sábado, 23 de marzo de 2013

Sinergias de la Conferencia de Donostia

Desde Gara traemos a ustedes una semblanza de lo ocurrido en Donostia en las últimas horas dentro del marco del proceso de paz:


Su objetivo no era más que recoger aportaciones, pero la conferencia de Donostia ha concluido con éxito y logra algunos resultados extras. Numerosos alcaldes vascos han seguido las sesiones. La intervención del de Irun, José Antonio Santano (PSE), ha sido muy saludada. También las de Belfast e Idaho; David Bieter plantea una colaboración por los derechos vascos.

Ramón Sola

«Hemos aprendido mucho y esto será valioso para el futuro». Es el augurio del alcalde de Donostia, Juan Karlos Izagirre, a la conclusión de la conferencia internacional que ha reunido a alcaldes de todo el mundo implicados en solucionar conflictos y lograr la paz. La cita partía sin más expectativa que recopilar aportaciones, pero ha dejado un buen sabor de boca a todos los participantes, unánimes en saludar la idea y el desarrollo. Ha servido para estrechar lazos y también para ofrecer ideas a decenas de alcaldes vascos que han seguido las intervenciones.

La mayoría pertenecen a Bildu, pero una de las intervenciones que más poso ha dejado es la de un regidor del PSE. Las palabras de José Antonio Santano, de Irun, fueron muy valoradas dentro de la conferencia por su carácter constructivo (Izagirre destacó en su balance final el valor de esa mesa redonda entre alcaldes de Bildu, PSE y PNV). De paso, esta sesión del jueves por la tarde ha confirmado que la conferencia tenía una potencialidad práctica de acercar posiciones y no suponía mera «propaganda», como afirmaban algunos de sus detractores.

Tampoco la presión de organizaciones de víctimas ha perjudicado a las sesiones. No se han producido descuelgues. Al contrario, esta cuestión ha sido reconocida por todos como una clave que debe afrontarse para avanzar. Ajeno a todo ello, el anterior alcalde de Donostia Odón Elorza (PSE) seguía sosteniendo que la iniciativa no ha servido, porque que las víctimas no han sido tenidas en cuenta y porque no se ha emplazado a ETA.

Bieter: «La autodeterminación es básica y estamos de vuestro bando»

La intervención del alcalde de Boise (Idaho), David Bieter, era muy esperada y no tuvo desperdicio, ni en el fondo ni en las formas. Pese a haber nacido y vivido siempre al otro lado del Atlántico, retiene un euskara netamente vizcaino transmitido desde su abuelo, natural de Larrabetzu. Antes que nada, se declaró emocionado de estar en Donostia, y más aún tras el reciente fallecimiento de «mi otro abuelo, Pete Cenarrusa».

Comenzó con una anécdota: «Yo conocí el miedo por primera vez en Oñati, en 1974. Yo tenía 14 años. A mi padre le apuntaron con una metralleta unos guardias civiles que salieron de detrás de unos arbustos, cuando veníamos de un baile. Allí decidí que si podía hacer algo por la causa vasca, lo haría».

Pasaron 25 años hasta que entró en política, y poco después Cenarrusa lanzaba su famosa ofensiva de la declaración de Idaho por los derechos de Euskal Herria. Guarda en la memoria una comida con el representante del PP en Estados Unidos, Javier Rupérez: «No fue una buena idea -reconoció de modo sarcástico-. Rupérez nos dijo que aquí no había un problema político, que era solo policial, y yo me quedé muy sorprendido, no lo podía creer». Los mandatarios de Idaho siguieron adelante, también tras la masacre del 11-S, que afirma que les estimuló aún más. Aprobaron en 2002 un texto que fue un aldabonazo. De nuevo con ironía, concluyó que «hay que dar las gracias a Rupérez; seguimos adelante por sus comentarios, y al final lo que podía haber pasado desapercibido tuvo mucho eco mediático».

Una década después, con Cenarrusa muy presente y agradecido de corazón a Izagirre, Bieter dejó este mensaje final: «El derecho de autodeterminación es básico y debe ser respetado. Estamos de vuestro bando y haremos todo lo posible».






°

No hay comentarios.:

Publicar un comentario