jueves, 23 de octubre de 2008

La Diáspora Sumisa "Habló"

El texto que reproduzco nos llega vía el boletín de prensa electrónico Berriak, en el podrán constatar lo que ya había denunciado Jon en su blog "Ants' Meat" en una entrada titulada "To Basque America" y que vuelve a tratar en la titulada "Proposal for NABO". Aquí lo tienen:

La burocracia a movido el culo: piden la palabra

Distintas organizaciones e instituciones de la diáspora vasca del continente americano reclaman el derecho del pueblo vasco a ser consultado y a que se dé "la palabra al pueblo". ¡Y firma la FEVA! Sí, señores, si de hacer el ridículo se trata. . .

Se ha publicado un manifiesto consensuado por la Federación de Entidades Vasco Argentinas; EA de Sao Paulo (Brasil); los North American Basque Organizations de Canadá y EEUU; la Fundación Centro vasco Euskal Etxea de Colombia; la Eusko Etxea de Santiago y Valparaíso, en Chile; el centro vasco Euskal Etxea de México; el de Jasone de Asunción, en Paraguay; el de Lima, en Perú; la Federación de Instituciones Vascas e Institución de Confraternidad Vasca Euskal Herria, en Uruguay; y la Federación de Centros Vascos de Venezuela.

En el documento, la burocracia oficialista afirma que la sociedad civil ha jugado en las últimas décadas un papel "protagónico" en la lucha contra la "violencia" y en la defensa del diálogo sin exclusiones "como camino para abrir un proceso de paz y normalización política en el País Vasco". En este sentido, aseguran que es un activo "irrenunciable" del que dispone el pueblo vasco "para construir un futuro mejor".

La diáspora vasca en América señala que la participación ciudadana en la vida política es un fenómeno "global" que también se ha incorporado a la construcción de la paz, "por lo que nadie debería oponerse al ejercicio de un principio tan elemental en el País Vasco".

En este sentido, recuerdan que el Consejo de Ministros europeo ha señalado que "es necesario enriquecer el diálogo político con la opinión de la ciudadanía sobre aquellos temas que más le afectan".

"Momento histórico"

"Los pretendidos límites supuestamente existentes en la legalidad española y que, según se alega, impedirían consultar la voluntad de los vascos, resultan indefendibles en democracia ante una tendencia internacional que, como la precedentemente expuesta, nadie cuestiona, máxime cuando el Gobierno español dialoga con ETA mientras que simultánea y sistemáticamente se niega a hacerlo con las instituciones democráticas vascas", afirman.

Por ello, aseguran que, en un momento "histórico" en el que las sociedades modernas buscan profundizar en la democracia, "es muy difícil oponerse a situar a las personas en el centro de la actividad política". A su juicio, no hay mayor contribución a una nueva cultura política "más plenamente democrática" que conocer directamente y de forma constante la opinión de su ciudadanía.

"El pueblo vasco es uno de los más antiguos de Europa. Es un pueblo mayor de edad, con identidad propia, y como tal le corresponde el derecho a ser consultado para poder decidir su propio futuro. En el siglo XXI los proyectos de convivencia entre los pueblos no deben plantearse desde la imposición sino desde la libre adhesión plasmada en pactos que tomen en consideración la opinión de la ciudadanía, libre y democráticamente expresada".

La diáspora vasca expresa su deseo de que se produzca un acuerdo entre todas las sensibilidades políticas, "sin que nadie tenga derecho a veto". "Si determinadas formaciones políticas se niegan sistemáticamente a dialogar, es necesario dar la palabra al pueblo y aplicar los principios básicos de la democracia".

Por todo ello, expresan su apoyo "más entusiasta y decidido" para que, en cumplimiento de la ley aprobada en el Parlamento de Gasteiz, la ciudadanía vasca sea consultada.

¡Qué morro el de estos tipos!

El documento de la burocracia subvencionada por el PNV y el Gobierno cipayo reproduce el discurso de la renuncia nacional. Pide que se cumpla con una "consulta" que ya fue descartada y que sus promotores no están dispuestos a defender. Un gesto tardío y puramente decorativo, que intenta maquillar el mutis por el foro de un culebrón que entretuvo durante años al electorado. Se difunde apenas a cuarenta y ocho horas de que el PNV acordara el negocio de presupuestos y supuestas transferencias con los mismos que le prohíben la palabra al pueblo vasco.

Lo que llama la atención es el descaro de esta burocracia cuando reclama "la participación ciudadana en la vida política... del País Vasco", pero la niega dentro de sus propias instituciones y en sus ámbitos de actuación. La Federación de Entidades Vasco Argentinas, uno de los firmantes del documento, acaba de decidir por mayoría no participar ni auspiciar la "mesa de diálogo político" que se llevará a cabo en el marco de la Semana Nacional Vasca, en La Plata, tal como hemos estado informando en este boletín. Un referente de la FEVA y del PNV, exigió que constara en actas que su euskaletxea se oponía a esta participación en una mesa de diálogo político. ¿Cómo se entiende?

La burocracia peneuvista ha puesto siempre el grito en el cielo para que en los centros vascos "no se haga política". Lo que en la práctica se traduce en "aquí hay una sola política, la nuestra". La tonta excusa de siempre es que genera divisiones. De ninguna manera, no puede generar divisiones porque ya estamos divididos. Cada uno tiene su propia ideología, su posición política y su propio grupo de referencia. En estas mismas instituciones ya están consagradas casi desde siempre las divisiones. ¿O alguien a visto un obrero ferroviario, un obrero metalúrgico, un peón rural, un barrendero, integrando la comisión directiva de un centro vasco?

Los señores que controlan las instituciones de la diáspora organizada y subvencionadita tienen que hacer lo mismo que reclaman: "enriquecer el diálogo político con la opinión de la ciudadanía", abriendo la posibilidad del acceso a la información y el debate. Pero, claro, la democracia presenta los mismos peligros que en el País Vasco: que haya que compartir espacios y poder con los que hoy están excluidos.

En fin, un documento "pour la galerie".




Que cosas, nosotros fuimos expulsados del foro Vascos México precisamente por defender el derecho del pueblo vasco a decidir. Recordemos que hipócritamente, en Vascos México se tiene prohibido "hablar de política y otras cosas que nos dividen" pero que se han dedicado incontables espacios para publicitar a Ibarretxe.

Y es que los de la diáspora insumisa no somos bienvenidos por los folkloristas de la diáspora sumisa.





.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario