martes, 15 de abril de 2014

Espionaje Cañí

Les compartimos esta tal cual, ustedes juzguen:





Según han informado Euskal Irratiak, el pasado sábado un guardia civil olvidó su arma en un bar de Biarritz. Un empleado del establecimiento, situado en el barrio de Errausta, encontró una bolsa y en su interior halló un arma de fuego y varios documentos de identidad españoles.

Según las mismas fuentes, alertó a la Policía francesa de este hallazgo. Mientras llegaban los uniformados franceses, los guardias civiles regresaron al bar en dos coches para recuperar la pistola 9 milímetros.

La Policía francesa los retuvo y los trasladó a comisaría, donde comprobaron que eran agentes del servicio de información de la Guardia Civil que operan en Ipar Euskal Herria.




Contra los vascos... todo vale, hasta tener idiotas inmiscuyéndose.



°

No hay comentarios.:

Publicar un comentario