sábado, 9 de enero de 2016

CUP y Junts pel Sí Confirman Acuerdo

Tras largos meses de un ejercicio democrático único en su tipo, la CUP ha llegado a un acuerdo con la coalición Junts pel Sí para investir a Carles Puigdemont como president de la Generalitat.

Aquí la nota al respecto publicada en Naiz:

Los compromisos de la CUP en el acuerdo con JxSí

A través de una nota de prensa, la CUP ha confirmado el acuerdo alcanzado con Junts pel Sí, según el cual, a cambio del paso a un lado de Mas, se comprometen a que dos diputados suyos se incorporen a la dinámica parlamentaria de JxSí (seguirán siendo diputados de la CUP) y a que otros dos parlamentarios presenten su dimisión tras la investidura de mañana.

A través de una nota de prensa, la CUP ha confirmado el acuerdo de presidencia con Junts pel Sí, cerrado «sobre la base de la decisión tomada en el Consell Polític y Grup d'Acció Parlamentaria del 3 de enero». Ha confirmado, asimismo, que el acuerdo incluye los tres ejes negociados durante los últimos tres meses: «el plan de choque propuesto por Junts pel Sí, el proceso constituyente y la ruptura por la independencia».

Así, en el acuerdo, de cinco puntos, la CUP adquiere tres principales compromisos. En primer lugar, admite «no votar en ningún caso en el mismo sentido que los grupos parlamentarios contrarios al proceso y/o el derecho a decidir cuando esté en riesgo la citada estabilidad».

En segundo lugar, la CUP se compromete a que dos diputados suyos «se incorporarán a la dinámica del grupo parlamentario de Junts pel Sí, de manera estable». «Participarán en todas las deliberaciones y actuarán conjuntamente en las tomas de posición del grupo para dar cumplimiento a aquello que está establecido en el punto 1», añade el documento. En declaraciones posteriores, la diputada de la CUP Eulàlia Reguant ha matizado que el acuerdo no implica que los dos diputados pasarán al grupo de JxSí. Es decir, seguirá siendo un grupo parlamentario de 10 diputados.

En tercer lugar, la CUP se compromete a «investir en la primera votación la persona candidata a la presidencia de la Generalitat a la investidura que el actual president proponga de entre los miembros del Grupo Parlamentario de Junts pel Sí». Como ya ha quedado dicho, será el alcalde de Girona, Carles Puigdemont.

En un cuarto punto del acuerdo, la CUP reconoce que la negociación «ha desgastado ambas partes y la base social y popular del independentismo». «Es necesario reconocer errores en la beligerancia expresada contra Junts pel Sí», asume la CUP, que se compromete a «reconstruir, a todos los efectos, la potencia discursiva y movilizadora de la etapa política que se inicia con este acuerdo, incluyendo la defensa activa de todos los agentes que la hacen posible».

El documento concluye con un quinto punto en el que la CUP «pone a disposición del acuerdo el compromiso de renovar, tanto como sea necesario, el propio grupo parlamentario con el objetivo de visualizar un cambio de etapa y asumir implícitamente la parte de autocrítica que le corresponde en la gestión del proceso negociador».

En la nota enviada a la prensa, la CUP explica que «como el president en funciones, Artur Mas, ha dado un paso a un lado y ha aceptado su parte de responsabilidad en las dificultades de los últimos meses, nosotros también lo hacemos en los mismos términos». Algo que se traducirá en la dimisión de dos diputados de la CUP después de la investidura de mañana. Todavía no se ha decidido qué diputados dejarán su escaño.



Enhorabuena, felicitamos a ambas formaciones políticas, ahora a recuperar la confianza del pueblo catalán y a trabajar en favor de la independencia.

Y por cierto, con Artur Mas haciéndose a un lado para destrabar el proceso, al final de cuentas, los odiados zarrapastrosos de Libertad Digital han decidido la suerte de Catalunya.





°