lunes, 9 de diciembre de 2002

Del Sup Marcos a la Izquierda Abertzale

Bien, con ustedes, la cuarta misiva de la serie de seis con las que el EZLN, por conducto de su vocero el Subcomandante Marcos, está convocando a un diálogo por la paz en Euskal Herria.

Esta está dirigida a las formaciones independentistas de la izquierda vasca.

Aquí la tienen:

Convocatoria a abertzales para que sumen las mayores fuerzas posibles

"Hay caminos aún inéditos para conquistar la soberanía"

Ejército Zapatista de Liberación Nacional
7 de diciembre de 2002.
A las organizaciones políticas, sociales y culturales vascas de izquierda (abertzales). País Vasco.

De Subcomandante Insurgente Marcos. México.

Hermanos y hermanas:
Les escribo a nombre de los niños, ancianos, mujeres y hombres del Ejército Zapatista de Liberación Nacional de México y los saludo a todos con respeto y admiración.

Creo no equivocarme al suponer que conocen bien la polémica que se ha desatado a raíz de la carta zapatista leída en el Aguascalientes madrileño a finales del mes de noviembre de este año.

Como verán en la carta que anexo, he aceptado el reto a debatir que me lanzó el juez Baltasar Garzón. Puesto que soy yo el retado y me corresponde a mí fijar las condiciones, le he respondido que una de ellas es que, de manera paralela al debate, se realice un encuentro entre todas las fuerzas políticas y culturales implicadas en la problemática del País Vasco y que estén dispuestas. También le he escrito a ETA pidiéndole que declare una tregua unilateral por 177 días a partir del 24 de diciembre de este año, con el fin de crear las condiciones adecuadas para la realización de dicho encuentro.

Bien, eso es una apretada síntesis. Ustedes podrán ver más detalles en las cartas mentadas. Pero yo les escribo especialmente a ustedes por varias razones.

Además de para invitarlos a que participen en el encuentro, les escribo para pedirles que se sumen a la petición que hago a ETA, pues ustedes tienen la autoridad moral y el prestigio del que yo carezco para ello.

También les pido que, con inclusión y tolerancia, sumen las mayores fuerzas posibles para organizar y realizar el acto. Se los pido a ustedes porque, históricamente, la izquierda siempre ha demostrado ser mejor organizadora que la derecha. Los temas, ritmos y demás del encuentro deben ser decisión de todas las fuerzas que quieran darle una oportunidad a la palabra.

Sé bien que, a diferencia de la izquierda parlamentaria mexicana, ustedes sí tienen un proyecto político alternativo no sólo para la lucha por la soberanía vasca, también para la construcción de un sistema más justo, más democrático y más libre, es decir, más humano. Por eso acudo a ustedes, a su experiencia, a su decisión de lucha, a su heroísmo y a la autoridad moral que, no me cabe duda, se han construido dentro del noble pueblo vasco. Que hay caminos aún inéditos para conquistar la soberanía vasca no me cabe duda.

Y tampoco me cabe duda que esos caminos están ahora cerrados por el terror que de uno y otro lado se alienta.

Por eso yo les pido que hablen y escuchen, que se hablen y se escuchen. No que renuncien a sus convicciones y proyectos, sino a que los den a conocer en un espacio por el que deben luchar, eso sí, junto a todos los hombres y mujeres honestos.

Les pido que luchen por hacer realidad este espacio, Nadie tiene nada que perder (salvo nosotros, los zapatistas, pero eso es nuestra especialidad) y sí mucho que ganar.

Les pido que dediquen su mejor esfuerzo a darle una oportunidad a la palabra.

Otra cosa (sí, ya sé que me estoy pasando de pedigüeño, pero vosotros sois nobles), les pido que, aunque todo vaya en contra y nada salga como lo hubiéramos querido, ustedes como quiera abran ese espacio y convoquen a todos y todas los que quieran, a que hablen y escuchen lo que todos y todas tienen que decir y escuchar.

Vale. Salud, y ya sé que parece consigna de movilización callejera, pero hay que darle una oportunidad a la palabra.

Desde las montañas del Sureste Mexicano.

Subcomandante Insurgente Marcos.

México, diciembre del 2002.





.... ... .

No hay comentarios.:

Publicar un comentario