", dijo Celaá.

El partido de Rosa Díez, UPyD se apresuró ayer a aplaudir la reforma porque "nos acerca a la libertad lingüística". Aun así, el representante de UPyD en el Parlamento Vasco, Gorka Maneiro, advirtió de que el PSE-EE está siendo "perezoso para dar los pasos necesarios que garanticen la libertad absoluta para la elección del modelo lingüístico, y para asegurar que no exista ningún tipo de discriminación por razón de lengua en el acceso a los puestos de la Administración".

EA: Es un "insulto" La reacción de los anteriores responsables de Educación tampoco se hicieron esperar, pero en sentido contrario. Ayer la secretaria de Comunicación de EA, Ikerne Badiola, denunció que la nueva redacción del Currículum vasco "pone en peligro todos los avances que el anterior equipo de Educación logró en el camino hacia un bilingüismo real y no sólo formal", y por ese motivo espera que el Consejo Escolar de Euskadi ofrezca una respuesta "contundente" que obligue a rectificar a la titular de Educación.

Eusko Alkartasuna considera "una grave irresponsabilidad" en la pretensión de Celaá de igualar y equiparar el tratamiento dado al euskara y al castellano "porque, teniendo los dos el mismo rango como idiomas oficiales, la realidad es que hay un gran desequilibrio entre ambos en detrimento del euskara".

Badiola afirmó al respecto que "en una situación de diglosia -bilingüismo- como la que se da en Euskal Herria es el euskara la lengua que necesita ser reforzada y por eso es necesario que sea la lengua vehicular principal en la enseñanza, no la única, pero sí la principal, tal y como establecían los anteriores decretos de Educación".

La dirigente de EA acusó además a Celaá de "ocultar intencionadamente que el Currículum elaborado por los anteriores responsables de Educación logró el consenso de la inmensa mayoría de los agentes educativos, tanto en la escuela pública como en la concertada" y consideró por ello "un insulto" que la consejera se atreva a hablar de "adoctrinamiento nacionalista" en los centros de enseñanza. Asimismo, Badiola defendió el uso del término Euskal Herria en el Currículum y aconsejó a Celaá "que se relea el artículo 1 del Estatuto, para que no vuelva a olvidar que el Pueblo Vasco se constituyó en 1979 en Comunidad Autónoma bajo la denominación de Euskadi, País Vasco o Euskal Herria". Durante su comparecencia, la consejera socialista indicó que, a partir de septiembre, el tratamiento que se dará al término Euskal Herria atenderá a una "realidad constatable y no a una visión particular". Aclaró que se mantendrá el término "en determinados casos" que aludan a "ámbitos culturales y lingüísticos" aunque se sustituirá "cuando hace referencia al ámbito político-administrativo de esta comunidad autónoma". En esos casos, el término será sustituido por los de Euskadi o Comunidad Autónoma Vasca cuando se refiera al ámbito político-administrativo de la comunidad autónoma. Esta medida exigirá, por tanto, de la modificación de los libros de texto.


El Gobierno vasco lleva el "cambio" a los libros de texto

Educación dice que acabará "con el adoctrinamiento nacionalista"

Humberto Bilbao y Guillermo Malaina | PUBLICO.ES

El Departamento de Educación del Gobierno vasco eliminará la denominación de "Euskal Herria" en su acepción política de los libros de texto, suprimirá la calificación del euskera como lengua vehicular y llevará a las aulas el rechazo a la violencia terrorista. La consejera de Educación, la socialista Isabel Celaá, dijo ayer que estas modificaciones para el próximo curso están dirigidas a acabar con el "adoctrinamiento nacionalista".

La educación vasca es con frecuencia un campo de enfrentamiento y pocos consensos entre las fuerzas nacionalistas y las constitucionalistas, especialmente sobre cuestiones relacionadas con la identidad y el euskara. Así, la reforma conocida este lunes se antojaba del todo previsible desde la llegada del Partido Socialista de Euskadi al Ejecutivo vasco.

Eliminará la denominación de Euskal Herria en su acepción política

La iniciativa del Gobierno de Patxi López plantea, en cualquier caso, un cambio especialmente significativo desde la aprobación del Estatuto de Gernika, hace 30 años, acerca del uso del término "Euskal Herria". Este quedará limitado a los ámbitos cultural y lingüístico en los libros de texto de Educación Infantil, Secundaria Obligatoria y Bachillerato. La denominación Euskal Herria será sustituida, en cambio, por el nombre Euskadi o Comunidad Autónoma Vasca cuando se aluda a este marco administrativo.

Según la consejera vasca de Educación, el término "Euskal Herria" desaparecerá también en epígrafes como "Enfermedades más comunes de Euskal Herria", "Valoración del uso responsable de las fuentes de energía en Euskal Herria" o "Energías utilizadas por las máquinas en Euskal Herria".


El Estatuto de Gernika

Los nacionalistas recuerdan que ese término figura en el Estatuto

Frente a esta posición, los partidos nacionalistas defienden, entre otros argumentos en defensa del término "Euskal Herria", que éste aparece en el artículo 1 del Título Preliminar del propio Estatuto de Gernika: "El Pueblo Vasco o Euskal Herria, como expresión de su nacionalidad, y para acceder a su autogobierno, se constituye en Comunidad Autónoma dentro del Estado español bajo la denominación de Euskadi o País Vasco...".

Aparte de esta polémica, los borradores de los nuevos decretos introducen importantes modificaciones en la normativa aprobada la pasada legislatura por la consejería dirigida entonces por Tontxu Campos (EA). El nuevo Ejecutivo vasco suprimirá la catalogación del euskera como lengua vehicular, al considerar que esta era "una ofensa innecesaria". Según Celaá, su iniciativa defiende un "bilingüismo equilibrado, asegurando la igualdad de las dos lenguas oficiales de Euskadi", y garantiza además que cada centro pueda definir su programa educativo en función de la realidad sociolingüística de la comarca en que se encuentre.

La tercera pata de la reforma anunciada es el tratamiento del terrorismo y la defensa de los derechos humanos. "Se trata de que el currículo recoja claramente el rechazo a la violencia, también a la violencia terrorista, y no eluda por tanto la situación que sufre nuestro país", señaló la consejera de Educación.

Celaá afirmó que los nuevos decretos nacen, en definitiva, de la voluntad de poner fin a "la tentación de hacer de la escuela un instrumento de adoctrinamiento nacionalista, y no de inclusión dentro del pluralismo". Otro objetivo es, según sus palabras, eliminar "el modo reduccionista y sectario que recibía el tratamiento de las lenguas en el ámbito de la enseñanza".

Los borradores de los tres decretos serán ahora remitidos al Consejo Escolar Vasco y a otras entidades del sector para que puedan analizarlos antes de que sean aprobado por el Consejo de Gobierno, previsiblemente dentro de dos meses. El objetivo del Ejecutivo vasco es que la nueva normativa entre en vigor a partir del próximo curso académico (2010-2011). "Hay que mejorar la enseñanza, liberarla de cualquier atisbo de adoctrinamiento y concitar acuerdos amplios", subrayó Isabel Celaá.


.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario